Tag Archive for actualización gasto militar 2015

Gasto militar en el presupuesto 2016 del Ministerio de Industria

Resultado de imagen de ministerio de industria

Fuente:Noticiavigo

Fuente: PGE. Ministerio de Industria

El Ministerio de Industria ha sido, tradicionalmente, uno de los grandes financiadores de las partidas de gasto militar destinadas a fortalecer la industria militar y a financiar por la puerta de atrás las adquisiciones de programas de armamentos sofisticados del ejército español.

Para ello suele hacer uso, en distinta medida, de partidas presupuestarias dispersas en diversos programas del presupuesto.

1) El programa 464B, llamado “apoyo a la innovación tecnológica del sector de la defensa”
2) Las partidas de Apoyo a la exportación exterior del ICEX en el programa 222B
3) Las correspondientes partidas del programa 422M, por “primas a la naval”, “compensación de intereses de préstamos del sector naval” y subvenciones para reindustrialización de sectores deprimidos, correspondientes a Ferrol y Cadiz y en la proporción en que afectan a las industrias militares.
4) La participación en la financiación del satélite “ingenio” del Programa 467C y la participación en el “programa de observación en tierra de satélites, con el uso del Satélite Paz operado por el INTA.
5) Las ayudas para el desarrollo estratégico del sector aeronáutico del programa 467C y los préstamos para la financiación de programas especiales del mismo programa 467C.

Como se verá, la financiación efectiva que desde este Ministerio se realiza al gasto militar no sólo está dispersa en estas partidas y programas, sino que, además, tampoco se desglosa de forma transparente y segura, por lo que no podemos precisarla por completo. Junto a partidas nítidas y transparentes (las referidas al “apoyo a la innovación del sector de la defensa” y a la contribución en la financiación de los satélites Paz y la participación en el programa de observación en tierra de satélites), encontramos que el resto se encuentra encubierta en programas que financian a industrias militares, junto con otras civiles, tanto por actividades militares, como civiles y de doble uso, sin que el presupuesto permita hacer un desglose preciso.

Vamos, por tanto, a comenzar por explicar las partidas claras y después explicaremos las otras.

 

1) Apoyo a la innovación tecnológica del sector de la defensa.

Se encuentra en el programa 464B, página 233 y siguientes de la memoria de objetivos relativa al Ministerio de Industria, de la misma denominación y cuenta con una financiación global de 468,13 millones de euros.

El programa consiste en créditos a interés cero a la industria militar, tanto la de matriz privada como la pública, y en realidad es la “prefinanciación” encubierta de los famosos Programas especiales de armamento comprometidos por el gobierno español.
Las partidas concretas son las siguientes:

1) Aportaciones reembolsables a empresas públicas, para desarrollo de proyectos tecnológicos industriales cualificados relacionados con Programas de Defensa, por importe de 267,30 millones de euros.
2) Aportaciones reembolsables a empresas privadas para desarrollo de proyectos tecnológicos industriales cualificados relacionados con Programas de Defensa, por importe de 200,83 millones de euros.

Concretamente, y según la memoria, en el ejercicio de 2016 financian los siguientes capítulos de los PEAS:

a) Submarino S-80 que desarrolla NAVANTIA, por importe de 150 millones de Euros.
Al respecto se debe decir que, debido a los defectos de diseño del submarino, hubo que “rediseñarlo”, lo que implicó más sobrecostes sobre los ya acumulados, por lo que el Consejo de Ministros el 23 de 23 de Mayo de 2014 debió aprobar un nuevo techo presupuestario para el período de pagos comprometidos 2015-2019, para este submarino con sobrepeso.
b) Helicópteros NH90, de Airbus Helicopters Epaña SA, con 123,6 millones de euros.
c) Construcción de dos Buques de Acción Marítima BAM 5º y 6oque construye NAVANTIA, con un importe de 108,4 millones de euros para 2016.
d) Programas tecnológicos relativos a la Fragata F110 y vehículos blindados 8×8. En este caso se financia no la fabricación, ni tampoco el diseño, sino que, según la Memoria se financia “una primera fase de maduración y consolidación de una serie de programas tecnológicos relevantes para los mismos”, con una partida para 2016 de 86,2 millones de euros.
Se debe decir que estos dos nuevos programas (fragata F110 y blindados 8×8) constituyen dos nuevos PEAS, aprobados por el gobierno de Rajoy en el que hemos llamado segundo ciclo de rearme español.

2) Puesta en marcha del Satélite Ingenio.
Se encuentra en el programa 467C “Investigación y desarrollo tecnológico-industrial”, un programa del que tendremos que hablar más adelante porque, entre otras, financia varias líneas de actuación destinadas al desarrollo del sector aeroespacial que financian tanto empeños civiles como militares.

En cuanto al satélite INGENIO, se trata de un satélite óptico de observación de la tierra, construido por Airbus Defence and Space Spain, que tendrá usos tanto estrictamente militares y de defensa, como otros civiles.

Según la publicidad que del mismo realiza Airbus Defence, su cometido es proporcionar “imágenes de tierra de alta definición, pancromáticas y multiespectrales para varias aplicaciones que pueden utilizarse en cartografía, seguimiento de cambios en el terreno, fronteras, planificación urbana, agricultura, gestión de las aguas, seguimiento del medio ambiente, y gestión de riesgos y seguridad”.
La Ministra de defensa de la anterior legislatura, Carmen Chacón, reconoció el carácter militar del satélite Ingenio, en su mandato en fase de construcción, al señalar en la presentación del mismo en 2011, según la propia publicidad vertida en la página web del Ministerio de Defensa que

“Con los satélites ‘Paz’ e ‘Ingenio’ nuestros militares contarán con sistemas propios de observación que multiplican nuestra autonomía para obtener información y proteger mejor los intereses de España

Su financiación para 2016 será de 25 millones de euros.

3) Programa Nacional de observación en tierra por satélite: satélite Paz.

Dicho programa financia, desde el Programa 467C de los Presupuestos del Ministerio de Industria, con diversas partidas la observación por satélite y el uso del satélite Paz, de carácter militar y operado por el INTA.  La propia industria constructora del satélite reconoce el carácter militar de dicho satélite.

Por su parte, la memoria explicativa del presupuesto del Ministerio de Industria de 2016, señala en su página 240 el uso de este satélite y su financiación por medio del ministerio de industria:

“En relación con el desarrollo del Programa Nacional de Observación de la Tierra por satélite, finalmente en 2016 se prevé completar la financiación prevista desde el Ministerio de Industria, Energía y Turismo para el programa de desarrollo del satélite radar Paz, que ascendería aproximadamente a 110 millones de euros en el periodo 2008-2016”.

La partida de este para dicho año es de 7,29 millones de euros.

Consiguientemente, las partidas seguras del gasto militar financiados por el ministerio de Industria suponen la cifra final de 500,42 millones de euros, 104,34 millones de euros menos que el pasado año, en el que el Ministerio de Defensa pretendió compensar la congelación de pagos a la industria militar de los dos últimos años de Zapatero, si bien muy superior a la de los ejercicios 2013 (218,15) y 2014 (349,91).

Pasamos ahora a repasar las partidas poco claras.

 

1) Plan de internacionalización de empresas: ayudas a la exportación del ICEX.

Los presupuestos del Ministerio de Industria contemplan una partida de 3,40 millones de euros al ICEX para el plan de internacionalización de empresas en el Programa 422B. págs. 22 y 137

Que el ICEX ofrece una colaboración inestimable a la industria militar española en su proceso de internacionalización (la séptima potencia en venta de armas del mundo) no sólo es algo que resulta conocido, sino que, por si hubiera alguna duda, viene reconocido en los propios presupuestos generales del estado, y en concreto en la memoria del presupuesto del Ministerio de Industria, en cuya página 84, al describir los objetivos del sector, se señala que

Aparte de los programas reseñados, por un lado se consolida el apoyo a uno de los vectores de competitividad irrenunciable para un sector industrial moderno: la internacionalización, que se refuerza a través de una colaboración con el ICEX para la promoción exterior de sectores de alta tecnología

Durante 2014 y 2015, por ejemplo, y acudiendo a la página web del ICEX, encontramos que ocho empresas españolas del sector de la defensa viajaron a Chile, a la feria Internacinal del Aire y del Espacio (FIDAE) con el apoyo económico del ICEX en marzo de 2014. Del mismo modo en abril de 2015 promovió el apoyo a las industrias militares españolas para que estuvieran presentes en la Feria LAAB Defensa y Seguridad 2015 celebrada en Río de Janeiro, de cuya participación incluso ha emitido un suculento informe en el que se asegura que el ICEX montó un pabellón conjunto para las empresas militares españolas que participaron (Navantia, Expal, Indra, Teltronic, Ghenova Brasil, Damina Engineering, Airbus Military, Scati y Nammo) y anuncia su propósito de concurrir a las de años sucesivos.

A la vez, en otro apartado de la página del ICEX, se nos informa de la existencia de una línea de apoyo de dicho organismo al acceso de empresas españolas a la licitación internacional , que financia parte de los gastos de preparación, presentación y seguimiento de ofertas técnicas en concursos o licitaciones internacionales y que es aplicable indistinastamente a empresas internacionalizadas públicas o privadas y de cualquier sector. Otra página nos explica la existencia de distintas líneas de financiación y apoyo a la internacionalización ofrecidas por el ICEX para lo que llama “segunda fase” y “necesidades” , destacando, como programas propios del ICEX o de colaboración de este con el CERSA dos programas de apoyo a nuevos exportadores (ICEX NEXT y convenio ICEX-CERSA “un millón”), un convenio de apoyo ICEX-CERSA para operaciones a corto plazo (menos de dos años) y otro para operaciones a largo plazo (más de dos años), así como otras líneas de apoyo a la implantación comercial o a las inversiones, mediante los programas de ayudas ICEX Consolida, ICEX Target-USA y un convenio de garantías y avales.

Queremos ahora referir la actividad de nuestra industria de defensa, que según el propio sector está ampliamente internacionalizada y destina más del 2/3 de su producción a la venta al exterior, así como la febril actividad de los departamentos de industria y defensa relacionada con la venta de armas al exterior.

Lamentablemente no hemos podido acceder a ningún documento del ICEX que señale las ayudas concedidas para la internacionalización o inversiones en el exterior, o el apoyo concreto para las ferias internacionales, por lo que no podemos ni siquiera hacer una estimación razonable de la cantidad económica del presupuesto del ICEX enfocada al gasto militar.
2) Compensación de intereses sector naval 422M.

El Programa 422M contempla una serie de ayudas encubiertas desde el Ministerio de Industria a la inoperancia del sector naval española. Su origen está en la actuación del Estado hace ya varios decenios para ayudar al sector naval, tanto civil como militar, a salir de la aguda crisis en que se encontraba a raíz de la competencia internacional del mismo y la pérdida de cartera de la naval española. La idea del gobierno español fue dotar a dicho sector de una serie de ingentes ayudas para propiciar su reestructuración y su eficiencia.

Dado que una gran parte del sector naval era de carácter público, además el Estado procedió a intervenir en sus empresas navales desgajándolas en un sector militar, bajo la denominación de NAVANTIA, y que se enfocaría tanto a proveer a la armada española de armas navales como a la venta internacional de estas, de un sector civil, que prácticamente acabó desmantelándose.

En lo que se refiere a NAVANTIA, la empresa pública naval enfocada a la defensa, dicha empresa es de dudosa viabilidad y de palmaria incompetencia, como demuestran tanto sus balances, como el nefasto ejemplo de la construcción de los submarinos S-80 con ligeros problemas de flotación y que ha supuesto un sobrecoste añadido a los sobrecostes anteriores del proyecto y la necesidad de acudir a un experto externo para resolver los problemas de diseño de éste. El Estado ha venido inyectándole contrates sumas económicas para evitar su definitivo hundimiento y el propio ministro de Defensa ha realizado innumerables viajes al exterior con el fin de buscar clientes a sus prototipos.

Cabe añadir que las diversas ayudas concedidas desde el Gobierno español tanto al sector privado como público naval entran en conflicto con la normativa comunitaria de competencia, y particularmente a una serie de directivas que han causado múltiples multas a la naval española y al Estado, entre ellas la Decisión 2005/173/CEE que censuró las

“trasmisiones entre empresas con un precio superior al de mercado, préstamos a empresas en crisis y aportaciones de capital a empresas en situación financiera deficiente. La incompatibilidad declarada por la Comisión obedecía a que estas ayudas beneficiaban (efectos de la ayuda) a los astilleros públicos españoles rompiendo la competencia comunitaria”,

o la Decisión 2005/652/CEE

“relativa a la ayuda C 38/03156 en forma de aportación de capital concedida por una sociedad pública española a los astilleros públicos españoles, declaraba la incompatibilidad de la misma teniendo en cuenta que los efectos que producía esta ayuda eran contrarios a la competencia comunitaria”

En 2013, y por esta política de apoyo indebido a la industria naval, en este caso por ayudas fiscales, Europa sancionó a España con 3.000 millones de euros, lo que hizo a los empresarios del sector augurar el desmantelamiento del sector en sí.

Las ayudas para la compensación de intereses de préstamos para la construcción naval, incluidas obligaciones de ejercicios anteriores forman parte de este núcleo de ayudas que están en el punto de mira de la legislación europea, que no quiere que el estado suelte dinero público en saco roto para mantener en pie un sector ineficiente y que arroja un déficit insoportable.

En los presupuestos de 2016 los fondos para la compensación de intereses de préstamos a la construcción naval -ayudas a la financiación de los proyectos para nuevos barcos- desciende un 9%, dejando el Gobierno casi 64,45 millones de euros. De esta cantidad no contamos con una explicación que nos permita concretar qué partidas tendrán como destino la financiación de barcos militares.

3) Primas a la naval 422M,

Otro de los capítulos de ayudas a la naval lo constituye el concepto de “primas”, que en estos presupuestos, dada la falta de encargos navales tan significativa tanto en lo público como en lo privado, han supuesto una significativa bajada respecto a ejercicios anteriores, para situarse en 18,5 millones de euros (un 57% menos).

4) Subvenciones a reindustrialización de sectores deprimidos. Programa 422M (no la encuentro de momento)

El programa 422M contempla, además, el apoyo a regiones dependientes de sectores industriales obsoletos o deprimidos, como pueden ser los vinculados al sector naval y al monocultivo militar de éste en Cádiz o Ferrol.
El apoyo de estos sectores se define (Pág. 82 de la memoria) a partir de

dos líneas de actuación dentro del nuevo programa: una dedicada al apoyo a la creación, ampliación o traslado de establecimientos industriales, y otra destinada a favorecer planes de mejora empresariales sustentados en diversos factores de competitividad

Con este loable objetivo, dice la pág. 83 de la memoria
se pretende favorecer las condiciones que permitan la atracción de nuevas industrias y nuevas tecnologías e inversiones a zonas de tradición industrial como Ferrol, Campo de Gibraltar, Bahía de Cádiz, que cuentan con infraestructuras y mano de obra cualificada, revirtiendo de este modo la tendencia de pérdida de actividad, marcada por procesos de cierre y deslocalización empresarial.

No se detalla la cantidad destinada a este proceso. Nuestro interés por el mismo no reside únicamente en determinar la cantidad que puede destinarse a industrias militares más eficientes, sino, sobre todo, la posibilidad que abre de destinar fondos públicos a una promoción y a un desarrollo alternativos al de la industria militar, lo que implica un cierto proceso de reconversión industrial y de transarme.

5) Préstamos para el desarrollo estratégico del sector aeronáutico. Programa 467C cap. 834. pág 46.

El programa 467C, denominado “investigación y desarrollo tecnológico industrial “ financia actuaciones relacionadas con el desarrollo industrial y está a su vez, dividido en varios subprogramas destinados a los distintos actores industriales, desde PYMES al sector turístico, pasando por el apoyo a empresas de tecnología avanzada y sectores estratégicos.

Por lo que se refiere a la industria militar nos centramos en el subprograma C.1. en el cual se presta una especial atención al sector aeroespacial donde se busca promover varias líneas de apoyo que son continuistas desde 2009 (págs. 239 y 240 de la memoria):

• La puesta en marcha en el año 2009 de una línea de ayuda específica a la filial española de Airbus y a sus subcontratistas de aeroestructuras de primer nivel que participan en el desarrollo del último modelo de avión Airbus A350 XWB incluyendo la participación en el motor Trent XWB que equipa este avión.
• La puesta en marcha de una convocatoria específica para el sector aeroespacial en el marco de la política pública para el fomento de la competitividad industrial.
• También hay que mencionar la obtención por parte de empresas españolas de grandes contratos en los exigentes concursos europeos, la posición de España como quinta potencia espacial europea y la positiva evolución de la industria auxiliar aeronáutica.

En cuanto al avión AIRBUS A350 XWB es un avión de uso civil, y el desarrollo de su motor, en Trent XWB, por tanto no puede ser en principio como gasto militar, aunque los avances tecnológicos de la industria aeronáutica suelen ser de doble uso.

La convocatoria específica para el sector aeroespacial cuenta con un presupuesto para 2016 de 23,5 millones de euros, pero igualmente desconocemos la partida que pueda derivase al sector de la defensa.

Share

El Top 100 de las empresas de armas

Plaza+de+Armas%2C+Cusco

La Doble A Producers

fuente Defense news

La revista Defense News ha publicado su listado de las 100 principales empresas militares, esta vez para el año 2015.

Destaca que, según este listado, la venta de armas declarada por estas 100 empresas ha bajado globalmente un 4%, pero de forma desigual: han bajado más las empresas europeas y han subido las rusas, comportándose más o menos igual las estadounidenses.

La cifra final de estas 100 primeras empresas armamentistas es de más de 385.507 millones de dólares, una cifra escandalosa, similar a la que el Banco Europeo ha inyectado a la banca europea para reactivarla, o a la que el Banco Mundial destinará en los próximos tres años a la consecución de los objetivos del milenio. o, por poner otro ejemplo, el PIB per capita de los 98 países más pobres de la tierra, según wikipedia.

Entre las curiosidades, las diez principales industrias facturaron en 2014 la cifra de  201,767 millones de dolares, lo que equivale al 52,33% del total de la facturación. Las diez siguientes (de la 11 a la 20) acumulan 58.232 millones de dólares de ventas, un 15,12% del total. Los siguientes 10, del 21 al 30, acumulan otros 34.305 millones de euros, un 8,89% del total. Los otros 20, del 31 al 50, acumulan 45.310 millones de dólares, un 11,75% del total, y los 50 últimos, 45.893 millones de euros.11,9%.

Reconvertir esta industria de muerte, como vemos, aportaría un dividendo de paz considerable y necesario para conseguir una seguridad humana basada en la cooperación y la noviolencia.

Pero como de dinero se trata, habrá que lograrlo con la lucha social y la reivindicación política de alternativas, pues estos cien mini-imperios capitalistas no se van a dejar reconducir por las buenas.

 

 

Share

¿Cuál es la amenaza global más importante?

Fuente:  Pew Global

Imagen de Pewglobal.org

La encuesta del Centro Pew nos da que como primer resultado aparece el cambio climático.  Sobre todo en América Latina y África.  El segundo resultado es la inestabilidad económica mundial.  Norteamericanos, europeos y Oriente Medio citan a ISIS como el principal factor de preocupación.

Por el contrario, las preocupaciones sobre el programa nuclear de Irán, así como los ataques cibernéticos en los gobiernos, bancos o corporaciones se limitan a unas pocas naciones. Israelíes y estadounidenses se encuentran entre los más preocupados por el programa nuclear de Irán, mientras que los surcoreanos y estadounidenses tienen la mayor preocupación por los ataques cibernéticos con relación a otros públicos. Y la aprehensión sobre las tensiones entre Rusia y sus vecinos, o las disputas territoriales entre China y los países vecinos, siguen siendo en gran medida las preocupaciones regionales.

Todo ello muy demoledor de los análisis militares al uso.  Y, además, dan una visión de que la población mundial tiene ideas claras sobre qué hay que defender y que muchas de ellas hablan más de Seguridad Humana que de defensa militar.

Hace poco nos hacíamos eco de otro enfoque:  ¿Qué país es la mayor amenaza del mundo?

El nuevo análisis también nos da datos sobre las opiniones en España y destacamos entre los países de nuestro entorno por una mayor preocupación comparativa por el cambio climático, por la inestabilidad económica mundial, ISIS y el programa nuclear de Irán.

Sin embargo, nos preocupamos menos que la media de nuestro entorno por los ataques cibernéticos

Preocupación mundial

 

En el análisis regional, el top de amenazas por región (% de los muy preocupados sobre …) es el siguiente:

Imagen de Pewglobal.org

 

Share

3 de los 9 mayores empleadores del mundo son ejércitos

Fuente:  Forbes.com

En la lista de los 10 mayores empleadores mundiales figuran tres ejércitos.  La primera posición se la lleva el Departamento de Defensa de Estados Unidos con 3’2 millones de personas empleadas, en segunda posición el Ejército de China con 2’3 millones de personas y en novena posición el Ejército de India con 1’3 millones de personas.

Otras fuentes dicen que:

  • el ejército de Rusia tiene 6.954.000 soldados.
  • el ejército del Reino Unido tiene 224.500 soldados.
  • el ejército de Francia:  779.450 entre soldados, reserva y Gendarmería.
  • el ejército de Corea del Norte tiene 1.106.000 cuadros armados.
  • el ejército de Israel tiene 187.000 soldados profesionales y de carrera y 565.000 soldados en la reserva.
  • el ejército de Alemania tiene 247.100 soldados activos y 355.000 en la reserva.
  • Corea del Sur:  855.000 soldados y una reserva de 3.200.000.

Son datos que nos dan una cierta medida, aproximada, de la militarización mundial.  También nos dan millones de argumentos para defender la desmilitarización.

Share

Contener la violencia costó 9’4 billones de dólares USA en 2013

Imagen de Global Peace Index

Fuente:  Índice Global de Paz.

Ya hemos hecho referencia al Índice Global de Paz en otro artículo.  En él aparece un dato que nos llamó poderosamente la atención:  el coste global de contener la violencia, que se desarrolla en la siguiente tabla:

COSTES DE LA VIOLENCIA GLOBAL2013
Tipo de violenciaCoste directo (en mil millones de dólares)
Gastos militares2.535
Homicidios720
Seguridad interna625
Crímenes violentos325
Seguridad privada315
Encarcelamiento185
Producto Interior Bruto perdido por conflictos130
Muertos por conflictos internos30
Miedo25
Terrorismo10
Mantenimiento de la Paz5
Desplazados y refugiados2
Muertos por conflictos externos1
Total (coste directo, sólo)4.908
Total (incluyendo el efecto multiplicador 1por 1 del coste de la paz)9.816

En total 4.9 billones de dólares USA en 2013.  179.000 millones de dólares más que en 2012.  

Llama la atención el que llaman «factor multiplicador de la paz».  Este factor lo incluyen porque argumentan que todo gasto tiene efectos multiplicadores en la economía, es decir, genera nueva actividad económica (porque provoca empleo, nuevas inversiones, etc.).  En este caso, al coste de contener la violencia le dan un factor multiplicador de 1 por 1, y consideran que es un cálculo bastante corto. Quiere significar que cada euro invertido generará otro de actividad económica.

La argumentación de este factor multiplicador de la paz se encuentra en la página 9 del informe «El coste económico de la contención de la violencia«, publicado por el Instituto de Economía y Paz (en anagrama IEP).

El IEP es un think tank que se dedica, desde 2007, a cuantificar económicamente la paz, su objetivo es cambiar el paradigma en el que el mundo entiende la paz, aunque el paradigma al que quieren llegar es, también, moderado.

Pero también llama la atención el hecho de que la violencia, en este estudio, no es considerada desde una perspectiva tan estrecha como la usual, sino que acogen otras dimensiones de la misma, para entenderla como algo mucho más amplio, y por lo tanto, sus costes no se limitan a las guerras en el extranjero y los gastos militares, sino que se tienen en cuenta muchos más apartados, 14 en total.

A muchos les parecerá este enfoque exagerado; sin embargo a nosotros no.  Nos parece que le faltan algunos aspectos como la contención de los costes ecológicos que provoca la violencia (en las guerras, intervenciones militares a países extranjeros, contaminación por la preparación militar, etc.), o los porpios de la violencia estructural y cultural, por ejemplo.

Por otro lado, el análisis atento de los items que manejan para su estadístic, en nuestro criterio nos acerca a un enfoque de paz negativa, de paz como ausencia de conflictos, de mero control y contención de la violencia, no de paz positiva.  En ningún momento se habla del gasto de políticas proactivas que intenten imponer un estado de paz positiva en los conflictos, lo cual nos hablaría de un coste mucho mayor de la paz, pero también de un retorno muchísmo mayor de la políticas de paz en el aspecto económico.

A pesar de esta crítica, ellos argumentan que sus mediciones se refieren a una paz positiva y su opinión nos parece un tanto peculiar y discutible, pero un buen punto de comienzo.  En otra publicación:  «Pilares de la paz»  desarrollan 6 pilares de la paz:

  1. Buen funcionamiento del gobierno.
  2. Entorno empresarial saludable
  3. Distribución equitativa de los recursos
  4. La aceptación de los derechos de los otros
  5. Las buenas relaciones con los vecinos
  6. La libre circulación de la información
  7. Alto nivel de capital humano
  8. Los bajos niveles de corrupción

con los que intentan definir las características nacionales que están más estrechamente asociadas a la paz, una paz tal vez algo m ás que ausenci de guerra, pero algo menos que una paz positiva entendida desde un planteamiento basado en la seguridad humana.

¿Dónde quedan en este índice las ongs, los individuos, la sociedad, claves para nosotros en la política constructiva de paz?

No obstante, con los parámetros empleados por la entidad, el gasto mundial en contener la violencia es desmesurado, y habla, sobre todo, de la desmesura de la violencia y de su cultura en nuestras sociedades.

Una asignatura a la que hay que seguir dedicando esfuerzos y trabajo.

Share

Más gasto militar de Arabia Saudí, China, Rusia, India, Corea del Sur y Japón

Fuente:  El País.

En 2014 China aumentó su gasto militar en un 12’2 %, en 2015 sólo lo hará en un 10 %.

El año pasado China —el segundo país del mundo por gasto militar— destinó cerca de 114.000 millones de euros a Defensa, según las cifras oficiales. Un tercio se dedica a pagar los salarios de los 2,3 millones de militares que integran el Ejército Popular de Liberación, mientras que el resto se dedica a formación y a compra y mantenimiento de equipos. No obstante, el Pentágono y analistas occidentales consideran que la inversión real es un 40% o 50% superior, pues las partidas oficiales no incluyen determinados gastos de inversión en armamento o de investigación y desarrollo.

Y, haciendo una breve digresión, sobre el ocultamiento oficial de parte de los gastos militares.  El Pentágono y analistas occidentales consideran que China oculta entre el 40 y el 50 % de su gasto militar.  Lo cual nos parece poco teniendo en cuenta que en 2015 demostramos, en nuestro Gasto Militar 2015, que los presupuestos del Ministerio de Defensa de 5.767’77 millones de € se convirtieron en 23.373’93 millones de gasto militar real, es decir, un 405’25 % más de lo oficialmente admitido).

Pero, volviendo sobre la noticia, el siguiente gráfico es devastador:

 

Curiosamente no se comenta el incremento de alrededor del 21 % de Arabia Saudí (país amigo donde los haya y pacífico por naturaleza).  Sin embargo, a la chita callando, se ha convertido en el cuarto país que más gasta en defensa.

En el área de Oriente Medio son muy reseñables también los aumentos de gasto de Irak (+ 27 %) y Bahreim (+ 26 %).

También aparecen en el artículo de El País desdibujados los gastos militares de la Unión Europea, que no aparece en la gráfica.  Sólo nos podemos hacer una idea de su gasto, valorando la contribución de sus tres principales inversores en armas, guerras y violencia, Reino Unido, Francia y Alemania.  Entre los tres suman 159.000 millones de € y nos convertirían en la segunda potencia mundial en militarismo, sólo por detrás de USA y muy por delante de la tan criticada China.

Pero el que hizo la ley, hizo la gráfica.

El caso de Rusia también nos parece impresionante:  gastará 635.000 millones de € en renovar su armada.

El presupuesto para el plan de modernización del Ejército previsto por Putin para los próximos diez años, asciende a 635.000 millones de euros, para sustituir 41 buques de guerra, 110 aeronaves y 15 submarinos: “Ese plan persigue entre otras cosas renovar la flota de guerra del país con barcos y submarinos de última generación”, prosigue Putin; “se presta especial atención al mantenimiento en un nivel adecuado de las fuerzas marítimas nucleares. Su desarrollo continúa en el marco de dos grupos de cruceros submarinos nucleares para las flotas del norte y del Pacífico”.

Japón, por su parte, aprobó en enero la mayor partida de su historia, 38.000 millones, un 2,8% más, y el tercer incremento consecutivo anual.

Podemos destacar el análisis «El Sol naciente resurge en Asia:  el rearme de Japón«.

Shinzo Abe pretende también romper con la línea por la que Japón sólo pueda destacar en lo económico. La cabeza del PLD parece haber entendido que el potencial de un país en Asia-Pacífico sólo se puede desplegar en su totalidad cuando se tienen dos manos con las que trabajar, no una libre y muy productiva – la económica – y otra literalmente atada – la militar –.  Con las expectativas puestas en facilitar ese cambio, las intenciones de Abe giran en torno a cuatro puntos: relanzar el gasto en defensa, anclado por debajo del 1% del PIB durante muchos años; operatividad de las tropas japonesas en misiones en el exterior, caso de operaciones auspiciadas por la ONU; poder reconvertir al ya potente pero defensivo ejército nipón en uno con cierta capacidad ofensiva y relajar las limitaciones a las exportaciones de armas.

 

Share

Gasto militar oculto: AEMET contribuye con 22’8 millones de €

Torres+de+Satelite

Stanislav sokolov

Fuente: Estado Mayor de la Defensa

Tradicionalmente hemos utilizado los días previos a la publicación por parte del gobierno del Anteproyecto de Presupuestos Generales del Estado a ir desvelando esconrijos del gasto militar fuera de los presupuestos asignados al Ministerio de Defensa.

Es una especie de calentamiento con el que nos vamos preparando para desvelar la descomunal impostura de nuestro gasto militar.  Este año, como además piensan sacar el anteproyecto en Agosto, será un calentamiento tórrido.

Y, puestos a empezar por algún lugar, vamos a uno de los escondrijos «menores» por su volumen económico: la contribución del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente al militarismo mediante el convenio de Prestación de Apoyo meteorológico a las Fuerzas Armadas.

El 2 de julio de 2015, la Agencia de Meteorologia, del Ministerio de Agricultura, ha firmado con el Ministerio de Defensa la renovación de un antiguo (a raíz del Real Decreto 2229/1978) pero vigente convenio de colaboración, para que la primera

proporcione los servicios de forma cada vez más adaptada a las necesidades específicas del Estado Mayor de la Defensa, los Ejércitos y la Armada.

Según parece, este convenio

para garantizar este apoyo meteorológico, AEMET dispone de una infraestructura específica compuesta por un Centro Nacional de Predicción para la Defensa (CNPD) con un servicio continuado 24 horas, que también atiende las necesidades meteorológicas de las Unidades en misiones en el exterior incluyendo los buques de la Armada, y 22 Oficinas Meteorológicas ubicadas en las Bases militares de los tres Ejércitos.

y

En total, el 11% del tiempo efectivo del personal de AEMET se dedica a la realización de actividades de apoyo a la Defensa, para los que se destina un 19% del presupuesto de la Agencia.

Es decir, el 19% del presupuesto de AEMET, convenio en mano, debe imputarse a gasto militar oculto en este curioso organismo.

Recordemos que el programa 495B del Ministerio de Agricultura asignó a AEMET para el año 2015 la cantidad nada despreciable de 120,12 millones de euros, lo que supone que al menos 22,8 millones de euros sirvieron para financiar el gasto militar español en este programa.

La contribución de AEMET al gasto militar, con ser curiosa, no es toda la contribución del Ministerio de Agricultura al militarismo rampante.

Recordemos que, como hemos advertido otras veces, el susodicho ministerio paga también gran parte de las intervenciones apagafuegos de la UME y ofrece sus propios aviones en cesión al ejército.

También desvelamos en nuestro informe sobre el gasto militar de 2015 la financiación de barcos militares.

Resulta que, a pesar de ser pequeñas en comparación con las partidas de gasto militar oculto en otros ministerios, las partidas del mismo en el MInisterio de Agricultura son importantes y no por ello coherentes.

Share

¿Lucharías por tu país en una guerra?

Imagen de Policía Nacional de los colombianos

Fuente:  Win / Gallup.

En la encuesta de 2014 y preguntando por quién estaría dispuesto a luchar por su país se afirma que:

  • A nivel mundial, el 60% dijo que estarían dispuestos a tomar las armas para su país, mientras que 27% no estaría dispuesto.
  • Europa Occidental demostró ser la región más reticentes a luchar por su país con sólo 25% dijo que iban a luchar, mientras que cerca de la mitad (53%) declaró que no iban a luchar por su bandera.
  • Esto contrasta fuertemente con la gente de los países árabes de Oriente Medio y Norte de África que son los más propensos a estar dispuesto a luchar por su país (77%), seguido de los que viven en Asia (71%).
  • 44% de los encuestados en EE.UU. dijo que lucharía por su país, mientras que la cifra fue de sólo el 27% en el Reino Unido, 29% en Francia y 18% en Alemania.
  • A pesar de ser ampliamente reconocido por su neutralidad, el 39% de la gente de Suiza dijo que estarían dispuestos a ir a la guerra por su país.
  • Fueron los italianos que resultó ser menos dispuestos a tomar las armas para su país con el 68% que revela que se negarían a hacerlo.

El resultado en España es impresionante:

Pregunta 5:  Si hubiera una guerra que involucrase a España, ¿estarías dispuesto a luchar por tu país?

El 21 % sí se declaró dispuesto a luchar (23 % de hombres y 19 % de mujeres) y el 49 % no (54 % de hombres y 44 % de mujeres),  (hubo un 30 % de indecisos, con un 23 % de hombres y un 47 % de mujeres).

Por edades:

  • 18-24 años:  Sí:  13 %, No:  66 %, No sabe / no responde:  21 %
  • 25-34 años:  Sí:  22 %, No:  43 %, No sabe / no responde:  35 %
  • 35-44 años:  Sí:  22 %, No:  43 %, No sabe / no responde:  45 %
  • 45-54 años:  Sí:  23 %, No:  40 %, No sabe / no responde:  37 %
  • 55-64 años:  Sí:  22 %, No:  45 %, No sabe / no responde:  33 %
  • + 65   años:  Sí:  24 %, No:  55 %, No sabe / no responde:  21 %

Por relación con el trabajo:

  • Trabajadores a tiempo completo:  Sí:  25 %, No:  43 %, ?:  32 %
  • Trabajadores a tiempo parcial:  Sí:  27 %, No:  40 %, ?:  33 %
  • Desempleados:  Sí:  14 %, No:  50 %, ?:  36 %
  • Estudiantes:  Sí:  12 %, No:  68 %, ?:  20 %
  • Amas de casa:  Sí:  19 %, No:  40 %, ?:  41 %
  • Jubilados:  Sí:  22 %, No:  60 %, ?:  18 %

Por ingresos:

  • Bajos:  Sí:  15 %, No:  59 %, ?:  26
  • Medios:  Sí:  23 %, No:  49 %, ?:  28
  • Altos:  Sí:  23 %, No:  49 %, ?:  28

Por nivel educativo:

  • Sin educación / educación incompleta:  Sí:  8 %, No:  59 %, ?:  33 %
  • Primaria completa:  Sí:  19 %, No:  50 %,  ?:  31 %
  • Secundaria completa:  Sí:  21 %, No:  49 %, ?:  30 %
  • Licenciados:  Sí:  22 %, No:  49 %, ?:  30 %
  • Doctores:  Si:  21 %, No:  50 %, ?:  29 %

En conclusión:  NO A LA GUERRA.

Share

Índice Global de Paz 2015

Imagen de esglobal.org

 

El Institute for Economics and Peace acaba de publicar su Global Peace Index 2014, todo él en perfecto inglés.

Un resumen en castellano lo podemos encontrar en esglobal.org, donde se destacan los siguientes datos:

1.-  «Cuatro de las nueve regiones geográficas experimentaron más paz: Europa, Norteamérica, África subsahariana y Centroamérica y el Caribe. En las otras cinco, la situación empeoró. Los cambios más notables del Índice se observaron en Oriente Medio y Norte de África (la región MENA), donde varios países sufrieron un aumento de la violencia relacionada con las luchas sectarias y los conflictos civiles, hasta el punto de que se convirtió en la región menos pacífica del mundo».

2.-  «Islandia es el país más pacífico, y los 10 primeros países en la clasificación del GPI son, todos ellos, democracias estables. Los países nórdicos y de la región alpina están especialmente bien representados. También hay varios países de la región de Asia-Pacífico en lo alto de la lista: Nueva Zelanda en el 4, Japón en el 8 y Australia en el 9».

3.-  El ránking para Europa es el siguiente:

IGP europa rk

Curiosidades:

España ocupa el número 18 a nivel regional y el número 26 a nivel mundial.  No parece mucho.  Alemania es el 12 a nivel regional y el 17 a nivel mundial.  Italia, 34 y 22.  Reino Unido:  47 y 26.  Francia:  48 y 27.  Muchos países europeos adelantan a los grandes países intervencionistas y militaristas europeos.

4.-  El caso de Estados Unidos también es reseñable:  ocupa el lugar 101 del mundo.  El listado llega a 124.  EE.UU., exportador de violencia directa, cultural y estructural a todo el mundo, es uno de los países con menos paz según este informe.  No nos extraña.

5.-  El listado de los peores países es el siguiente:

IGP peores países

6.-  En los últimos ocho años, la puntuación media ha caído un 2,4%, lo cual quiere decir que, por término medio, el mundo se ha vuelto ligeramente menos pacífico.

7.-  La tendencia a ser menos pacíficos se ha debido sobre todo al deterioro de varios indicadores de paz interna. De los cinco factores esenciales que han empeorado más de un 5%, cuatro son internos y uno externo: refugiados y desplazados internos como porcentaje de la población, muertes por conflictos internos, impacto del terrorismo, probabilidad de protestas violentas y percepción de la criminalidad.

8.-  En el lado positivo, durante los ocho últimos años han mejorado varios indicadores de paz exterior. Las relaciones con los países vecinos se han reforzado, en particular en Sudamérica, la financiación de las contribuciones a las labores de mantenimiento de la paz de la ONU (¡qué curioso que este dato lo consideren positivo, siendo las operaciones totalmente militarizadas y, en muchas ocasiones, muy violentas!) ha aumentado y el número y la intensidad de los conflictos externos han descendido a medida que muchos países retiraban sus tropas de Irak y Afganistán.

9.-  En 2008 no había más que tres países con una puntuación peor que 3 sobre 5: Somalia, Irak y Sudán. En 2015, sin embargo, son nueve los países en esa situación: Siria, Irak, Afganistán, Sudán del Sur, República Centroafricana, Somalia, Sudán, República Democrática del Congo y Pakistán, lo cual pone de relieve el empeoramiento que han sufrido los países menos pacíficos del mundo.

10.-  En 2014, la repercusión de la violencia en la economía mundial fue enorme, con un cálculo de 14,3 billones de dólares, el 13,4% del PIB mundial. Esta cifra equivale a las economías unidas de Brasil, Canadá, Francia, Alemania, España y Reino Unido. Desde 2008, la repercusión económica total en el PIB mundial ha aumentado un 15,3%, de 12,4 billones de dólares a 14,3.

Share

¿Qué país es la mayor amenaza del mundo?

Fuente:  blogdelviejotopo

¿Qué país es la mayor amenaza del mundo?  Respondan.  Al bote pronto.

Luego tómense unos minutos y piensen seriamente, valoren las posibilidades, analicen las informaciones del telediario.

Nos cuenta el blog antedicho que WIN/Gallup ha hecho una encuesta internacional a finales de 2013 en la que se encuestó en 65 países.  Una de las preguntas, cuya respuesta quizá sea sorprendente, es:  ¿qué país crees que es la mayor amenaza para la paz en el mundo hoy?

Imagen de blogdelviejotopo.blogspot.com

 

No está mal, si de 65 países encuestados, 37 te consideran la principal amenaza, el 57 % de los encuestados así lo creen.  Medio mundo.

Además, han desglosado la respuesta por países:

Imagen del blogdelviejotopo.blogspot.com

 

Es curioso reseñar que en España, Alemania, China, Rusia, Sudáfrica, Suecia y Suiza, la primera amenaza mundial es EE.UU. y en Irak y Reino Unido es el segundo clasificado.

Los pobres y poco queridos estadounidenses consideraban que su principal amenaza era Irán.

¿Sorpresa?  O todo concuerda.

Share
A %d blogueros les gusta esto:
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookCheck Our Feed