Tag Archive for manipulación informativa

Un cambio de signo: ahora publicitan sin rubor la vuelta de tuerca militarista de España

Movimiento+15-M.+Retales%2C+curiosidades%2C+Sepia+y+B%26N

Por Álvaro Herraiz San Martín

Fuente. Extraconfidencial.com

Parece que un signo digno de ser leído por quienes nos preocupamos por las políticas contra el pueblo es la nueva estrategia de comunicación del gobierno (y con ello de sus representados de la élite) respecto del creciente militarismo.

  • Ahora nos dicen sin rubor que van a aflorar los 2000 millones de euros anuales de pago a la industria militar que suelen ocultar para que no aparezcan en los presupuestos de defensa y no consten como gasto militar.
  • Nos dicen que van a aumentar (en realidad lo que van a hacer es aflorar) el gasto militar (es decir, el gasto que ocultan) hasta el dos por ciento del PIB (cuando este alcanza a más del 2.7% si seguimos el criterio de la OTAN para contar qué es gasto militar)
  • Reconocen que han hecho trampas con el gasto militar y que ocultan una gran parte de este
  • Nos dicen que somos uno de los principales países con presencia militar en conflictos internacional (en realidad llevamos siendo el segundo de Europa y quinto de la ONU bastantes años)
  • Publicitan sin rubor a altas magistraturas del estado auspiciando contratos multimillonarios de venta de armas a países indecentes (en realidad los negocios con estos los hacían también antes pero con menos ruido)
  • Aprovechan cuanlquier excusa para proponer homenajes a los militares, a la bandera o a supuestos héroes.
  • Apoyan sin avergonzarse ferias de armas, como la que se celebrará en Madrid en breve.
  • y un largo etcétera

¿Qué ha cambiado? No los hechos, que son sienpre tozudos y muestran un creciente proceso militarizador en el que no falta el considerarnos a la gente como un potencial enemigo interno.

Lo que ha cambiado es la política: Quieren dar por hecho como algo natural, lógico, razonable, el giro militarista y nos apabullan con noticias que nos cuentan de forma acrítica para adoctrinarnos en sus intereses,

Por ejemplo, dice extraconfidencial,

Las Fuerzas Armadas despliegan actualmente el mayor número de operaciones de su historia, al participar en 20 operativos compuestos por 12.000 militares en el exterior y 2.300 efectivos en misiones internacionales, el mayor contingente militar jamás visto.

En realidad desde Felipe Gonzalez a la fecha son más 70 las interevenciones militares españolas en el exterior, lo que nos convierte en un país altamente agresivo y peligroso.

O, también

El aumento para Defensa que se vislumbra en la propuesta que Rajoy presentará al Congreso permitirá a la cartera militar sostener los gastos que ha realizado en los últimos tiempos, incluso la construcción de misteriosas Naves y Edificios de Oficinas tanto en el Cuartel General de las FAMET (CG FAMET), ubicado en la Base ‘Coronel Maté’ en Colmenar Viejo (Madrid), así como en el CIR de San Pedro sito en la misma localidad

O también

España se ha visto inmersa, de repente, en una de las mayores intervenciones militares de su historia, teniendo que pagar por ello un precio demasiado elevado.

Ahora nos preguntamos, siguiendo a este medio ¿Que se hace en esas “oficinas” de farmacia militar?

Mientras la farmacia “civil” sufre recortes, la farmacia “militar” (asombroso, hasta tienen farmacia propia y exclusiva) sufre apreciables aumentos.

¿Pero qué hace la farmacia militar? Sería curioso saberlo.

Para abrir boca, nosotros ya denunciamos en su día que son ellos los únicos que tienen autorización para fabricar y mantener (para los militares) antídotos y remedios para caso de problemas bacteriológicos, armas químicas o nucleares.

Los militares dejan a las claras que no están para defender a la sociedad. Más bien son una casta con sus propios y privilegiados medios dentro del estado.

 

Operación rescatar el belén legionario

Primerplano

Por hut_

Fuente: El Confidencial Digital

La noticia es algo vieja (del final de las navidades) y vetusta (de lo retrógrado y apolillado que es que sigan existiendo tales cosas en pleno siglo XXI).

Y es que, acabada la navidad, la “Hermanda de Legionarios” (en realidad “hermandad de antiguos caballeros legionarios”) decretó una “operación rescatar el belén legionario” para arrebatar a los servicios de limpieza municipales el belén que estos habían puesto en la Puerta de Alcalá como protesta porque el Ayuntamiento no había puesto, como en años anterores, un belén luminoso en tal monumento.

Los legionarios decretaron su operación de rescate para que el belén no cayera, reza la noticia, en manos extrañas, se supone que las de la malvada Carmena.

Esta misma hermandad es la que amenazó a Carmena (parece que han cogido un poco de fijación) con reponer las placas de la calle hasta hoy llamada Millán Astray, si se cambiaba el nombre de esta por otro más civilizado, e incluso, han ofrecido escolta, retóricamente, a una concejal de Podemos para que pueda asistir a la recientemente celebrada asamblea  de dicha formación “Vistalegre II”  sin miedo a los “machetazos dialécticos” que se presumía iba a recibir allí.

Todo un ejemplo, de los más nefastos por cierto, que sigue mostrando lo anacrónico que permanece bajo la capa de barniz moderno en nuestra sociedad madrileña.

Imaginamos que el belén legionario, con todo, habrá sido rescatado sin bajas por estos caballeros legionarios y que podrán dormir tranquilos hasta la próxima navidad. Lo suyo es que también nos dejen dormir tranquilos a los demás.

Defensa vuelve a intentar el pelotazo de la operación Campamento

20121105-007234

Por Asociación Madrid, Ciudadanía y Patrimonio

Fuente: el País

Nos informa El País de la intención de Cospedal de hacer caja con la ya varias veces fallida operación Campamento, en la que el Ministerio de Defensa pretende vender terrenos de propiedad del ejército en uno de los pelotazos de terreno más ingentes que se recuerdan.

Si hacemos memoria, la operación Campamento es un esperpento que solo busca lucrar a Defensa, como denunciamos en 2013. En 2015 se intentó colocar una millonada de metros cuadrados a un grupo empresarial chino para hacer una zona recreativa, y anteriormente a otro empresario estadounidense para hacer casinos, pero la operación fracasó en ambos casos.

Ahora se pretende sacar a la venta una “fase I” compuesta por 2,1 millones de metros cuadrados, pero, al parecer, encuentran reticencias en el Ayuntamiento para permitirles dicha venta.

Cospedal se ha comprometido, en el Senado y a preguntas de un senador del PSOE, a sacar adelante el pelotazo pese a quien pese (ella en realidad ha dicho “por encima de los colores políticos” que es la forma fina de decir que porque le sale de las mismísimas narices), tal como publica La Vanguardia.

Para demostrar que en esta materia los colores “políticos” no importan gran cosa, el senador del PSOE, mostrando su singular y secular sintonía con el PP, ha pedido a la ministra que se “cargue las pilas y haga realidad un proyecto que necesitan millones de madrileños”, lo que demuestra no tanto las necesidades de los madrileños (que no pasan precisamente por el lucro del ministerio de Defensa) como la igualdad de ideas del PP y el PSOE en esta materia.

Para PSOE y PP lo de la Operación Campamento no debe mezclarse con la política, justo lo contrario de lo que parece que le interesa a la ciudad de Madrid.

Y es que son como hermanos siameses.

El Pentagonillo español de Retamares

Resultado de imagen de hinteligencia militar

Por http://hinteligenciamilitar.blogspot.com.es/

Fuente: Elconfidencialdigital

Para que luego digan que entre nosotros no hay geómetras de postín.

Trillo, gran geómetra, tuvo una vez el sueño de reunir en un gran centro todo el mando, político y militar, de la defensa española, creando un “Pentágono” a la española, llamémosle familiarmente “Pentagonillo”.

Un sueño que pretendía hacer de la finca militar de “Los Retamares” ese espacio reservado para el Pentagnonillo.

A la chita callando, los militares han ido desplazando gran parte de sus centros de mando principales al Pentagonillo, hasta el punto en que

Retamares se ha convertido en un centro neurálgico para algunas de las unidades estratégicamente más importantes para las Fuerzas Armadas españolas.

y

Actualmente, las instalaciones de Retamares acogen al Centro de Inteligencia de las Fuerzas Armadas, al Mando de Operaciones Especiales (MCOE) y al Mando Conjunto de Ciberdefensa (MCCD). Todos los riesgos y amenazas que afectan a España son cosa de estos tres organismos.

Poco a poco se van construyendo edificios e instalaciones para adecuar el espacio a las finalidades militares.

Debemos estar alerta. Trillo, en su día, proponía invertir en crear el teatrillo del Pentagonillo nada menos que 300 millones de euros. Sus críticos dicen que pecaba de prepotente. Pero ¿y si se ha quedado corto? No parece que Retamares viva en la austeridad que se predica para las cosas civiles.

Condecoran al embajador español en Mali por su inestimable apoyo a la guerra

British+Soldier+Training+Malian+Soldiers

Defence Images

Fuente: La Vanguardia.

España, como en tantos otros lugares, tiene un embajador en Mali.

El tal embajador se llama José María Matres Manso.

Y a Manso acaba de condecorarle con bombo y alharaca la ministra de Defensa, Doña Cospedal.

Dolores ha condecorado a Manso con la Gran Cruz del Mérito Militar con distintivo “blanco”, un galardón establecido en el BOE que, según la propia palabrería del reglamento donde se regula, reviste

gran trascendencia en los aspectos moral y orgánico de las Fuerzas Armadas, al constituir tanto un estímulo permanente para la superación en el cumplimiento del deber y del servicio  –junto con los sacrificios, riesgos y dedicación inherentes a la vida militar– como un factor importante de selección para la organización militar,

Según el artículo 42 del citado Reglamento General de Recompensas Militares, la cruz en concreto

se concederán por méritos, trabajos, acciones, hechos o servicios distinguidos, que se efectúen durante la prestación de las misiones o servicios que ordinaria o extraordinariamente sean encomendados a las Fuerzas Armadas o que estén relacionados con la Defensa,…

y en concreto premia los méritos de

a) Destacar en el cumplimiento de los deberes militares y la prestación de sus servicios, de manera que constituyan un mérito extraordinario apreciado por el mando.

b) Ser autor de trabajos, estudios o innovaciones que el mando considere dignos de recompensa.

c) Haber obtenido previamente tres Menciones honoríficas.

En el caso de Manso, dice la ministra, la justificación es que ha contribuido de forma decisiva a que los militares españoles en Mali estén llevando de forma exitosa la misión militar encomendada en ese país y que esta cruz “aspira a hacer honor” a todos los méritos y esfuerzos del embajador al respecto.

Recordemos que el ejército español participa en una guerra emprendida por Europa (con Francia, como heredera colonial de la responsabilidad bélica a la cabeza) contra el terrorismo, formando parte de la coalición EUTM-Mali, donde “forma” al ejército maliense para que lleve a cabo las operaciones de combate como carne de cañón,

No le vamos a quitar méritos al embajador, ni a disimular el exceso verbal de la ministra en sus apreciaciones.

Pero qué tiempos aquellos en los que los diplomáticos servían a causas humanitarias y de paz, como  el ejemplo de Angel Sanz Briz, apodado el ángel de Budapest, Santiago Romero de Radigales, que salvó a los judíos de Salónica del holocausto nazi, o Julio Palencia Tabau, todos ellos comprometidos con la causa de la humanidad y a pesar de sus terribles mandatarios.

Cuánto nos gustaría que la acción exterior española no fuera el brazo semicivil del militarismo sino la expresión de lo mejor de nuestra sociedad hacia el resto de los pueblos.  Cuánto que las palabras del preámbulo de la Constitución redactadas hace ya tanto por Tierno Galván  (“Establecer una sociedad democrática avanzada, y colaborar en el fortalecimiento de unas relaciones pacíficas y de eficaz cooperación entre todos los pueblos de la Tierra“) fueran algo más que una panoplia o un deseo. Pero para que eso pase es necesario cambiar el orden de prioridades y la mentalidad anquilosada de la casta gobernante y del sistema político ferréamente construido por esta burriez que nos domina.

¿Sirven para algo los carísimos tanques Leopard?

Leopard+2A4

Vestman

Fuente: Infodefensa

Los famosísimos tanques Leopard de patente alemana (una parte de los cuales se fabrican en España) ganaron su reputación de arma letal en los múltiples ejercicios, simulaciones y maniobras militares, de forma que eran uno de los instrumentos de guerra más cotizados y reclamados por gran parte de los ejércitos mundiales.

Ejércitos como el alemán, el austriaco, el canadiense, el chileno, el danés, el español, el finlandés, el griego, el noruego, el holandés, el portugués, el sueco, el suizo, o el turco, entre otros muchos, se han gastado ingentes sumas de dinero, empobreciendo a sus poblaciones y asumiendo una brutal deuda militar, para comprar estos cacharros.

Ponerlos a prueba en una guerra de verdad y desmoronarse el prestigio de este arma de guerra han sido todo uno. Los turcos, que los han empleado para arremeter contra sus enemigos del Daesh en Al-Bab (Siria) han perdido 10 de un plumazo y han visto como otros muchos han quedado escacharrados, al parecer de forma irreversible.

La inexplicable ineficacia de estos tanques se ha visto magnificada porque al ingente número de soldados de infantería turcos, apoyados por estos tanques, se unía el apoyo aéreo de los rusos, que han podido comprobar como testigos el desastre del arma en cuestión.

Esta situación, que hace preguntarse a los militaristas si estos tanques sirven para lo que prometen, nos lleva a nosotros a hacer la pregunta más extensiva y la respuesta mucho más amplia.

¿Sirven los tanques para algo?  ¿Le sirven a alguien?

Primeramente, se ve que los tanques no sirven para lo que dice su “prospecto”, es decir, no tienen la eficacia militar que predican. Como toda la producción militar, es una verdadera chapuza. Y una chapuza muy cara y terrible.

En segundo lugar, no sirven tampoco para el bienestar de la gente de los pueblos cuyos ejércitos los compran. Su factura es carísima. Generan, como en el caso español, una ingente e impagable deuda militar y se pagan a costa de los bienes sociales que dejan de conseguirse al priorizar el gasto militar sobre las necesidades sociales.

Tampoco le sirven a la sociedad donde se producen dichas armas mortíferas, pues los cuantiosos beneficios que producen redundan en los accionistas de la empresa fabricante, que son los que efectivamente se enriquecen con ello, pero a costa de provocar dependencia de la producción militar en la zona donde se desarrollan estos tanques que, dado el sistema mecanizado de su producción, tampoco crean tanto trabajo como otros sectores.

No generan beneficio medioambiental, y son un instrumento altamente contaminante.

No generan beneficio para la paz mundial, sino que sirven a la causa de la guerra.

Sin embargo, genera ciertos beneficios:

  • A los accionistas de la industria militar, a los comerciantes, comisionistas, y demás cadena de negocio militar.
  • A la creación de conflictos bélicos y “amenazas” que sirven para “legitimar” la venta de armas y el negocio de la guerra.
  • A los políticos que asumen deuda ilegítima para adquirir estas armas que, a su vez, sirven para consolidar un status quo que les mantiene en su situación de privilegio, cuando no para conseguir además comisiones importantes.
  • A la petrificación de un modelo de política internacional basada en la división, la violencia estructural y la dominación que, curiosamente, beneficia a los estados productores y vendedores de armas y crea dependencia en los demás.

De modo que ya sabemos: la fabricación de tanques Leopard, como ejemplo de la venta de armas, sirve para algo y para alguien. Lo único que a lo que sirve es precisamente a lo más indeseable.indecente, perjudicial y necesario de cambiar de la faz de la tierra.

Otro rey para la industria militar en Arabia Saudí

Exponaval+2012

José González Spaudo

Fuente: ABC

El rey, como hiciera el rey que hubo antes de él, se acaba de estrenar en su papel de embajador de la industria militar.

Dos veces tuvo que suspender la visita al jerarca saudí para consolidar, con el doble aval regio de los parabienes y abrazos de los monarcas de uno y otro reino, el contrato de venta de armas españolas a los saudíes.

Primero, porque la posibilidad de que el régimen se alterara en su nucleo duro con eso de las elecciones hizo que la visita se retrasara hasta tenerlo todo atado y bien atado en el consenso exportador de armas que desde hace tanto mantiene la política de defensa española. Y luego porque el hermano del rey saudí se murió, y los contratos de sangre no deben hacerse en período de duelo.

Y ahora, una vez superadas las dos duras pruebas, los monarcas se avienen a representar el acuerdo militarista de la industria española y la monarquía saudí. Los primeros venden armas, los segundos compran terror. Los primeros lo ven un negocio ético, aunque venden terror, y los segundos como un negocio favorable, aunque compran armas.

¿Y los pueblos que sufren de este estado de cosas?  ¿Pintan algo cuando las altas instancias que dicen que los representan deciden ponerse de acuerdo en un negocio tan macabro?  ¿Y los pueblos que sufren el uso de las armas y el flagelo de la guerra, pintan algo?

Sí, el papel de víctimas.

El cortejo de apoyo (no sabemos si a esto se le llama técnicamente así) del monarca se compone de los ministros de Exteriores y de Fomento, del Secretario de Estado de Defensa, el de Comercio y el de Infraestructuras, en un claro ejemplo de el papel privilegiado que la política de exteriores e industrial española concede a la venta de armas (somos la sexta potencia en este concepto).

Además, “por su cuenta” acuden al viaje regio varios empresarios españoles. Entre ellos, nos dice ABC

Con motivo de la visita, también se han trasladado por su cuenta a Riad una docena de empresarios españoles, entre ellos el presidente de Navantia, José Manuel Revuelta, que se encuentra a la espera de la firma de un contrato para construir cinco corbetas y una base naval para las Fuerzas Armadas saudíes. Este contrato, que asciende a 2.000 millones de euros, dará trabajo a 3.000 empleados durante varios años a los astilleros de Ferrol y Cádiz

El rey español, al parecer, pretende desvincularse del contrato de armas y añade que lo suyo es defender los intereses nacionales y, vuelve el ABC a explicar

su visita a Arabia Saudí permitirá escenificar las buenas relaciones entre los dos países y creará el clima propicio dentro de la mentalidad árabe para impulsar la adjudicación a la que aspira Navantia

Flaco favor le hace a esta aparente elevación del rey por encima del bien y del mal el diario de la derecha, que amén de dar por aceptables las “buenas relaciones” con esta dictadura promotora de guerras crueles, reintroduce el tema de los barcos militares que Navantia quiere vender.

En todo caso, sorprendentemente, conocemos por esta noticia que la tan cacareada riqueza que el contrato de los barcos militares va a traer a Cádiz y a Ferrol consistirá en que Navantia y su accionariado se embolsarán más de 2.000 millones de euros y darán trabajo “varios años” a solo 3.000 personas entre ambas provincias. Ello demuestra la mentira del enorme interés y agradecimiento que deben mostrar los habitantes de estas zonas, condenadas a la dependencia militarista, porque, que sepamos, no van a pagar a cada trabajador 666.666´6 euros (el resultado de dividir los 2.000 millones entre los 3.000 empleados que tendrán trabajo) por este contrato, lo que indica que hay unos pocos que se enriquecen y unas comunidades amplias que se envilecen para enriquecerlos.

¿Entrará en combate directo España en Mali?

Mogherini+hosts+G5+Sahel+ministerial+meeting

European External Action Service

Fuente: ABC

Aprovechando el reflujo del militarismo de los últimos días de Diciembre y los primeros de Enero (de la mano del escándalo del exministro de Defensa, de los fastos anacrónicos de la “pascua” militar y del sensiblero arreón propagandístico y manipulador de los políticos recordando enternecidos a la tropa desplazada al exterior), la Ministra Cospedal ha aprovechado para volcar su lenguaraz riada de anuncios promilitares, de entre los que entresacamos los que ha ofrecido al diario ABC.

Dice, en un primer empuje de locuacidad

. Es posible terminar con el Daesh con la acción conjunta de la democracia internacional, de los países que representan los valores de los derechos humanos. Hay que estar convencidos de lo que defendemos.

Asombra el optimismo contra todo tipo de evidencias de la ministra. Nada menos que augura  el éxito de la misión militar de Irak y, más estrafalario aún, que el desaguisado que se ejecuta allí es la acción conjunta de la democracia internacional, cuando la mera revisión de los estados participantes en dicha coalición, con democracias tan consolidadas como Turquía, Bahrein, Emiratos Arabes Unidos, Arabia Saudí o Qatar, por ejemplo, o de las prácticas de guerra de dicha coalición, no permiten hablar de la democracia y sus valores y menos aún de que allí se esté defendiendo nada relacionado con la democracia.

Pero no acaba aquí la cosa. La ministra insinúa que en el futuro puede cambiar el papel de los soldados españoles que intervienen en la guerra de Mali y Centroáfrica (actualmente como instructores y transportistas de material militar y tropas) y pueden llegar a entrar en acción bélica más allá de su papel actual.

España ya está colaborando con Francia de un modo muy importante en la zona del Sahel contribuyendo al desplazamiento y al transporte de efectivos y material en las operaciones que se están realizando en esa zona. Por ahora ésta es nuestra función, pero las necesidades de Defensa evolucionan sobre el terreno. Quién sabe si dentro de un tiempo tenemos que estar en otras condiciones.

Y esta segunda noticia aparece, a nuestro criterio, como sumamente peligrosa y silenciada. ¿Cómo es que no se le ha dado la difusión que merece?  ¿Cómo es que ningún partido ha preguntado o protestado?

¿Estarán todos de acuerdo en este nuevo giro de tuerca de la creciente militarización a que nos estamos prestando?

Defensa amenaza con expropiar las Bardenas Reales

Resultado de imagen de bardenas ya

Bardenas Ya

Fuente: El Confidencial

No nos sorprende, más bien viene a confirmar una tremenda sospecha, la amanaza del Ministerio de Defensa a la pretensión que los colectivos que en Navarra y Aragón vienen reivindicando la desaparición del anacrónico campo de entrenamiento militar de Bardenas Reales.

Ahora que las iniciativas ciudadanas comienzan a desbordar el círculo vicioso meramente testimonial y residual en que se había convertido últimamente la celebración de las marchas antipolígono; ahora que asistimos a la mayor movilización y ambición de las aspiraciones sociales de que se finalice definitivamente la dependencia de la zona bardenera del militarismo y que se exige una consulta popular y una herramienta legal para el desmantelamiento de la base en 2018; ahora que las iniciativas eco-pacifistas y sociales en torno a las Bardenas comienzan a tener mayor acogida en las corporaciones locales de la zona y en las nuevas coaliciones políticas que han roto los consensos cómodos de antaño; ahora que se cuestiona el propio papel legitimador del actual pasteleo que ha propiciado, con una nefasta política opaca y poco confesable, la Junta de Bardenas Reales; ahora que ocurre todo esto y se pone en peligro real el statu quo de la base militar en Bardenas, el ejército amenaza con expropiar las Bardenas y zanjar el asunto a la tremenda, a su modo, manu militari.

Resulta, cuando menos, ejemplar conocer las pretensiones de Defensa: mantener a todo trance el campo militar en un paraje paisajístico y medioambiental que ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad y que el constante bombardeo por parte de los ejércitos español, de la OTAN y de otros ejércitos invitados, pone en peligro. No parece que la defensa de la sociedad que prometen sea compatible exactamente con bombardear y deteriorar un paraje como este y ello pone en una evidente contradicción al ejército.

Contradicción aún mayor porque la solución que se les ocurre a los responsables de este desaguisado es contestar con la amenaza de expropiación forzosa a las propuestas de consulta popular y de democracia. No parece que la democracia que supuestamente justifica la razón de ser del ejército (según sus propias declaraciones) se defienda precisamente negando la democracia.

No es tampoco la última contradicción, porque el campo militar de Bardenas, amén de deteriorar un paraje como este, amenaza la seguridad de los propios pueblos circundantes, congozantes o no, y son múltiples las ocasiones en que se ha datado la acumulación de accidentes y molestias para los ribereños, así como evidente el peligro a que están expuestos por contaminación debida a los materiales que acumula este entrenamiento militar. No parece que la defensa de la vida de los ciudadanos que se predica se defienda amenazando la vida de los ciudadanos, una nueva contradicción.

En Bardenas se entrena tanto el ejército español como los ejércitos de la OTAN, en maniobras que luego repiten en los escenarios militares de guerra donde participan. Es el más importante campo militar de la OTAN para tales entrenamientos y por tanto una de las puntas de lanza de la política de agresión que la alianza mantiene a escala planetaria. No parece que tampoco la paz, que justifica la existencia del ejército según sus propios manuales, ni la soberanía y la independencia, que son lugar común en el argumentario militarista, se defiendan con este capo militar. Más bien se niegan.

Todo ello nos hace pensar que la respuesta del Ministerio de Defensa amenazando con expropiar las Bardenas en caso de que l@s bardener@s y sus instituciones políticas no se las entreguen a su gusto y de buena gana, no hace otra cosa que desvelar lo nefasto de la institución militar y su desprecio absoluto por todo aquello que, en la opinión de la sociedad, debe ser defendido. Paradógicamente quienes nos dicen defender amenazan con una agresión en toda regla, pasando a ser de lo que hay que defenderse.

De todo ello se nos antoja que la lucha de Bardenas no es solo la lucha de Bardenas, y pasa a ser una causa global que debe trascender, con ser importante, el propio territorio, pues es también la lucha social contra el militarismo que agrede a todo el planeta y del que no podemos ser responsables ni consentidores.

En todo caso ¿qué diferencia tendríamos si expropian Bardenas respecto a la situación actual?  ¿No la tienen expropiada de facto y ante la pasividad comodona de los partidos de la casta?

De todo ello, se nos antoja que la lucha social de las poblaciones empeñadas en que una consulta popular sirva para desalojar de Bardenas al militarismo y reconvertirla en un paraje de paz, comienza a dar frutos saludables. Como los dio en Cabañeros (donde el ejército quiso llevar el campo de tiro cuando en Bardenas Reales la presión social fue más fuerte que ahora) cuando la movilización social obligó a los políticos y su oportunismo a prueba de todo a negar al ejército el campo de tiro que ansiaban.

So pacifistas y ecologistas pudieron en Cabañeros ¿Por qué no la movilización de los pueblos en Bardenas?

Santa Claus a los mandos de los F16 americanos de Irak y Siria

Guizmodo Australia

Guizmodo Australia

Fuente: Defensa.com

La barbarie de la guerra muestra todo su patetismo más vergonzante en esta nueva contribución de los pilotos de guerra americanos a las fiestas navideñas.

Imbuidos tal vez por el espíritu comercial y bobalicón de la Navidad, o tal vez porque pretenden con ello afrentar las ideas religiosas más o menos atinadas de sus enemigos, tan radicales y zoquetes como ellos mismos, los pilotos que operan con sus aviones militares bombardeando en teoría a los terroristas de DAESH en Irak y en Siria, han incorporado a su uniforme de combate un gorrito de Papá Noel.

Todo muy en sintonía con el espíritu de la Navidad imperante. Matan, tal vez, en nombre de la panoplia de palabrería que acompaña estos días de paz y amor, dando a entender que la paz bien entendida se defiende a pepinazo limpio y que el mejor amor es el de expurgar la tierra de enemigos por su propio bien.

De este modo, llamar bárbaros o terroristas, como la publicidad al uso hace, a los del otro lado, resulta poco menos que poco creíble a juzgar por la barbarie propia. ¿Más o menos bárbaros que estos chicos disfrazados de “papanoeles” que en vez de regalos llevan terror en nombre de una fe que en vez de el amor que predica de boquilla propaga la guerra y el odio?

Claro que tal vez para justificar el despropósito ante los bienpensantes creyentes de este lado de la balanza, la noticia que comentamos explica que

especialmente eran reveladoras, también estas fiestas, las imágenes de los cristianos iraquíes de varias localidades cercanas a Mosul, recientemente recuperadas a los terroristas yihadistas, pudiendo celebrar la misa de navidad, dos años después de huir de estas localidades

y

Según la USAF, muchos de sus pilotos llevaban el gorro rojo/blanco de Santa Claus mientras volaban el día de Navidad en misiones de combate en apoyo la operación “inherent resolve” que reúne a los países que luchan contra los terroristas de Dahes en Irak y Siria

Parece ser que estos papanoeles exterminadores tenían una buena razón para su fantochada de terror: que los pobres cristianos iraquíes puedan celebrar misa.

Un vergonzoso ejemplo de la perversión total que es la guerra y sus partícipes.

A %d blogueros les gusta esto: