Archive for Sindicatos y militarismo

¿Revisar el régimen profesonal de la tropa o cambiar de modelo?

Por Biheta

Nos provoca la pregunta que pone título a esta entrada el debate que tuvo lugar en la Comisión de Defensa del pasado 24 de noviembre de 2016, según aparece en el Diario de Sesiones del Congreso de los Diputados, Comisión de Defensa, Sesión número 2 y que dio lugar a la aprobación de una subcomisión que estudiará la situación de la Tropa y Marinería, con especial atención a los soldados que llegan a la edad de 45 años con compromisos de permanencia de larga duración y que, al llegar a dicha edad, a tenor del artículo 10 de la actual Ley de Tropa y Marinería, no se permiten nuevos reenganches y deben abandonar el ejército.

El contexto de dicha comisión venía alimentado por una sorda pero continua presión de algunas asociaciones de militares, principalmente AUME, para que el gobierno derogase este impedimento, permitiendo que los soldados y marineros mayores de 45 años pudieran seguir en el Ejército superada esa edad, así como por dos pasos mediáticos de cierto recorrido: la caminata a pie desde Badajoz hacia Madrid de dos exsoldados, Fernando Tello y David Rodríguez, concernidos por esta situación y la anunciada manifestación para dos días después de la celebración de la comisión en la capital de cientos de militares en reclamación de una solución a su “despido” inminente.

Con estas premisas, el grupo de Podemos presentó al Parlamento una Proposición No de Ley (PNL) para instar al gobierno a abolir el referido artículo, proposición que fue enmendada por Ciudadanos y que posteriormente motivó la petición por el PSOE de que en vez de abordar este asunto en una proposición No de Ley, se creara una subcomisión específica para que, con participación de expertos varios, asociaciones, gobierno, etc., se pudiera emitir un dictamen al gobierno con las conclusiones y las medias que el parlamento considerara se deberían tomar.

La discusión de la PNL de Podemos y de la propuesta de crear la referida subcomisión se debatieron, como decimos, en la segunda sesión de la Comisión de Defensa, el día 24 de noviembre. La lectura de las intervenciones nos ha llamado la atención y, en nuestra opinión, intenta poner el carro antes que los bueyes, lo que, si es que no se pone remedio, vendrá a resolver el problema no resolviendo nada, o agravándolo.

¿Cómo definen en problema?

Es evidente que la definición que se haga de un problema, el cómo se enmarca, predetermina en cierto modo las respuestas que puedan darse al mismo. En este caso, como iremos viendo, la mirada al problema desde una determinada óptica (cuando hay al menos otra bien diferente, más compleja y más incómoda también) conlleva que la solución previsible no pueda ser sino dar un giro de tuerca más y en la mala dirección al problema real, agravándolo.

Para entender lo que, acuciados tal vez por la agenda mediática, preocupa a sus señorías, hemos leído las actas con el debate mantenido entre los diputados de la comisión de defensa referida:

Lo define bien la diputada Zaida Cantera de Castro, del PSOE, la promotora de la iniciativa de crear la subcomisión de estudio, cuando dice

Los militares profesionales de tropa y marinería temporales alcanzan los cuarenta y cinco años: en ese momento no se les renueva el compromiso de larga duración porque -todo hay que decirlo- así lo establece la ley.

Que este es el problema y no otro, es, al parecer, algo en lo que está de acuerdo todo el arco parlamentario, con un pequeño matiz, en este caso del diputado Tarno Blanco, del PP, que lo redefine como cuestión del envejecimiento de la tropa, lo cual afecta a la operatividad de la misma, porque, al parecer, una tropa vieja, a diferencia de otros sectores, es inservible (no así un gobierno empolvado y viejuno, donde, daría la impresión, la vetusta e inamovible experiencia es un grado). Lo dice así

Hay muchos problemas en la tropa, pero el principal -lo ha dicho la representante del Grupo Socialista- es su envejecimiento, la falta de operatividad de la fuerza, porque nos encontramos con tropa envejecida que no puede cumplir sus funciones. En todo eso es en lo que tenemos que trabajar en esa subcomisión.

Podríamos señalar, no sabemos si a modo de anécdota o para alegrar la mañana a los lectores, que a esta definición del problema, se aportó la meritoria contribución desde el grupo mixto de otro enfoque tangencial, el del diputado Salvador Arméndariz, quien malgastó la oportunidad de exhibir su innegable talento para explicar su punto de vista acerca de Rita Barberá, a la que rindió homenaje en una especie de salida del tiesto

… Quiero trasladar mis condolencias a su familia, a sus amigos, también a la familia del Partido Popular, y trasladar al señor presidente y a todos los compañeros de esta Comisión una cierta sensación de amargura en ese final, un sabor amargo porque diera la sensación de que en esta democracia no rige la presunción de inocencia. Hoy no podemos decir otra cosa, sino el hecho de que esta persona no podrá defender su honor frente a las acusaciones…

Ya lo ven, la Comisión de Defensa no siempre trabaja con igual intensidad.

A partir de esta definición del problema unánime (y quitando el punto de color del diputado Salvador Armendáriz), podemos encontrar matices, como, por ejemplo, los de Ciudadanos cuando dice que para solucionar “el problema” hace falta cambiar la ley de tropa y marinería. Lo dice así el Diputado Gutiérrez Vivas, quien en un exceso de énfasis llega a considerar a estos soldado con contrato de larga duración como funcionarios (que no lo son) despojados de sus derechos

… todos queremos -por lo menos Ciudadanos lo quiere- cambiar esta ley de los cuerpos de tropa y marinería, porque es injusto lo que se está haciendo con estos trabajadores, funcionarios y miembros de las Fuerzas Armadas,

O los de Podemos, que señalan que todo esto es un caso claro de lesión de derechos laborales que se soluciona restituyendo a los militares estos derechos, como fija en su intervención el diputado Alonso Cantoné cuando afirma que

nosotros desde hace tiempo siempre hemos considerado que el modelo diseñado era injusto, que en cierta forma afectaba a la dignidad de los profesionales porque estaba generando una precariedad laboral, igual que en otros sectores, que además no se compensaba con aquello que sí recoge la ley, que son los derechos, que es la capacidad de apoyar, formar, titular y empoderar a esos militares para que una vez hayan acabado su periodo puedan reintegrarse lógicamente en la sociedad con todas las capacitaciones para hacer cualquiera de las profesiones que hayan podido desarrollar durante su tarea militar, que no necesariamente tiene que ser militar.

O la lista desplegada de medidas que la diputada Cantera de Castro desplegó y a las que luego nos referiremos.

En suma, el problema se define como una situación de agravio de los soldados y marineros que por ley tienen que abandonar el ejército al cumplir los cuarenta y cinco años, perdiendo su carrera y poniendo a sus familias en grave situación. Y definido así el problema, únicamente cabe una solución: desenredar el entuerto y cambiar la ley, como pidió Podemos en su Proposición No de Ley, presentada por el portavoz de dicho grupo parlamentario en la comisión de defensa y por el portavoz del grupo parlamentario en aquel entonces.

Nos queda una duda: ¿es ese el problema? Lo abordaremos un poco más tarde, para centrarnos ahora en otros aspectos del debate igualmente enjundiosos.

El origen del problema

De algún modo, definido el problema de la manera explicada, el origen del mismo no puede sino encontrarse en la supresión del servicio militar y el establecimiento de un ejército profesional, como dice el diputado del PP Mateu Ísturiz,  en su intervención:

Hemos llegado a esta situación precisamente por una actuación del Gobierno del Partido Popular, la Ley 17/1999, que eliminó el servicio militar obligatorio.

Pero la supresión del servicio militar obligatorio generó una ansiedad en la sociedad española en el sentido de que querían unas tropas profesionales para estar a la altura de las circunstancias y una profesionalización en el cumplimiento de las tareas asignadas por la pertenencia a ciertos organismos internacionales y tener una proyección exterior en aquellas misiones en las que participábamos.

Mateu ofrece una explicación no sólo falsa en cuanto al origen del problema, sino también claramente manipuladora en la propia interpretación del fin de la mili como una especie de concesión natural y liberal del PP (y no como consecuencia de una lucha antimilitarista que erosionó suficientemente la legitimidad de esta larga e inmoral servidumbre, usada además como escuela de control y adoctrinamiento por el franquismo que al parecer no existió en el relato de la derecha) y de lo que querían los españoles (lejano por cierto tanto al intervencionismo internacional, como a la descarada alineación con las políticas agresivas de la OTAN, el aumento del gasto militar y los demás problemas que aquejan a la sociedad por culpa del militarismo impuesto).

Sin embargo, este origen del problema definido por el PP es compartido por los demás, que lo cifran de uno u otro modo en la aplicación de la actual Ley de Tropa y Marinería, con la que se quiso regular la condición de los militares con contratos de larga duración.

Podemos preguntarnos de nuevo si el origen del problema es, como se dice, la supresión de servicio militar y la profesionalización de las fuerzas armadas. Anticipamos que, en nuestra opinión, tampoco.

Las previsibles soluciones

A pesar de que las intervenciones de los diputados en la ya tantas veces referidas segunda sesión de la comisión de defensa señalaron que debería esperarse al trabajo de la subcomisión, con la aportación de informes de los diversos departamentos ministeriales y la comparecencia de expertos por definir para ayudar a los diputados a elaborar su propuesta al gobierno, lo cierto es que en la propia sesión ya se anticiparan las soluciones, todas ellas previsibles, al asunto tratado.

Comencemos por las que planteó Podemos con su PNL, rechazada en esta sesión de la Comisión de Defensa para dar lugar a la subcomisión que en teoría debe abordar de forma más global el problema.

Podemos, que como decimos asumió la propuesta de la AUME y su enfoque como un problema de derechos laborales de los militares, propone romper el nudo gordiano:  si el problema es el artículo que prohíbe permanecer en el ejército a estos soldados entrados en años, suprímase el artículo para que permanezcan en servicio. No sabemos si en calidad de soldados veteranos de tropa y marinería, o pasando a algún otro grado militar en el ya abigarrado escalafón (aprovechemos para apuntar una de las aristas del verdadero problema de gigantismo de nuestro desmesurado ejército), o, peor aún, ingresando como funcionarios en cualquier otra administración que se preste.

Podríamos apelar a la locura de convertir sin más a estos soldados en fijos del ejército, incrementando más aún el grave problema de sobredimensión de nuestro ejército y sobrecargando los ya inmorales presupuestos militares con salarios y emolumentos para cuando accedan a la reserva, o la más insensata solución de convertirlos en funcionarios o privilegiarlos con una vía de acceso directo en otras administraciones, solución no sólo peligrosa por lo que supone de militarización de la administración pública, sino también por contravenir el principio de igualdad de todos los españoles en el acceso a un trabajo y porque supone un verdadero agravio comparativo frente a los millones de parados sin privilegio alguno, y porque contraviene el principio constitucional de concurrencia y competitividad en el acceso a la función pública, aspectos que, en aras a atender a las reclamaciones de los militares, Podemos no ha valorado suficientemente.

La misma solución, pero diciendo que no es la de Podemos, es la que parece desprenderse de las palabras del diputado de Ciudadanos Gutiérrez Vivas, para quien, además, la ley no ha garantizado los esfuerzos de reintegrar a otros nichos laborales a estos militares, con lo que se supone que además querrá potenciar este aspecto a futuro, y añade, algo lacrimosamente,

La realidad es que esto no se ha hecho y estas personas se ven abocadas a perder su condición de militares en activo, su empleo, y pelear en un mundo laboral que para ellos es en muchas ocasiones desconocido, sin la adecuada competencia y en desigualdad de oportunidades con otras personas, y más en un momento de crisis en el que el propio mundo laboral está en plena reestructuración.

No nos imaginamos lo que pensará el tal Gutiérrez de los trabajadores en paro de larga duración, los jóvenes parados y sin fututo, los subempleados, empobrecidos y demás categorías que pelean en un mundo laboral desconocido y de feroz competencia, que en parte es cual es gracias a los partidos que aprueban y sostienen las políticas neoliberales diseñadas desde las instituciones más retrógradas de Europa en beneficio de la élite. Y, casi, no nos lo queremos llegar a imaginar.

Para el PP, en boca del diputado Tarno Blanco, la solución pasa por aggiornar la ley de tropa y marinería, como no puede ser menos, pero no por suprimir el compromiso temporal, del que dice que es necesario para evitar el envejecimiento de la tropa que es suficientemente conocido por los soldados que firman los contratos de larga duración desde el principio, sino por potenciar más las actividades de SAPROMIL para ofertar salidas profesionales, ampliar las plazas en policías locales y otro tipo de convenios con las otras administraciones para que los soldados puedan concurrir a ellas, e incrementar las ofertas de plazas de las academias de suboficiales para los soldados que quieran optar alas pruebas de acceso

Quien planteó un cuadro más estructurado de temas a abordar fue la diputada del PSOE Cantera de Castro, que señaló

  • Formación técnica de los militares profesionales, con titulación homologada para la vida civil.
  • Obtención de titulaciones oficiales del sistema educativo general, principalmente de FP grado medio y certificados de profesionalidad.
  • Revisar el sistema actual de temporalidad de los compromisos de corta y larga duración para:
    • Garantizar mayor estabilidad y seguridad.
    • Que las FAS puedan aprovechar mejor su capacitación y experiencia para determinadas especialidades.
  • Tener en cuenta el rejuvenecimiento de los efectivos para la escala, pero con un margen de discrecionalidad mayor que el actual sistema.
  • Fomentar vías para que los soldados que abandonen las Fuerzas Armadas puedan reincorporarse y cuando lo hagan estén altamente cualificados.
  • Fomentar las vías de incorporación al mercado laboral.
  • Planes de formación ocupacional con itinerarios individualizados, en colaboración con el Ministerio de Empleo.
  • Reserva de plazas en las convocatorias de empleo público del conjunto de las administraciones públicas
  • Mejorar el SAPROMIL tanto en número de ofertas como en perfiles
  • Habla del pago de 7.200 euros anuales a los soldados y marineros que superan los 45 años y solicitan pertenecer a la reserva de especial disponibilidad y pide analizar esto desde el punto de vista social y económico.

Definido el problema de los soldados de 45 años del modo en que lo hace la Comisión de Defensa, es lógico que las soluciones no puedan moverse mucho del marco de las propuestas señaladas, muy deprimente porque, de ponerse en práctica, no harán sino agigantar un problema ya de por sí desmesurado y que heredamos desde el franquismo, el enorme e innecesario ejército que mantenemos, tanto en efectivos como en mandos, un problema, éste sí, que requiere solución, pero una solución que levanta ampollas en una derecha militarista y con amplia complicidad con la oficialidad militar, la cual se vería muy afectada por una solución real del problema, y en una izquierda deslumbrada por la cada vez menos posible idea del ejército democrático y del pueblo y, por qué no decirlo, cada vez más separada de la visión pacifista y antimilitarista que promueve un cambio de paradigma e la idea de seguridad, para centrarse en la seguridad humana y en la apuesta por desinventar el modelo de defensa vigente para asumir, de forma gradual y en paralelo, la consolidación de una defensa social noviolenta (en la línea de la defensa de los derechos sociales que ya se efectúa en tantos campos por organizaciones diversas, de índole ecologista, feminista, de derechos sociales, solidaridad, etc.).

El trabajo de la subcomisión

La subcomisión se pretende nutrir de diversos instrumentos de trabajo:

  1. informes y comparecencias del gobierno y de diversos departamentos del Ministerio de Defensa.
  2. expertos que no se han definido
  3. la opinión de varias asociaciones de militares. Concretamente se citan AUME, Asociación de Tropa y Marinería Española y con la Asociación profesional de suboficiales.

Con este coro tan poco plural es altamente improbable que se aborden los problemas reales del gigantismo del ejército, de su evidente falta dé lógica, de la desmesurada proporción de un mando por cada 1´7 soldados, de la abundancia de oficiales en todo el escalafón, desde generales, donde contamos con muchos más de los que la ley permite, descendiendo por lo diversos grados; de la existencia de una reserva para los oficiales que permite que pasen a una situación de retiro previa a la jubilación en la que pueden compatibilizar el cobro de un salario militar por no hacer nada con un trabajo en lo privado y que nos cuesta más de 500 millones de euros del presupuesto, de la propia dimensión justa de las fuerzas armadas, del desmesurado, despilfarrador y poco transparente gasto militar español y, más allá de ello, de para qué queremos un ejército y cuáles son los objetivos que hay que defender, cuales los riesgos, amenazas o enemigos y el papel que quiere desarrollar en todo esto España.

Resolver el problema real implica reducir drásticamente el ejército, pues es innecesario y costoso y su mantenimiento impone restricciones en necesidades básicas de la sociedad, pero si la solución que se busca  va a pasar por consolidar el gigantismo del ejército, creando más fijos, la insostenibilidad del modelo será cada vez más importante.

Sin embargo, tal vez alguien levante en esta subcomisión el dedo para indicar, como el niño del cuento, que el rey está desnudo, que donde sitúan el problema sólo está un señuelo, y que el verdadero problema exige algo más que estudiar la situación de los soldados veteranos y de algo distinto a mantener la actual y desmesurada estructura y dimensión del ejército.

Share

La Guardia Civil tiene 33.999 pisos por toda España

Imagen de Landahlauts

Fuente:  Público.

Los privilegios de los militares no acaban nunca.  Ahora hablamos de la vivienda y los guardias civiles.

Su queja es amarga:

La Guardia Civil mantiene sin casa a más del 60% de la plantilla

¿Qué otros funcionarios tienen un parque de vivienda a su disposición para el 40% de su plantilla? ¿Qué otros funcionarios tienen estos privilegios?  ¿Qué otro ministerio da casa a sus funcionarios?  Pues sí hay otro:  Defensa.

La Asociación Unificada de la Guardia Civil (AUGC)

considera “un agravio” esta situación mientras la Dirección General acordaba hace unas semanas destinar 50.762 euros a reformar uno de sus pisos para alojar al director general de Tráfico , Gregorio Serrano , en una intervención que incluía partidas como un falso techo de escayola valorado en 2.325 euros, un armario corredero de 2.392 y una inversión de alrededor de 4.000 en tarima flotante de roble.

Parece que el problema está claro, la Guardia Civil, privilegia a los altos mandos frente a la tropa:

La política de vivienda de la Guardia Civil no acaba de resultar favorable para su tropa (agentes y cabos), a la que están destinados solo 27.942 pisos de los 33.999 que posee el instituto armado, una cifra claramente insuficiente cuando 65.641 de sus miembros tienen esa categoría.

La asociación reclama al cuerpo “normas sociales” para repartir esas viviendas ya que la actual regulación da preferencia en las unidades territoriales a los mandos, con sueldos más elevados que la tropa.

Esa misma normativa de derecho preferente para ocupar viviendas en la sede del instituto armado a cargos de libre designación como los asesores del director general -fue corregido para dejarlos “a disposición ” del director- y el jefe de su secretaría, así como a su chófer y al de su jefe de gabinete.

Y, la verdad, es que estaríamos de acuerdo en no privilegiar a los mandos frente a la tropa, o, al menos, igualarla en comparación con los oficiales.

Pero a nosotros de esta noticia lo que verdaderamente nos llama la atención es el inmenso imperio inmobiliario de la Guardia Civil:  33.999 pisos a lo largo de toda España.  En zona rural y urbana, céntricos y periféricos, en lugares idílicos y en otros más modositos.

Ya lo quisiera cualquier inmobiliaria de postín.

¿Vivienda social?  No, nos dirán desde el Gobierno del PP.  Es un gasto que no podemos asumir.  Sin embargo, tanto PP como PSOE han ido, poco a poco construyendo, con el dinero del Estado, más casas cuartel y más pisos para los guardias civiles.

¿No es un privilegio?

¿Cuántos civiles, funcionarios también, tienen sueldos de menos de 1.500 o de 1.300 € y posibilidad de casa pagada?

¿No se ve una necesidad que los civiles y la gente del común de los mortales también tengan acceso a vivienda digna gratuita?

Hay que civilizar a la militarizada Guardia Civil.  Y también a sus privilegios, propios de tiempos que ya pasaron.

Share

El mal trato del Ministerio de Defensa a los soldados

Imagen de la Presidencia de la República Mexicana

Imagen de la Presidencia de la República Mexicana

Fuente:  Público.

En los institutos de enseñanzas medias, en las universidades, en los foros para encontrar empleo, se publicita el oficio militar como una forma de ganarse la vida de modo aventurero y con futuro.

Sin embargo, la verdad dista mucho de la propaganda del Ministerio de Defensa.  Por un lado, hace poco comentábamos lo mal que trata Defensa a sus propios discapacitados.  Por otro lado, hoy nos ocupamos del trato, general, a sus soldados.

Lo denuncia la Asociación de Militares de Tropa y Marinería (AMTM), que comenta que

  • Tienen prohibida la sindicación, por lo cual se encuentran con graves dificultades a la hora de realizar reclamaciones
  • No pueden acogerse a la Ley de Carrera Militar que sólo afecta a oficiales y suboficiales, dejando en tierra de nadie a los 80.000 soldados y que tienen que abandonar las Fuerzas Armadas cuando cumplen 45 años.
  • Esta discriminación por edad no existe en la Guardia Civil ni en la policía.
  • La Ley contempla que se tiene que facilitar la reinserción laboral de tropa y marinería con formación que deben impartir las Fuerzas Armadas.  Pero no se está haciendo, por lo que el Ministerio de Defensa está haciendo dejación de funciones y perjudicando a sus soldados.
  • Así, los soldados se van a la calle con una paga de 600 € no contributivos, que no valen para la jubilación y tienen que pagarse su propia seguridad social, si quieren tener asistencia.
  • AMTM denuncia que a los generales no les interesa tener soldados bien formados, una tropa empoderada que pueda poner pegas a determinadas situaciones cuando se les dan órdenes sin validez o ilegales, o cuando abusan de su autoridad (abusos a los que, dicen, están acostumbrados algunos mandos).
  • También explican que se están dando cada vez más quejas por parte de los soldados porque están perdiendo el miedo.

Como se ve no existe ese futuro halagüeño en las Fuerzas Armadas, más bien parece un pozo sin fondo, un pan para hoy y hambre para mañana.

Share

Nueva Comisión de Defensa del Congreso

Se ha creado la nueva Comisión de Defensa del Congreso de los Diputados.

En su primer acta , de la reunión de 10 de febrero de 2016, nos cuenta que realizaron una votación para elegir presidente y que se contaron 43 votos emitidos, todos ellos a favor de José María Barreda Fontes (PSOE).  Qué buen ambiente, qué ambientazo, que diversidad ideológica y de intereses.  Por otro lado, qué claridad de ideas.  Qué gozo.

Imagen de Congreso.es

Para su presentación incluimos el enlace a su declaración de bienes y rentas de la página web del Congreso de la que destacamos que tiene una vivienda en Ciudad Real (de donde procede), un piso en Madrid, un apartamento en Mallorca, y un último apartamento en Madrid, además de dos coches, poca cosa. Tabién incluímos su biografía en wikipedia, de la cual destacamos que está casado con otra diputada del PSOE y que fue sustituto de José Bono como candidato a la presidencia de Castilla La Mancha.  Ahora, cosas de la vida, también sigue a Bono en las cuestiones de Defensa.  La Defensa siempre ha sido una actividad muy noble y en ello no va a ser menos José María Barreda pues es nieto del Conde de la Cañada y biznieto de la Marquesa de Treviño.  Como se ve, rancio abolengo.

Para la elección de las vicepresidencias estuvo más reñido:  hubo 43 votos emitidos, 24 a favor de doña Carmen Álvarez-Arenas, del Partido Popular, 18 a favor de Juan José Matarí, también del Partido Popular, y un voto en blanco, para nadie. Por lo tanto, queda proclamada vicepresidenta primera doña María del Carmen Álvarez-Arenas Cisneros y vicepresidente segundo don Juan José Matarí Sáez.  Es decir, todos los diputados de la Comisión de Defensa repartieron sus votos entre un representante del Partido Popular o una representante del Partido Popular,muestra del gran pluralismo que hay en Defensa.  Y es que la política de Defensa no se discute, en ella no se opina, se vota lo que toca y ya está.

De Carmen Álvarez-Arenas Cisneros ofrecemos su declaración de bienes y rentas y una biografía.  Esta diputada sufrió en 2014 el olvido de declarar al Congreso que una de sus empresas cobró hasta 337.000 € de subvenciones públicas. Nada de interés.

Imagen de Congreso.es

De Carmen Álvarez-Arenas hay otro dato curioso:

Hija del militar Félix Álvarez-Arenas y Pacheco, capitán general con el dictador Francisco Franco y ministro del Ejército durante la Transición

Y de Juan José Matarí Sáez, también aportamos su declaración de bienes y rentas y una biografía.  Es miembro del Comité Ejecutivo Popular, mano derecha de Arenas en Trabajo 

Juan José Matarí, hoy diputado del Congreso por la provincia de Almería, forma parte de una investigación de la Fiscalía Superior de Andalucía, que pretende aclarar supuestos pagos para financiar campañas del PP con fondos procedentes de obras públicas adjudicadas en Almería.

Además, el nómbre de Matarí apareció también en el famoso tráfico de sms entre el ex tesorero Luis Bárcenas y Mariano Rajoy: “Mariano, necesito hablar con Javier. Como le dije a Matarí, os estáis equivocando”.

Imagen de Congreso.es

 

En cuanto a las secretarías de la Comisión de Defensa también hubo 43 votos emitidos: 25 a favor de doña Esther Peña; 18 a favor de don Juan Antonio Delgado. Por lo tanto, queda proclamada secretaria primera doña Esther Peña Camarero (del PSOE) y secretario segundo don Juan Antonio Delgado Ramos (Podemos).

De Esther Peña Camarero ofrecemos su declaración de bienes y rentas y una biografía.

Imagen de Congreso.es

 

Y, por último de Juan Antonio Delgado Ramos incluimos su declaración de bienes y rentas y una biografía de su propio blog, “Desde las Gadeiras“.  Es de destacar que el miembro de Podemos es el Secretario de Comunicación de la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC).

Imagen de Congreso.es

Como ven, todo pactado y bien pactado y un amplio consenso militarista, por orígener e intereses.

No es de extrañar, entonces, que la sesión tuviese una duración cortita, desde las 10’45 de la mañana hasta las 11’15 de la misma mañana, por supuesto.

Incluso el actual presidente ironizaba con la milonga de votaciones con las que cumplieron:

Muchas gracias, señoras y señores diputados. Después de esta disputada elección, lo que toca es expresar el agradecimiento en nombre de todos los miembros de la Mesa y en el mío propio.

Parece que la Mesa de la Comisión de Defensa del Congreso está convenientemente militarizada y acturará con la obediencia debida:

Presidente:  un seguidor del exministro de Defensa, Bono.  Vicepresidenta primera:  la hija de un capitán general del Ejército y ministro del Ejército con Franco.  Vicepresidente segundo un miembro del PP que aparece en los papeles de la Gürtel.  Y para rizar el rizo, un guardia civil como secretario 2º.

Estos sí que saben lo que es defender los intereses de sus representados.

Share

El Ministerio de Defensa opta por los caballos antes que por los jornaleros

Imagen del Ministerio de Defensa de España

Fuente:  Andaluces Diario

La entrevista a Diego Cañamero no tiene desperdicio y de todos los flancos que presenta hemos elegido unos pocos:

1.-  El anuncio de que a partir del 2 de octubre va a dejar su puesto dirigente en el SAT para volver a ser jornalero en su pueblo.  Ciertamente lleva mucho tiempo en cargos importantes, pero ha decidido irse de ellos, dejar paso a otras personas, y volver a su trabajo original.  Admirable.

2.-  La coherencia y claridad de ideas en la elección de objetivos en la lucha:

La gente ha puesto más su confianza en los nuevos partidos políticos que en la movilización social, lo que está repercutiendo en la fuerza y la moral de mucha gente a la hora de realizar acciones o movimientos.

3.-  Lo duro que les resulta la lucha por sus derechos a los jornaleros andaluces:

El SAT  se encuentra en una situación muy complicada para llevar a cabo movilizaciones. Gracias a la caja de resistencia solidaria hemos podido salir adelante, ya que la gente dona desde el Estado español, desde Suiza y Francia y hasta fuera de Europa. En 2013 pagamos de multas 76.000 euros, en 2014 hemos pagado 46.000 euros y en lo que va de 2015 unos 15.000 euros. Estas cantidades han podido pagarse gracias a esa gente que nos ayuda. Desde la crisis empezó, desde 2008 hasta la fecha, hemos podido pagar, en torno 175.000 euros más o menos con las multas y las fianzas que suben la cifra casi 900.000 euros.

Con esta ley, si ahora nos piden casi 900.000 euros de multas y fianzas y 250 años de cárcel entre los más 600 compañeros inculpados, imagínate con la Ley Mordaza.

4.-  Que continúan luchando contra el despilfarro que supone el latifundio militar en el campo andaluz:

Hemos acordado el día 21 de julio ir a la finca La Isla, en el término de Écija, que es una finca pública patrimonio del Estado y gestionada por los militares, al tener noticias de que la quieren poner a la venta rápidamente; nosotros hemos querido movilizarnos para que eso no se venda, ya que podría dar buenas cosechas.

Recordamos las características de la Yeguada Caballar de Écija:

Contamos con dos fincas, compradas por el Ejército en el primer tercio del pasado siglo: “Las Turquillas” a mitad de camino, entre Écija Osuna, y “Las Islas”, en la carretera de Herrera, a 5 Kilómetros de Écija.

La Primera tiene 1.100 hectáreas de secano y la segunda 410 hectáreas de regadío en su mayor parte.

La finca “Las Islas”, al estar en el margen del río Genil, tiene una climatología más húmeda. También cuenta con una alameda compartimentada, y sobre todo con riego. Ello nos permite adecuar los mejores espacios para el ganado en cercados generalizados e individuales para los machos de 3 años, todos ello con pastos verdes durante todo el año.

La finca “Las Turquillas”, es una de la más conocidas de la provincia de Sevilla, por su extensión de 1.100 hectáreas y por su gran riqueza medioambiental, que la Yeguada cuida y valora en grado sumo. El Ejército ha mantenido en las Turquillas una zona de monte bajo, con flora autóctona de gran interés, cientos de encimas y tres lagunas de gran valor ecológico que periódicamente acogen a miles de Flamencos y otras aves protegidas. Es la única finca que mantiene estos recursos ecológicos, al menos de la zona.

Nuevamente vemos que el Ejército es dueño de otra zona con gran valor ecológico y que ellos la gestionan cuando debería ocuparse cuando menos el Ministerio de Medio Ambiente.

Todo ello para:

11 yeguas hispano-árabes y 4 yeguas de pura raza española para la cría de productos hispano-árabes, y casi 40 potros de 1, 2, y 3 años.

En muchas ocasiones el Ministerio de Defensa ha optado por la Yeguada Militar ante las demandas de los jornaleros sevillanos:

El Ministerio de Defensa ha decidido que la Yeguada Militar (un centenar de équidos hispano-árabes) es más importante que los mil puestos de trabajo que se podrían crear en el latifundio de 1.120 hectáreas que posee en la comarca de Osuna (Sevilla). Y aunque no necesita todos esos terrenos y tiene otra finca de cría caballar en Écija, se niega a ceder la tierra y mantiene la acusación penal contra los jornaleros que el verano pasado ocuparon simbólicamente esa finca baldía para denunciar el terrible desempleo que padecen. 54 de ellos ya han sido imputados como vulgares delincuentes. Y el PP, que en 2010 reclamó la cesión del latifundio, ahora mira hacia otro lado. Esta es la historia de un conflicto entre la gente necesitada y unos gobernantes desalmados, sin alma.

Nuestra solidaridad con el SAT.

Share

Navantia cambia de responsable de recursos humanos: ahora será el “ex-lider” de CC.OO

huelga-limpiadoras-universidad-sevilla-clece54

Landahlauts

Fuente: Insurgente

Hay noticias que, aunque previsibles, nos dejan perplejos.

En muchas ocasiones hemos denunciado la poca crítica que el sindicalismo que se dice de clase y de izquierdas, principalmente de UGT y CC.OO, hacen a todo el fenómeno del militarismo y de la industria militar, cuyo lucro consiste en vender armas a todo el que se ponga por delante y alimentar con ello las guerras (guerras que por otra parte perjudican a los trabajadores de otros lugares y a los derechos de las personas y de los pueblos).

En ocasiones hemos denunciado también la confusión de intereses entre los sindicatos susodichos y las industrias militares, con vergonzantes reivindicaciones de mayor carga de trabajo para el sector y de mayor inversión pública en el armamentismo por parte de estos sindicatos.

Por tanto no sorprende que Navantia, la empresa de fabricación de buques de guerra propiedad del Estado, cuente ahora como responsable de recursos humanos de las tres plantas de la bahía de Cádiz  a José Antonio Oliva, hasta hace poco presidente del comité de empresa de San Fernando, de Comisiones Obreras.

Uno se puede preguntar, con un poco de angustia, a quién defendía antes, cuando no era nominalmente patrono, aunque también sería razonable preguntarse si es que los demás trabajadores eran ciegos o mudos y si lo serán ahora ante este ejemplo de “puertas giratorias” sindicales.

Ya ven lo fácil que resulta pasar de la defensa de los intereses de los trabajadores (sobre todo de unos trabajadores que no le hacen ascos a trabajar creando armas y que no han pedido ni una sola vez la reconversión de su industria a fines socialmente útiles, ni la activación de planes de inversión en un desarrollo alternativo en la Bahía que haga que ésta no dependa del monocultivo militar) a defender los intereses de los patronos.

Lo fácil que resulta en este caso caracterizar a Comisiones Obreras y al sindicalismo de pandereta de parte de la casta. Ellos mismos lo demuestran día a día.

Share

Comisiones y UGT, en defensa como el PSOE y el PP

 

Imagen de nesimo

Fuente: Infodefensa

El sector de las empresas militares propone una estrategia que básicamente consiste en no cuestionar la producción de armas y fortalecerse para ganar más.

Esto mismo es lo que quiere Morenés, que además quiere hacer un “polo militar industrial”  con la pretensión añadida de ser el Ministerio de Defensa el que controle el cotarro.

Morenés es un ex-empresario del sector militar industrial que ha hecho su fortuna y su prestigio en este sector, y por ello que pretenda beneficiar a sus amigos y socios no es una sorpresa, como tampoco lo es que la industria militar, aparentemente interesada en ganar a toda costa y sumida en el marco capitalista más radical, aspire a fortalecerse sin parar en normas éticas y humanas.

Pero ¿Y los sindicatos?

¿Sorprende que los sindicatos UGT y CCOO pidan, como hacen en su informe “Informe sobre la situación y las perspectivas en el sector de Defensa y Seguridad ” una “verdadera alianza entre la Administración y el sector industrial de la defensa que, con vocación de continuidad, aborde y dé respuesta a los retos y oportunidades derivados de la nueva Política Común de Seguridad y Defensa de la UE“?, ¿Sorprende que se alineen con la idea de que “La política industrial de defensa forma parte de la Política de Estado de Defensa”, bajo cuyo mantra el PP y el PSOE se cocinan las prebendas del militarismo de espaldas a la ciudadanía y al debate y la apuesta por alternativas?, ¿sorprende que mantengan la mentira de que “El escenario presupuestario ha venido reduciéndose de forma acelerada e intensa en las dos últimos décadas, sobre todo,a partir del inicio de la crisis.”?

No. No sorprende.

Sorprende más que los sindicatos que se muestran tan acríticos con la visión y discurso del PPSOE, no sean críticos con el creciente militarismo español y europeo o con el derroche de los programas especiales de armamento adquiridos de forma impagabable y en perjuicio de las necesidades sociales.

Veamos algunas de las propuestas de los sindicatos hacia los poderes públicos:

que presente un programa de acción que garantice el mantenimiento en Europa de capacidades tecnológicas e industriales, estratégicas para el futuro de la industria europea de defensa; que se superen las dudas de la competencia y las diferencias tradicionales para promover cooperaciones transnacionales
o
España requiere de un acuerdo político estable, que transcienda la legislatura y que incluya compromisos interministeriales (Industria, Defensa, Interior y Economía). Los pilares básicos que necesita el tejido industrial español son: unas Fuerzas Armadas demandantes con presupuesto; una industria competente y competitiva; y centros de formación que proporcionen técnicos cualificados que sigan alimentando empresas del sector.
Ni que estuvieran proponiendo vender naranjas, por ejemplo, o favorecer la investigación para acabar con enfermedades incurables.
También sorprende leer
Entre las recomendaciones para el gobierno español destaca la creación de un “polo nacional” en el marco de un gran consorcio con las principales empresas de la industria, además de la elaboración de un “Plan Estratégico de Internacionalización de la Industria de Defensa”. Para el sector industrial se reclama avanzar en la base tecnológica para  diversificar su capacidad de innovación
No nos imaginamos a la inmensa militancia de estos sindicatos compartiendo este alineamiento de sus “representantes”, por otra parte tan obsesionados en sobrererpesentarnos a todos y pactar con el poder lo que sea. Pero ya ven, los llamados sindicatos de clase promoviendo el armamentismo para mantener el séptimo puesto mundial el venta de armas y el segundo de las fuerzas armadas españolas como contribuyente en soldados a las misiones europeas de guerra. Hemos pasado del internacionalismo solidario y pacifista que aspiraba a cambiar las reglas de las relaciones del mundo hacia la solidaridad, la fraternidad, la justicia y la paz al más vergonzoso nacionalismo que aspira a tratar a los otros como clientes o carne de cañón y que lleva la obsesión pactista de UGT y CCOO al extremo de abrazar al militarismo con tal de salir en la foto.
Share

La opinión de Gervasio Sánchez sobre la venta de armas

Nos parece muy interesante y sintético este vídeo en el que Gervasio Sánchez da su opinión sobre la venta de armas y los conflictos armados en el mundo.

Nunca podremos vivir sin guerra porque es un gran negocio, dice Gervasio.

Cierto.  Para vivir sin guerra antes habría que haber hecho un gran trabajo de ética política y económica.  La sociedad debería luchar e imponer sus criterios para que negocios y empleos que generan muerte y violencia directa, además de violencia estructural por no poder gastar estos recursos en bienes socialmente útiles, no fuesen legales.  Sólo así se conseguiría un desarrollo humano y sostenible y dejaríamos de despilfarrar recursos ecológicos para matarnos.

ILEGALICEMOS LA INDUSTRIA ARMAMENTÍSTICA.

Hemos de conseguir que las 500 empresas españolas que se lucran del negocio de la guerra se reconviertan a la producción civil y social.

Share

Transarme de Trubia

Fuente:  La Nueva España.

El caso de la fábrica de armas de Trubia (Asturias) está resultado un verdadero serial.  Por nuestra parte, hemos dedicado varios artículos al tema:

¿Hay que pedir más encargos de armas para salvar los puestos de trabajo de la fábrica de armas de Trubia?  En el que abordábamos la necesidad de que los sindicatos abriesen sus expectativas a la hora de dar una alternativa real a la fábrica de armas, fuera de lo que es el militarismo.  Según se suele plantear o es lo militar o es la ruina de la región.  Sin embargo, muchas veces hemos argumentado que fuera de lo militar es donde está la verdadera alternativa social, económica y cultural al monocultivo militar.

Ahora nos alegramos de la siguiente noticia:

Todos los grupos políticos con representación en el Pleno municipal (PP, PSOE, Foro e IU) aprobarán hoy una moción para solicitar al Ministerio de Defensa la cesión de un parcela de su propiedad junto al instituto de Trubia donde el Ayuntamiento quiere levantar un nuevo polideportivo. La petición a Defensa se formalizará durante el pleno que tendrá lugar a partir del mediodía de hoy, y salvo sorpresas de última hora saldrá adelante por unanimidad.

La parcela cuenta con 3.200 metros cuadrados y forma parte del patrimonio inmobiliario del Ministerio que encabeza Pedro Morenés (PP).

Es decir, parece que la sociedad, y esta vez también sus mandamases municipales se han dado cuenta de que transformar Trubia en otra cosa totalmente ajena al militarismo es lo adecuado para la ciudad.  El concepto de transarme lo que busca es ir transformando progresivamente la actual defensa militar y violenta hacia otro concepto de defensa alternativo y noviolento en el que se defiendan lo que realmente interesa a la gente (educación, sanidad, vivienda, empleo), en este caso el acceso al deporte y a la salud que él significa.

Es un ejemplo concreto, en un lugar pequeño, factible, realizable.  Pero podríamos pensar cuántos ejemplos así se nos ocurrirían en toda España con los inmuebles militares, con los campos improductivos que tienen, con las bases militares, etc.  Si fuésemos consiguiendo cada uno de ellos, España no sería tan militarista, ni tan violenta, ni tan injusta.

Pero, (siempre tiene que haber un pero si se trata de Morenés y su Ministerio de Defensa),

La ley impide a Defensa deshacerse de manera gratuita de sus solares y edificios, por lo que el Ayuntamiento tendrá que sentarse a negociar con Madrid para hacerse con la parcela.

Se nos ocurren varias cosas.  La primera, la cesión por un simbólico euro, con lo cual se vería clara la, tan cacareada por el Ministerio de Defensa, acción social que dicen llevar a cabo.  La segunda que el Ministerio de Defensa cobre un precio justo y que, inmediatamente, lo done a alguna actuación social en Asturias.

Pero mucho nos tememos que el Ministerio buscará cobrar lo máximo y los dineros los dedicará a comprar armas o a enjuagar deuda militar por compra de armas.

Share

Nueva empresa militar del Estado: Indra se estataliza al 20’1 %

Fuente:  El País y SEPI.

La noticia que os proponemos hoy tiene muchos frentes de análisis.

1.-  Las empresas se privatizan, pero luego se pueden estatalizar nuevamente, cuando conviene. 

Es el caso de Indra

Las privatizaciones también tiene marcha atrás, al menos parcialmente. Banco Financiero y de Ahorros (BFA), matriz de Bankia, ha vendido la totalidad de su participación en Indra, que ascendía al 20,14%, al Estado, a través de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI). Se da la circunstancia de que la SEPI fue en la década de los 90 el máximo accionista de Indra, cuya privatización total se completó en 1999 con la salida a Bolsa del 66% de su capital.

La operación se ha realizado por 337 millones de euros y permite al grupo BFA-Bankia obtener unas plusvalías netas de unos 43 millones de euros. La venta de algo más de 33 millones de acciones de Indra se ha realizado a un precio de 10,194 euros por título, que implica una rebaja del 2,45% respecto a la cotización de cierre de hoy  en Bolsa de la compañía tecnológica.

La sociedad estatal ha justificado la operación para “preservar la estabilidad accionarial en una compañía que constituye uno de los pilares de nuestra base tecnológica y nuestra presencia internacional”

Parece que la cuestión de estatalizar o privatizar una empresa no es un dogma inamovible para el Partido Popular, sino que es algo que depende de las circunstancia del mercado, de su necesidad de recursos y del instinto por los pelotazos para propios o amiguetes.

Parece ser que el procedimiento de venta de Indra ha sido, por lo menos peculiar, si nos atenemos a lo que la sección de CGT de Indra comentaba previamente a la venta de acciones:

Reciente, están apareciendo en los medios reseñas sobre la venta de empresas participadas impuestas por la Troika (BCE, FMI, CE) a BANKIA, antes del final de 2014, como consecuencia del rescate bancario, del que BANKIA ha recibido 22.000 millones de euros.  Las condiciones impuestas para esta venta son:  que se vendan al mejor postor, que no se hagan consideraciones respecto a la posición estratégica (ni siquiera en Defensa) y que el gobierno español no intervenga ni busque compradores específicos.  En consecuencia, Bankia ha encargado a ROTHSCHILD la venta de su cartera de participadas (IBERDROLA, MAPFRE, IAG e INDRA).  Ya se han vendido otras participadas y no todas la ventas están generando plusvalías;  lo que viene a ser hacer un pan con unas tortas

Según elboletin.com, preocupaba la necesidad desinversora de las Cajas intervenidas.  Ello ha forzado la venta de sus acciones.

Por otro lado, parece que Bankia se beneficia, claramente, con una plusvalía de 43 millones de euros, lo que le viene muy bien ante sus poco saneadas cuentas.  Arreglar el agujero de Bankia es un proyecto a largo plazo:

De Guindos ha recordado que este proceso de desinversión, que también deben cumplir las otras dos entidades nacionalizadas, debe continuar durante los próximos cinco años y que se buscará “el mejor momento para ir desprendiéndose de esas participaciones”. “Las entidades nacionalizadas se tienen que centrar en el negocio estrictamente bancario. Y ese negocio bancario es dar créditos a pymes, a familias e incluso no meterse en ningún tipo de préstamo de crédito promotor (inmobiliario)”, ha recalcado.

Por otro lado, Indra, que sí tiene beneficios en los últimos años (154’8 millones de € en 2007, 186’1 millones de € en 2008, 198 millones de € en 2009, 187’9 millones de € en 2010, 181’1 millones de € en 2011, 127’6 millones de € en 2012, y 48’3 millones de € en el primer semestre de 2013) dejará de rendir la mayor parte de sus beneficios a Bankia para rendirlos directamente al Estado.

Según eleconomista.es, anuncian que el Estado, con esta operación, está haciendo su agosto:

El Estado se frota las manos con la entrada en el capital de Indra. Se cumplen tres semanas desde que la Sepi (la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales) compró a BFA la participación del 20,14% que tenía en la tecnológica.  Adquirió los títulos a 10,194 euros y desde entonces se han revalorizado un 16%, hasta los 11,82 euros, con lo que el paquete de acciones del Estado ya vale 53,6 millones de euros más.

El resto de las acciones de Indra las poseen tres fondos de  inversión estadounidenses: Fidelity Investment (10 %), Fid Low (5’67 %) e Invesco (3’13 %).  Además, se ha incorporado al accionariado el Banco Central de Noruega (3 %).

Además, eleconomista.es informa de que:

También ha sentado bien al título la llegada del banco central noruego a su capital, el Norges Bank. La entidad entró días más tarde en Indra y ahora controla el 3,017% de la compañía.

2.-  Ahora Indra pasa a engrosar el complejo entramado de industrias militares que son del Estado o de las que éste tiene una amplia participación mayoritaria.

Es decir, ahora todos los españoles y españolas pasamos a ser socios mayoritarios de una empresa con decidida inversión en tecnología de la Defensa, que potencia la investigación, desarrollo e innovación en Defensa y que tiene una buena parte de sus ventas y beneficios en Defensa. En cierto modo, financiamos la industria militar y la venta de armas.

¿Es esto lo que queremos los españoles y españolas?

3.-  ¿Qué ocurre cuando el Estado compra la mayoría de una empresa cuyo principal cliente es la propia Administración?

No obstante, la operación puede plantear problemas ya que el Estado se convierte en el máximo accionista de la tecnológica que, además, tiene como a uno de sus principales clientes a la Administración, lo que puede causar un grave conflicto de intereses en los concursos.

La pregunta es lógica y coherente.  No debería llamarnos la atención, sin embargo, nos la llama porque este mismo razonamiento no se suele utilizar con las industrias militares en general, cuyo principal cliente es el propio Estado.  Por ejemplo Navantia.

4.-  La participación de algunos de los principales bancos y grupos financieros españoles en empresas con una fuerte inversión en Defensa.  En el caso de Indra:

  • Bankia (ahora SEPI)
  • Liberbank -Grupo CajAstur, Caja Extremadura, Caja Cantabria y Caja Castilla La Mancha- que acaba de vender el 5 % que poseía de Indra;
  • el Grupo Financiero Alba de la Banca March que es el segundo inversor con el 11’32 % de Indra;
  • y la familia del Pino – Ferrovial – con el 5 % de Indra)

En nuestra opinión a todo este entramado inversor se le debería exigir un comportamiento ético en sus inversiones y sus inversores y clientes deberían conocer la realidad de sus inversiones, de dudosa ética, en Defensa.

5.-  El negocio en Defensa y Seguridad de Indra:

En 2012 contaba con unos 42.000 empleados, oficinas en 45 países y clientes en 128.

Desde el año 2008, Indra ha pasado de ser una empresa cuyo principal negocio era el destinado a Defensa y Seguridad a un equilibrio mayor, sobre todo en comparación a Energía e Industria, y a Transporte y Tráfico, con los cuales ahora tiene el mismo volumen de negocio.

  • En 2008 el porcentaje de ingresos en Defensa y Seguridad fue del 29 % con un aumento del 8% con respecto al año anterio.
  • En 2009 el porcentaje de ingresos fue del 27 % y el aumento con respecto al año anterior fue del 0 %.
  • En 2010 el porcentaje de ingresos fue del 23 % y hubo una disminución del – 13 %.
  • En 2011 se mantuvo el 23 % se volvió a bajar un – 13 %.
  • En 2012 el porcentaje fue un 19 % y se bajó un – 14 %.
  • En 2013, primer semestre el porcentaje sobre el total se ha situado en un 18 % y se ha bajado un – 7% con respecto al mismo semestre del año anterior.

Los aspectos de Defensa y Seguridad que trabaja Indra son los siguientes, según su Presentación Corporativa de 2011, como se puede observar la gama es completísima, es decir, la opción de Indra por el trabajo y la inversión en Defensa no es parcial o eventual, sino una opción intencionada, de gran calibre y a largo plazo:

  •  Inteligencia, vigilancia, detección, mando y control
  •  Sistemas logísticos integrados
  •  Comunicaciones y control de Satélites
  •  Simuladores
  •  Sistemas Automáticos de Mantenimiento
  •  Sistemas y equipos de aviónica
  •  Sostenimiento: Mantenimiento y Modernizaciones
  •  Ciberseguridad
  •  Protección de infraestructuras críticas
  •  Identificación y biometría
  •  Seguridad Ciudadana y Gestión de Emergencias
  •  UAVs
  • Vigilancia de fronteras
  • Identificación de personas
  • Sistemas de inteligencia
  • Centros de gestión de seguridad y emergencias
  • Dispositivos especiales para seguridad
  • Comunicaciones móviles seguras
  • Protección de infraestructuras críticas
  • Defensa aérea
  • Autoprotección y defensa electrónica
  • C3I (Mando y control, comunicaciones e inteligencia)
  • Simulación
  • Externalización

Y sus principales clientes, una lista completísima de todo lo importante en Defensa, son:

  • Ministerio de Defensa de España
  • Ejercito de Tierra
  • Armada Española
  • Ejercito del Aire
  • OTAN
  • Eurofighter
  • Hispasat
  • US Navy
  • Marina Alemana
  • Força Aérea Portuguesa
  • Gobierno de México
  • BBVA
  • Fuerza Aérea de Chile
  • Guardia Nacional de Venezuela
  • Autoridad Portuaria de Barcelona
  • Ministerio de Defensa de Nueva Zelanda
  • Ministerio del Interior de España
  • Guardia Civil
  • Banco de España
  • AENA
  • ADIF
  • Raytheon
  • Airbus
  • EADS
  • MBDA
  • General Dynamics
  • Lockheed Martin
  • Policía Marítima de Hong Kong
  • Ministerio de Interior de Rumania
  • Ministerio de Defensa de Letonia
  • Autoridad Marítima Panamá

Además, entre sus principales logros figuran:

  • Más de 3.400 kms de frontera terrestre y marítima vigilados
  •  Más de 500 plataformas aéreas protegidas con tecnología Indra
  •  Los simuladores de vuelo de Indra están entre los mejores del mundo y poseen la máxima categoría de excelencia
  • Nueva generación de comunicaciones militares (SDR)
  • Sistema de comunicaciones por satélites para la Armada de Alemania.
  • Sistema de Vigilancia para la frontera marítima del Mar Negro en Rumanía.
  • Tecnología de identificación de amenazas nucleares, radiológicas, biológicas y químicas en Turquía.

En estas mismas páginas ya denunciábamos que para Indra el negocio es lo importante:  ¿Indra vigilará a los refugiados?

6.-  ¿Qué opinan los sindicatos sobre Indra?

También nos hemos interesado sobre lo que opinan la sección sindical de CCOO en Indra:

En Indra, es obvio que no ocupamos una de las posiciones de liderazgo en asuntos de RSE, como muestra el último informe del observatorio de RSC que evalúa la responsabilidad social en las empresas del IBEX35. Indra obtiene una valoración “anecdótica” de los contenidos, ocupando el puesto número 28 de 35. (http://www.observatoriorsc.org).

En consonancia con la deficiente clasificación que nos concede el Observatorio, Indra sigue torpedeando un convenio que proporcionaría estabilidad y seguridad en materia salarial y laboral a sus trabajadores. En Indra existe un departamento de Marca y Responsabilidad Corporativa, pero parece subordinado, al menos, a la Dirección de Relaciones Laborales, y no posee la autonomía que sería necesaria para implementar la transversalidad de las políticas de Responsabilidad Social que la empresa dice tener. Este hecho muestra la falta de compromiso de la alta dirección en esta materia, y que la RSE en Indra se concibe más como marketing empresarial, que como verdadera política de Responsabilidad Social.

  • Sobre el código ético de la empresa en el trato a los trabajadores, parece que también hay quejas.
Share
A %d blogueros les gusta esto:
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookCheck Our Feed