Tag Archive for campaña de solidaridad

Una manera civil y pacífica de hacer cooperación en zonas en conflicto

Fuente:  Público.

España acaba de aportar 4 millones de € para pagar el salario de 84.000 funcionarios y pensionistas palestinos.  A su vez, la U.E. ha aportado este año 145 millones de € para funcionarios y pensionistas.  84.000 personas que han podido cobrar por su trabajo y, suponemos, con su sueldo han podido comprar sus alimentos, mandar a sus hijos a la escuela, pagar el alquiler, acudir al médico, vestirse, etc.  Todo ello ha supuesto un poco de normalidad en la gravísima vida cotidiana de los palestinos.  Suponemos que, a su vez, otros palestinos se habrán beneficiado de los gastos que hayan hecho funcionarios y pensionistas, por lo cual serán mucho más que esas 84.000 personas los beneficiarios.

Al menos por una vez nos parece que la cooperación en zonas de conflicto no conlleva militarización y violencia.

Al contrario, nos parece que esta es una forma correcta de combatir la violencia estructural que supone la actuación de Israel bloqueando las tasas y aranceles que recauda en su nombre y estaría obligada a transferirla en virtud de los Acuerdos de Oslo (1993).  Israel tomó esta decisión por los sucesivos intentos palestinos de ser admitido como miembro de la ONU.  Aunque ellos alegan que la retención durará unos tres meses hasta que cubra una deuda de la ANP con la compañía eléctrica israelí por valor de unos 700 millones de shékels (unos 141 millones de euros).

Pensamos que esta es una forma más correcta, efectiva y ética de cooperación internacional, sobre todo si lo comparamos con el despilfarro de nuestra misión de paz en zona de guerra (sic del ministro Morenés) en la que en 2011 nos gastamos 450’2 millones de € y en el primer cuatrimestre de 2012 167’9 millones de € para no conseguir apenas resultados que puedan mejorar la calidad de vida del pueblo afgano.

Share

Convertir Bankia en un banco ético

La violencia estructural es el desayuno de todas las mañana, la comida al mediodía y la cena por las noches.  Violencia estructural porque en España se perdonan las deudas a los defraudadores mientras se desahucia a los pobres que cayeron en sobreendeudamiento por culpa de la crisis; violencia estructural por la corrupción política galopante que aún nadie detiene; violencia estructural por el sistema electoral injusto que prima a unos mientras que a otros les deja sin voz;  violencia estructural por los abusos de los bancos en las hipotecas, en el cobro de comisiones, en el trato a los clientes, en la negación de crédito a las familias, por la falte de inversión en desarrollo sostenible…;  violencia estructural por la deuda militar exhorbitante y escondida a la opinión pública;  por el intento de vender armas a países, entre otros, como Arabia Saudí, no muy democráticos;  violencia estructural por el desempleo galopante del que sólo se libran los altos mandos de empresas y, también, los altos mandos militares;  es decir, porque el sistema no funciona o funciona imponiendo violentamente medidas que privilegian a unos pocos, generan injusticias aberrantes y hacen cada vez mas vulnerables y esquilmadas a las mayorías.

Por eso surge la rebeldía y la indignación social y, en ilógica consecuencia, se llenan las calles de policías para reprimir a las personas del 15 M que tienen por delito reunirse en calles y plazas para hablar de política, debatir, proponer soluciones y, en la medida de lo posible, llevarlas a cabo con su trabajo común.

¿Qué quiere la gente con respecto a Bankia?

  1. Que haya un banco grande y de fácil acceso que sea ético, esto es, que no comercie con armas, que no especule como forma de ganar dinero, que invierta en potenciar la economía real, justa, solidaria.
  2. La gente quiere un banco ético, un banco que no engañe a sus depositantes con fórmulas de inversión poco claras y nada éticas.  La gente quiere un banco ético en el que el sueldo de sus dirigentes no sea un escándalo, en el que las cuentas sean transparentes, en el que los clientes tengan la palabra a la hora de controlar sus actividades.
  3. La gente quiere que el debate se desplace desde las primas de riesgo, desde las primas a los dirigentes, desde las inversiones financieras que no se basan en nada real y no son más que apuestas con el dinero de otros, hasta las valoraciones económicas basadas en la ética.  Porque ya está bien de que el debate no lo entienda ni Dios, de que la economía siempre explique las cosas a toro pasado, de que nos intenten vender siempre que hay que dejar las soluciones en manos de expertos que realmente no saben y, lo que es peor, no les importa qué es lo que va a pasar con tus ahorros y cómo los están usando.  Ya vale de hablar sólo de beneficios en economía, hay que basar la economía en la ética.
  4. La gente quiere que se apliquen otras alternativas, como las existentes en otros apartados de la vida política.  Así es necesario hablar de desarrollo humano y no de desarrollo sin más o de desarrollo de los beneficios o del producto interior bruto.  El desarrollo humano nos lleva a mejorar aquellas cuestiones que son vitales para vivir mejor las personas respetando el medio ambiente:  la educación, la sanidad, la ecología, la calidad del aire, la buena gobernanza, la lucha contra la corrupción y contra la desigualdad económica, de sexo, de raza, …  También se habla, en el mundo de la defensa, del concepto de seguridad humana. En él se quiere defender aquello que realmente interesa a la gente y que coincide con lo anterior y se aleja diametralmente de la defensa de las fronteras, de los privilegios internacionales e interpersonales, de conceptos vacuos como la patria y de símbolos trasnochados como la bandera.  La gente no quiere oír hablar de las operaciones de paz de nuestros ejércitos que no sirven más que para que nosotros hagamos negocio y ellos pongan los muertos y una mayor miseria, la gente quiere oír hablar de cómo vamos a colaborar en cumplir los Objetivos del Milenio, también desde la banca.   Hace mucho que es hora de hablar de banca ética o de banca humana.
  5. La gente quiere colaborar con bancos éticos que trabajen en la línea de los microcréditos propuestos por Mohamed Yunus, premio nobel de economía.  Ellos han demostrado que hay negocio y es ético en ayudar a salir de la pobreza a millones de personas en el mundo.  La gente quiere bancos solidarios que apoyen el comercio justo, que apoyen las cooperativas en zonas pobres para que tengan trabajo y puedan salir del paro.  La gente quiere mirar los beneficios en las actuaciones de los bancos porque ya estamos acostumbrados a no ver ninguno en nuestras cartillas.
  6. La gente quiere luchar contra la doctrina del shock mediante posturas éticas como viene preconizando el 15 M y desde este blog también hemos intentado alentar siempre.  La gente se une donde puede, en las calles, para quejarse, para hablar y decidir actuaciones que sean alternativas a este sistema corrupto, injusto e insolidario;  la gente opta por la insumisión y la noviolencia.  Y el sistema les reprime.  Lógico, el sistema sabe que no hay nada más peligroso para ellos pero, a la vez, más creativo y alternativo, más antisistema que la democracia participativa y la implicación personal en la política.

¿De qué nos vale un banco nacionalizado cuando el estado, es decir, sus dirigentes, están dentro del sistema corrupto, injusto y solidario, y son sus grandes promotores?  De nada.  No vale de nada, por eso el gobierno del PP lo ha hecho.  La verdadera lucha, y el verdadero éxito, está en conseguir que el banco nacionalizado sea ético.

Postdata:  todo lo antedicho para los bancos, la gente también lo quiere para los gobiernos nacionales, de comunidades autónomas y de ayuntamientos.

Share

Los indígenas contra un Correa caudillista y autoritario.

N%C3%B3s%2C+aqui+da+Am%C3%A9rica+Latina...+%28S%C3%A9rie+Bol%C3%ADvia%29Fuente: hoy.com.ec

El que en Europa presentan como líder de la nueva izquierda latinoamericana, Rafael Correa, acaba de perder uno de sus apoyos sociales, el de los pueblos y comunidades indígenas.  Ellos lo alzaron al poder cuando Correa era la promesa para el avance de los derechos de los pueblos y de la sociedad.

La mayor de las organizaciones de los indígenas en Ecuador, la Confederación de las Nacionalidades Indígenas del Ecuador, acaba de declararse en lucha contra  ese líder de hojalata que comienza a parecerse cada vez más en sus modales a la endémica tradición caudillista y autoritaria de la región y a defraudar las expectativas de verdadero cambio que lo elevaron sobre los contendientes.

Los indígenas le acusan de haber violado de constitución nacional, de gobernar para el paradigma neoliberal y contra el pueblo y han convocado una gran marcha por la vida y la dignidad de los pueblos , que comenzará en la privincia de Zamora y llegará a Quito hacia el 22 de marzo.

Correa ha convocado a su facción a manifestarse en su favor para defendes su «democracia revolucionaria», pero es muy dudoso que una manifestación convocada desde el poder sea algo más o mejor que pura propaganda.

Tal vez una democracia revolucionaria no debería permitirse índices de pobreza extrema y exclusión de más de un tercio de la población del país, ni que ésta exclusión esté tan sospechosamente mal repartida. Tampoco parece oportuno que los índices de atención social, sanitaria o de justicia social sean tan pésimos a la par que sube el gasto militar y la desigualdad regional y de clases sociales.  Tampoco vemos lo revolucionario de imponer una minería intensiva que deprede la naturalza y que desvincule a la gente con la madre tierra a cambio de un poco de lucro para los de siempre, o que se cercenen derechos y libertades básicos ante cualquier atisbo de crítica al líder carismático.

Los proyectos racionalistas y modernizadores del caudillismo americano siempre han sido muy negativos para las sociedades y Correa, que se postulo en franca oposición a ellos, debería saber sacar consecuencias.

A la protesta indígena se han unido otros colectivos sociales de amplia repercusión, como sindicatos de maestros, grupos de izquierda y sociales y otros, pero Correa ha tenido la brillante idea de tacharlos a todos de derechosos.

Nosotros esperamos que el pueblo empoderado y movilizado consiga en Ecuador y en otros sitios romper con siglos de marginación y promover más justicia social y más dignidad para todos. Por eso nos alegra conocer su estrategia de desobediencia noviolenta para conquistar sus derechos pisoteados.

Share

El hambre es un negocio y un problema de violencia estructural

Fuente:  Público  , Fao y   Save the Children.

500 millones de niños pasan hambre en el mundo mientras un tercio de la producción de alimentos se desperdicia (aproximadamente 1.300 millones de toneladas) y sólo los países ricos tiran a la basura el equivalente a toda la producción agraria del áfrica subsahariana.

La primera afirmación es un ejemplo neto y contundente de la violencia directa que genera tensiones que acaban en guerras.  Las dos siguientes son afirmaciones que nos llevan a hablar de que por debajo, por detrás, de la violencia directa existe una violencia estructural que se ocupa de mantener este estado de cosas tan injustas.  El hambre es una injusticia pero el sistema económico-financiero, político, cultural y social que lo genera es culpable y ha de ser cambiado.  Se pueden hacer campañas contra el hambre pero sólo van a funcionar si se cambian las bases económico-financieras, políticas y sociales que la sostienen y se benefician de este estado de cosas.  El hambre se sufre en el Tercer Mundo, pero se genera en el primer mundo.  A muchas estructuras económicas y financieras les interesa un cierto nivel de hambre en el mundo, para ellas el hambre es negocio.

Vayamos a los datos:

  • uno de cada seis padres asegura que sus hijos abandonan el colegio para ganar dinero con el que comprar comida para toda la familia.
  • uno de cada cuatro niños en el mundo no se ha desarrollado correctamente durante su crecimiento debido a las carencias en su alimentación.  En concreto, en la India el 48% de los niños padecen las consecuencias de este grave problema.
  • La desnutrición es la causante de la muerte de 2,6 millones de niños cada año.
  • los países industrializados y aquellos en desarrollo dilapidan más o menos la misma cantidad de alimentos: 670 y 630 millones de toneladas respectivamente
  • la cantidad de alimentos que se pierde o desperdicia cada año equivale a más de la mitad de la cosecha mundial de cereales (2.300 millones de toneladas en 2009/2010)
  • A más ricos, más derrochones. El desperdicio per cápita entre los consumidores es de 95-115 kilogramos anuales en Europa y Norteamérica, mientras que en África subsahariana y en Asia meridional y el Sudeste asiático se tiran solamente entre 6 y 11 kilogramos por persona

¿Cómo ayudar?

  1. Con medidas solidarias puntuales:  donar alimentos, apoyar a organizaciones que trabajan el tema, … Es una ayuda paliativa y no podemos quedarnos en este tipo de ayuda.
  2. Con medidas globales y radicales (que van a la raíz del problema):  promoviendo el cambio global de las estructuras económicas, financieras, políticas, culturales, sociales, …, de los países del primer mundo para que dejen de generar las condiciones que fomentan el hambre y de las cuales sacan negocio. Son medidas de largo plazo y que exigen constancia y perseverancia, pero no podemos negar el primer tipo de medidas pensando que a la larga las que valen son las segundas.

Nosotros pensamos que se debe optar por ambas.  Y en ambas se incluye la segunda opción y la lucha por cambiar el mundo.

Nuestros políticos no luchan contra el hambre.  Nuestros políticos apoyan mayoritariamente la producción y comercio de armas, la exportación de conflictos bélicos, en las agendas de los partidos políticos no aparece la lucha contra el hambre como una prioridad, ello significa que les elegimos mal (en éste y en otros aspectos), …  Nuestros partidos políticos no tienen como prioridad lanzar y respaldar políticas que pretendan conseguir los Objetivos del Milenio.  Así, las estructuras no van a cambiar, ni las políticas generales.

Share

Liberados mas de 11.000 niños soldados de las garras de los ejércitos en 2010

Militar+exhibition.+Bournemouth+%28England%29

Fuente: noticiaspositivas

El drama del secuestro y uso de niños y niñas como soldados en las diversas guerras silenciadas del mundo actual sigue siendo uno de los escándalos más graves y en cuya erradicación menos empeño ponen los países que se consideran a si mismos paladines de los derechos humanos.

Durante el año 2010 y gracias al trabajo fundamentalmente de organizaciones sociales poco amigas del militarismo, se liberaron de este secuestro militar a más de 10000 niños de los más de quince conflictos militares mundiales donde siguen existiendo niños soldado.

Contrasta esta lucha contra la guerra de organizaciones que buscan la desmilitarización de los conflictos y la rehabilitación moral y psicológica de los niños usados como soldados,  con la retórica de otras organizaciones que aparecen frecuentemente de la mano de los ejércitos y bajo la supuesta justificación de una ayuda humanitaria en conflictos que ni es ayuda ni tiene nada de humanitaria.

Share

Empresas multinacionales contra el hambre

JL%2C+Vicente+Capit%C3%A1n+y+Mart%C3%ADnFuente. Europa press.

17 reputadas empresas con «conciencia social» participaron dede el día 15 de septiembre en la iniciativa de la fundación acción contra el hambre «IV Torno interempresas» con el que se pretende recaudar la suma mínima de 50.000 euros para promover la lucha contra el hambre.

Los torneos a disputar son «fútbol 7», «paddel» «golf» y carreras. Es evidente que se trata de sensibilizar a las empresas en aquello que mejor saben hacer sus directivos.  La participación en las carreras y en los otros tornos estará en 1.000 euros por persona o 6.000 (Bono) para participar en todos los eventos.

El comité patrocinador de este evento lo componen empresas «destacadas» por su responsbilidad corporativa como Coca Cola, Campofrío, Estrella Damm, Wrigley, Mango, El Corte Inglés y Gren Canal Golf. Parece ser que la bienintencionada fundación pretende adorar al dios (dinero) por la peana.

Entre las empresas que van a lidiar en las competiciones «contra el hambre» se encuentran REPSOL (multinacional petrolera), Vodafone (Multinacional de telefonía), EL Corte Inglés (gran superficie multinacional), Orange (Multinacional de telefonía), Barclays (Banco de muy mala catadura), CLH (multinacional de hidrocarburos), Land Rover (multinacional de vehículos de transporte), EADS (Multinacional de material de uso militar), DKV Seguros (multinacional de seguros privados), INECO (Multinacional de servicios de transporte que gestiona entre otros, varios aeropuertos), el Colegio de Abogados de Madrid o Google.

No queremos hacer sangre, pero esta ayuda humanitaria aparece, en manos de empresas como las recitadas, como un verdadero caramelo envenenado, porque dichas empresas no se caracterizan, precisamente, por la limpieza de sus inversiones ni por la sensibilidad de su solidaridad. ¿No querrán usar esto como una inversión más en su negocio, con la conciencia de que cincuenta mil euros tampoco van a cambiar las reglas de juego del sistema que mantiene el hambre para millones de personas y el lucro para las grandes corporaciones?

Es llamativo el compromiso por el hambre de estas grandes empresas: jugar al paddel o al golf, deportes por otra parte al alcance de las élites y que marcan la diferencia de costumbres de ricos cada vez más ricos y desposeídos cada vez más explotados.

Le deseamos de corazón a esta fundación, o a cualquier otra que se preocupe de sensibilizar sobre el hambre, éxito en su propósito, pero sobre todo que aprovechen para hacer ver a estas empresas y a los intereses que representan su verdadero papel, más allá del folclorismo de una carrerita, en mantener un orden mundial que fabrica pobres a costa de los beneficios de los ricos. Tal vez el cambio de actitud de estas empresas en sus negocios valiera para algo más que los mil o diez mil euros que den ahora.

Porque una gran parte de los problemas del hambre no tienen una solución sensiblera ni paliativa con ayudas humanitarias puntuales, sino que deben ser abordadas desde aquí y con el cambio de nuestro modo de estar y de consumir, con la modificación de nuestras propias aspiraciones y prácticas y con el cambio de unas reglas mundiales de juego que ensalzan el consumismo y el lucro y perjudican a pueblos enteros.

Share

Las petroleras sobornan a indígenas peruanos con bolígrafos y calmantes.

 

 

Fuente:  Survival.

Por un lado, el presidente Ollanta Humala  ha aprobado una ley histórica diseñada para garantizar el derecho de los pueblos indígenas a la consulta previa sobre cualquier proyecto que los afecte a ellos o a sus tierras.

Sin embargo, y a pesar de que la mitad de los nahuas murieron después de que Shell comenzase a buscar petróleo en sus tierras en la década de los 80, parece que se está dispuesto a repetir el mismo error.  Actualmente la petrolera argentina Pluspetrol han estado en la Reserva Kugapakori-Nahua, donde han llevado a cabo pruebas medioambientales para evaluar si el suelo es adecuado. La reserva se creó en 1990 para proteger los derechos territoriales de los indígenas vulnerables.

Pluspetrol es acusada por contaminar reiteradamente el río Marañón en la Amazonía.  Además está acusada de hostigar al pueblo Cocama.

Hay varias cuestiones a considerar:

  • El primer mundo explota al tercer mundo.  Pero las empresas poderosas de los países en desarrollo explotan a los indígenas y los recursos que no degrada el primer mundo.  Es la misma historia de violencia estructural pero aplicada en la medida en que cada uno tiene posibilidad.
  • ¿Qué les interesará defender a los indígenas?  Pues ellos lo tienen claro:  sus viviendas, el agua que beben, las tierras de las que viven, el aire que respiran, es decir, les interesa una defensa social de su ecología.  Los indígenas reclaman para sí un concepto de defensa que estaría en la línea de la defensa social, de la defensa popular noviolento y/o de la seguridad humana.
  • ¿Qué les interesa defender a las petroleras y otras empresas explotadoras del medio ambiente?  Pues también lo tienen claro:  el status quo que les permite seguir viviendo opulentamente a pesar del planeta y de los indígenas, les interesa defender sus privilegios económicos y políticos.  Se basan en las leyes internacionales y nacionales que les protegen, se basan en la sacrosanta economía de mercado que les impulsa.  Reclaman el concepto de defensa militar, la defensa legal, la defensa violenta.
  • ¿Puede tener solución el problema, desde el punto de vista de los indígenas?  No.  No, salvo que intenten solucionarlo en el único lugar en que es posible:  el primer mundo.
Curiosamente la solución de muchos problemas de violencia estructural se encuentra muy lejos del lugar donde se producen los hechos.  La solución está en el primer mundo, en cambiar nuestras conductas consumistas en extremo e irrespetuosas con la naturaleza.  La solución está en cambiar las legislaciones, la cultura del primer mundo, nuestra economía devastadora.  Curiosamente, la lucha no ha de desarrollarse sólo o principalmente en la Amazonía (en este caso), sino en las sedes de las industrias petroleras y en el primer mundo.  Y para eso tenemos más fuerzas, armas y posibilidades de lucha los habitantes del primer mundo.
Share

Esperanza Aguirre espera un nuevo 20N que meta en cintura al 15M

Esperanza+Aguirre+en+Collado+VillalbaFuente: Público

Doña Esperanza Aguirre, presidenta de la Comunidad Autónoma de Madrid, ha vuelto a salir a la palestra con una de sus ocurrencias espontáneas y mediáticas, para protestar por la movilización de los indignados y su apropiacion de la Puerta del Sol, convertida ahora en un agora de deliberación y debate cívico (según la versión más objetiva) o en nada menos que la Bastilla (opinión de la Presidenta).»La buena noticia es que, a partir del 20-N, el próximo ministro del Interior hará cumplir la ley«, ha dicho Doña Esperanza para rematar su faena.

Es probable que la Doña tenga razón y que a partir del 20N, la calle vuelva a ser aquel espacio del que el fundador del PP, cuando era ministro del franquismo, pudo decir:  “la calle es mía” y echar su resto en bastos al respecto de la visión de la gente de orden mantiene sobre el «orden público».

En ese caso, el fortuito 20-N de 2011, elegido para celebrar unas elecciones generales por esa mezcla de Bambi y Mister Bean que nos desgobierna, tal vez adquiera un valor refundacional para el vigente sistema político y sea algo más que un día cualquiera del calendario o que un día aciago en nuestro imaginario cultural e histórico.

Pero es posible también que, a partir del 20N, contra la aspiración de la Presidenta Aguirre y Gil de Biedma, la buena noticia sea diferente y el ministro del interior lo que tenga que hacer sea cambiar la ley para adecuarla a las exigencias de una sociedad que, parece ser, empieza a levantarse de un letargo irresponsable que ha dejado en manos de personajes como Doña Aguirre el escenario de lo que cabe plantear o no en la politica y en la sociedad.

Y es que, en lo tocante al orden público, al menos cabe hablar de dos enfoques antagónicos: uno primero, que lo asimila a orden policial, a disciplina autoritaria y a mantenimiento de un estatus quo que privilegia un clasismo elitista, chusco e injusto; y uno segundo, que lo convierte en una construccion plural de una sociedad que busca la realización de los derechos en serio para todos y promueve la dinamización de todo el capital humano en pro de una mejor convivencia y mayores cuotas de justicia social. El primero se persigue con despliegues policiales, desfiles militares, cárceles y amedrantamientos y políticas de palo y zanahoria (y no nos referimos a la que puebla la cara de la Tatcher española); la segunda se promueve con ejercicio de la ciudadanía, con participación sin delegación y con ejercicio de los derechos y democracia.

El primero de los ideales de orden público, el de la pasma dando palos y la adminsitración poniendo multas a troche y moche, favorece el inmovilismo y busca que la sociedad se amedrante y conforme ante propuestas políticas que coartan sus derechos, precarizan su empleo, empobrece sus espectaivas vitales, explotan irreversiblemente el medio ambiente, fomentan la conflictividad y la violencia, deterioran los servicios básicos y dualizan el conjunto de personitas que vivimos aqui en un grupo reducido de ricos casa vez más ricos y otro creciente de pobres cada vez mas sometidos. Es idóneo para momentos de disciplinamiento social y derechización política y sirve para mantener recetas de ajuste como la que ahora el FMI y esa entelquia que llamamos Europa en unos casos y los mercados, en otros han decretado como infusto destino de este rincón nimio del imperio.

El segundo precisamente lucha contra este primero, aspira a transformaciones sociales profundas y pretende liberarse de este endiablado encadenamiento de eslabones de dominación, con la difusa idea de que más democracia, democracia más real y más derechos, traen más prosperidad para todos, pero que menos democracia, democracias meramente formales y más ajustes, traen peor cohesión social y más injusticia para la mayoría.

El primero de los modelos de orden público fue en su día aplaudido por los procuradores en cortes que se reunían en la Carrera de los Jerónimos de Madrid para aplaudir el sistema autoritario y militarista donde unos sedicentes representantes de la sociedad, en ese simulacro de democracia que se llamaba a si misma “orgánica”, decían representar al pueblo y actuaban con la indignidad propia de todo despotismo, por ilustrado que sea (y en aquel caso lo era poco), en contra de las aspiraciones de su supuesto mandante. Ahora, y lo decimos con decepción y tristeza, parece que los representantes legitimos y elegidos en las elecciones de la actual «democracia representativa», bajo este modelo de poliarquía plutocrática y partitocrática que nos aqueja y que parece tan dificil de regenerar desde dentro del propio modelo, tienden a una sobrerepresentación abusiva y oligárquica que ha hecho de la política y de los políticos na de las peores pestes y de las más desprestigiadas e inútiles ocupaciones humanas. Si uno se descuida y se desaliña, puede acabar sus días pareciéndose a Rubaljoy o a cualquiera de sus adláteres y palmeros.

Casualmente, si hacemos una lectura global de las promesas principales de la Constitución Española (cercenada por leyes restrictivas  que dicen digo donde decía Diego y por reformas constitucionales «para el pueblo», pero sin el pueblo), como que los valores principales del ordenamiento (y del orden público por ello) son la libertad, la justicia, la igualdad y el pluralismo, o la que pone por encima de las leyes a la dignidad de las personas y a los tratados internacionales de los derechos humanos (entre ellos el de reunión, manifestación, asociación, participacion iguaitaria en el poder, etc.) o la que obliga a los poderes públicos a remover los obstáculos para que la libertad y la igualdad de las personas y de los grupos sean eficaces y plenas, no parece que el orden público que predica este relato sea el mismo que el que está pensando Doña Cuaresma.

Que exista una ley que condicione el ejercicio de derechos como el de manifestación, pongamos por caso, a comunicación a la autoridad no implica la prohibición del derecho de manifestación ni la degradación de este a una mera autorización graciable de la administración, pues el derecho sigue siendo un derecho fundamental y el incumplimiento de un mero trámite administrativo no implica la ilegalidad que Doña Aguirre pretende.

Sin embargo, la prohibición o el obstáculo injustificado de este derecho, o de otros correlativos como el de reunión, asociación, etcétera, sí implica, entérese Doña Esperanza, la conculcación del orden público y, si llega el caso, puede ser motivo de una querella por prevaricación. No le pida usted al ministro de interior post-20N que, para mantener una idea reaccionaria del orden público, arrastre las expectativas de libertad y de recuperación del ágora pública por parte de una ciudadanía que quiere tomar la responsabilidad de su destino en sus propias manos sin mediadores incompetente, prohíba el ejercicio de derechos que ni siquiera todo un Ministro del Interior puede pisotear a su atojo, y se arriesgue a una querella por prevaricación o arrastre a la sociedad, compelida por el absoluto desprecio de sus derechos, a convertir, efectivamente, Sol en la Bastilla en cuanto ésta significó de aldabonazo de una lucha para hacer una sociedad basada en los ideales de libertad, igualdad y fraternidad.

Tal vez el uso de las plazas para debatir y volver a hablar del compromiso por hacer una sociedad más justa, por no hipotecarnos a mandatos de unos mercados inhumanos, o por no converirnos en cautivos de una casta política endiosada y ciega, sea una de las mejores noticias y uno de los mejores usos que podemos dar a una plaza que, hasta este momento, era punto de encuentro de catetos en el kilómetro cero o de televisivos cebollones de año nuevo que sonrojaban a cualquier persona con algo de sentido común.

Share

Puerta del Sol en directo

No+es+una+crisisPuedes comprobar lo que pasa en la Puerta del Sol en este momento.

http://www.soltv.tv/soltv/index.html

Puedes comprobar las propuestas realizadas por los acampados de Madrid por consenso y en asambleas de trabajo y decisión en el siguiente texto. ¿Que dirán los opinadores del sistema que han intentado desprestigiar la lucha diciendo que no teníamos propuestas?

Propuestas

Estas son algunas de las medidas que, en cuanto ciudadanos, consideramos esenciales para la regeneración de nuestro sistema político y económico. ¡Opina sobre las mismas y propón las tuyas en el foro!

1. ELIMINACIÓN DE LOS PRIVILEGIOS DE LA CLASE POLÍTICA:
Control estricto del absentismo de los cargos electos en sus respectivos puestos. Sanciones específicas por dejación de funciones.
Supresión de los privilegios en el pago de impuestos, los años de cotización y el monto de las pensiones. Equiparación del salario de los representantes electos al salario medio español más las dietas necesarias indispensables para el ejercicio de sus funciones.
Eliminación de la inmunidad asociada al cargo. Imprescriptibilidad de los delitos de corrupción.
Publicación obligatoria del patrimonio de todos los cargos públicos.
Reducción de los cargos de libre designación.

2. CONTRA EL DESEMPLEO:
Reparto del trabajo fomentando las reducciones de jornada y la conciliación laboral hasta acabar con el desempleo estructural (es decir, hasta que el desempleo descienda por debajo del 5%).
Jubilación a los 65 y ningún aumento de la edad de jubilación hasta acabar con el desempleo juvenil.
Bonificaciones para aquellas empresas con menos de un 10% de contratación temporal.
Seguridad en el empleo: imposibilidad de despidos colectivos o por causas objetivas en las grandes empresas mientras haya beneficios, fiscalización a las grandes empresas para asegurar que no cubren con trabajadores temporales empleos que podrían ser fijos.
Restablecimiento del subsidio de 426€ para todos los parados de larga duración.

3. DERECHO A LA VIVIENDA:
Expropiación por el Estado de las viviendas construidas en stock que no se han vendido para colocarlas en el mercado en régimen de alquiler protegido.
Ayudas al alquiler para jóvenes y todas aquellas personas de bajos recursos.
Que se permita la dación en pago de las viviendas para cancelar las hipotecas.

4. SERVICIOS PÚBLICOS DE CALIDAD:
Supresión de gastos inútiles en las Administraciones Públicas y establecimiento de un control independiente de presupuestos y gastos.
Contratación de personal sanitario hasta acabar con las listas de espera.
Contratación de profesorado para garantizar la ratio de alumnos por aula, los grupos de desdoble y los grupos de apoyo.
Reducción del coste de matrícula en toda la educación universitaria, equiparando el precio de los posgrados al de los grados.
Financiación pública de la investigación para garantizar su independencia.
Transporte público barato, de calidad y ecológicamente sostenible: restablecimiento de los trenes que se están sustituyendo por el AVE con los precios originarios, abaratamiento de los abonos de transporte, restricción del tráfico rodado privado en el centro de las ciudades, construcción de carriles bici.
Recursos sociales locales: aplicación efectiva de la Ley de Dependencia, redes de cuidadores locales municipales, servicios locales de mediación y tutelaje.

5. CONTROL DE LAS ENTIDADES BANCARIAS:
Prohibición de cualquier tipo de rescate o inyección de capital a entidades bancarias: aquellas entidades en dificultades deben quebrar o ser nacionalizadas para constituir una banca pública bajo control social.
Elevación de los impuestos a la banca de manera directamente proporcional al gasto social ocasionado por la crisis generada por su mala gestión.
Devolución a las arcas públicas por parte de los bancos de todo capital público aportado.
Prohibición de inversión de bancos españoles en paraísos fiscales.
Regulación de sanciones a los movimientos especulativos y a la mala praxis bancaria.

6. FISCALIDAD:
Aumento del tipo impositivo a las grandes fortunas y entidades bancarias.
Eliminación de las SICAV.
Recuperación del Impuesto sobre el Patrimonio.
Control real y efectivo del fraude fiscal y de la fuga de capitales a paraísos fiscales.
Promoción a nivel internacional de la adopción de una tasa a las transacciones internacionales (tasa Tobin).

7. LIBERTADES CIUDADANAS Y DEMOCRACIA PARTICIPATIVA:
No al control de internet. Abolición de la Ley Sinde.
Protección de la libertad de información y del periodismo de investigación.
Referéndums obligatorios y vinculantes para las cuestiones de gran calado que modifican las condiciones de vida de los ciudadanos.
Referéndums obligatorios para toda introducción de medidas dictadas desde la Unión Europea.
Modificación de la Ley Electoral para garantizar un sistema auténticamente representativo y proporcional que no discrimine a ninguna fuerza política ni voluntad social, donde el voto en blanco y el voto nulo también tengan su representación en el legislativo.
Independencia del Poder Judicial: reforma de la figura del Ministerio Fiscal para garantizar su independencia, no al nombramiento de miembros del Tribunal Constitucional y del Consejo General del Poder Judicial por parte del Poder Ejecutivo.
Establecimiento de mecanismos efectivos que garanticen la democracia interna en los partidos políticos.

8. REDUCCIÓN DEL GASTO MILITAR

Share

Indignación, rebelión y noviolencia.

Asistimos con esperanza a la lucha que se está organizando en la Puerta del Sol madrileña y en muchas otras plazas del país (y, últimamente también de Europa).

Uno de los valores que más nos agrada y que, pensamos, más credibilidad da a los manifestantes es la utilización de la noviolencia como arma política.

Pensamos que les otorga credibilidad porque es una postura coherente. Lo que se reivindica no es la destrucción del sistema sino su transformación paulatina hacia una mayor democracia, hacia una democracia más real, más participativa.  Pensamos que la noviolencia es la metodología de acción coherente con estos objetivos.

La constante reivindicación de la noviolencia por parte de los manifestantes cuando fueron desalojados por la fuerza el lunes pasado dejó bien a las claras que no se quiere ningún enfrentamiento violento con la policía.  No se busca la ruptura de mobiliario público como método de llamar la atención o como forma de soltar adrenalina por la indignación.  Se trata de mantener pacíficamente una postura de protesta pública, sin ocultamientos, consecuente y seria.

La noviolencia legitimó y llamó la atención al resto del mundo en las protestas árabes.  Aquí también.

Parece que ya todos estamos hartos de intentar cambiar las cosas por la fuerza, sin salirnos del paradigma violento que nos hace caer en los mismo errores que criticamos.  Parece que asumimos que la imaginación en la acción política nos puede sacar del círculo vicioso en el que nos meten la violencia directa, estructural y cultural.  Parece que la juventud (y los que así se sienten) opta por la respuesta ética frente a un sistema democrático en crisis que se basa en la delegación, en los privilegios de la clase política, en la corrupción, en el clientelismo, …;  y ante todo ello se quiere participar por el diálogo, la noviolencia y las propuestas alternativas.

Llama la atención que los políticos de toda la vida quieran ahora pescar a río revuelto pidiendo el voto de los indignados con el único argumento de que para llevar adelante esos planteamientos, hace falta creer en unos representantes que los lleven al parlamento, con lo que nos vuelven a pedir un cheque en blanco al que la gente ya está demasiado acostumbrada.

Por eso la rebelión insiste en la horizontalidad y en la responsabilidad y no quiere jefes que los «sobrerepresente.

¡ Ánimo y coherencia !

Share
A %d blogueros les gusta esto:
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookCheck Our Feed