Archive for responsabilidad social corporativa

Estrategias para construir un complejo militar industrial europeo potente

AMX+Leclerc+tank+on+Lohr+semi-trailer

Jean-Pierre

Fuente: Infodefensa

Leemos en esta revista digital el análisis de Ginés Soriano, en el que insinúa que la reciente unión entre la empresa alemana de capital privado Krauss-Mafeif-Wegmann (KMW) y la francesa, de participación pública, Nexter, para construir el nuevo gigante constructor de vehículos militares y tanques bajo el nombre de KANT (Krauss and Nexter Togueder) busca cimentar la idea de un complejo militar industrial europeo con participación de industrias nacionales de diversos estados en alianza.

Según el autor la alianza de estos dos gigantes no servirá tanto para conseguir sistemas de armas mejores y más competitivos, como para dar ejemplo de que la unión de empresas de diversos países europeos y con intereses diferentes puede ser altamente lucrativa y

entonces otras arraigadas firmas nacionales podrán romper con sus ataduras y formar alianzas similares con otras semejantes más allá de sus fronteras. Ahí está el verdadero alumbramiento al que estamos asistiendo de la mayor empresa de sistemas terrwarewa de Europa

Como se ve, los halcones de la guerra hilan fino y buscan un fortalecimiento político de este sector de la venta y exportación de armas, guerra y sufrimiento.

Share

El negocio del hambre, el hambre como arma de guerra

 

Imagen de Daniel Lobo

Fuente:  Periódico Diagonal.

Canta el tango Cambalache de Enrique Santos Discépolo:  «que el mundo fue y será una porquería, ya lo sé …

El Parlamento Europeo aprobaba la  segunda directiva sobre Mercados de Instrumentos Financieros (MiFid II),

con la que se limitarán distintas prácticas realizadas por los operadores financieros que han contribuido decisivamente al encarecimiento de las materias primas alimentarias, como el maíz, el trigo, la soja, el arroz, el café o el azúcar.

Las crisis generadas por las burbujas de las materias primas en 2008 y 2011 llevaron a distintos países europeos a plantear la necesidad de “impulsar las medidas necesarias para evitar los movimientos de carácter exclusivamente especulativo” en el mercado de las materias primas alimentarias. Con esa frase se presentó una proposición no de ley aprobada por el Parlamento español en 2012 –ya con el PP en el Go­bierno–, a la que siguió una moción aprobada por el Parlament de Catalunya que pedía directamente la prohibición de la especulación con alimentos de primera necesidad. La alarma está justificada: según la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD)los precios de los alimentos crecieron entre 2011 y mediados de 2013 casi un 80% respecto al periodo 2003-2008. Un 75% de la inversión financiera en el sector agrícola es de carácter especulativo, en pala­bras de Mi­chael Masters, del hedge fund Mas­ters Capital Mana­ge­ment, y el Banco Mundial estima que sólo un 0,5% de los contratos de futuro se acaban ejecutando. Com­binada con otros factores, como la crisis energética –sujeta a especulación en el mismo mercado que los alimentos, el de derivados de materias primas o commodities–, la destrucción de suelo fértil por sobreexplotación, el cambio climático –y los fenómenos asociados a éste, como las gotas frías y la desertificación– o la expansión de monocultivos, la especulación ha dado lugar a lo que se ha llamado una guerra silenciosa, por la que se estima que 1.300 millones de personas en el mundo no tienen suficientes alimentos.

Es decir, que todos estamos abrumados por la certeza de que una parte, al menos, del encarecimiento de los alimentos responde a las ansias especuladoras de los ricos.  Y, lampedusianamente, parece que lo que se busca en los círculos del poder es sólo regular, no prohibir o hacer mediante tasas inviable la especulación, sino regular:

A nivel europeo, las negociaciones de la directiva MiFID II se han encaminado a limitar distintas herramientas que juegan a favor de la especulación, como las transacciones finan­cieras automáticas, y aplan­tear mayores exigencias de transparencia en la compraventa de acciones, bonos y fondos que influyen sobre el precio de los alimentos. También se ha promovido la creación de nuevas categorías de mercado, destinadas, en teoría, a reducir el peso de las operaciones extrabursátiles, que juegan un papel protagonista en la especulación con materias primas alimentarias.

Lo cual nos parece poco, pero

Javier Guzmán, de Veterinarios Sin Fronteras, explica que la directiva MiFID II ha sido muy peleada por las organizaciones movilizadas contra la especulación alimentaria, pero queel peso de los lobbies financieros ha sido importante en la redacción final. “Esta directiva reconoce algunos de nuestros planteamientos, sobre todo lo que tiene que ver con la transparencia de los mercados y cierta limitación de las posiciones, pero aunque el propio Parlamento Euro­peo quería hacer una regulación estricta, algunos estados, con Reino Unido a la cabeza, lograron que cada país tuviera en su transposición una enorme capacidad regulatoria para fijar los límites”

Pero, además, hay más motivos de alarma:

Kucharz advierte asimismo de que los avances establecidos por medio de la directiva corren el riesgo de una nueva desregulación si sale adelante el tratado de libre comercio entre la Unión Europea y Estados Unidos, la Aso­cia­ción Transat­lántica para el Co­mercio y la Inversión, el llamado TTIP. Con este acuerdo, cuya quinta ronda de negociación transcurre desde el 19 de mayo, se “pretende eludir los Parlamentos y frustrar la regulación financiera; es un ataque a cualquier entidad reguladora”, resume Kucharz.

En España la situación también es mala:

El 6 de mayo, una proposición no de ley presentada por el grupo parlamentario de la Izquierda Plural que reclamaba la prohibición de la especulación sobre los alimentos básicos era rechazada en la Comisión de Coo­peración Internacional del Congreso con los votos en contra del PP y la abstención de CiU y PNV.

Aunque las lucha de las organizaciones sociales hace avanzar con pequeños pasos importantes:

De momento, la presión ejercida desde la campaña Banca Bajo Con­trol, impulsada por Veterinarios Sin Fronteras (VSF) y por otras 40 organizaciones, consiguió que Catalunya Caixa retirara su depósito 100% Natural, que se dedicaba a especular con materias primas alimentarias como el maíz, el café y el azúcar. Tras una acción lanzada tanto por VSF como por COAG y Mundubat en abril de 2011, y suscrita por más de 2.000 personas, la caja de ahorros se comprometió no sólo a retirar el producto financiero, sino también a no volver a comercializar depósitos de ese tipo en el futuro.

Y es que la especualación y el hambre además de ser un negocio para una minoría es, también, un arma de guerra y otra forma de violencia y de declarar la guerra por medios económicos, tan letal o más que las bombas.  Los bancos y otras entidades financieras están, por lo tanto, armadas con estas prácticas de libre mercado y totalmente faltas de ética que provocan una gran violencia estructural que habría de ser considerada como uno de los enemigos de nuestra sociedad, y habrían de tener un apartado en los planes de una alternativa noviolenta de defensa.

Share

Repsol y la geoestrategia interesada

Imagen de Gerard Arcos

Fuente:  El Confidencial.

Resultan muy clarificadoras las declaraciones:

El presidente de Repsol, Antonio Brufau ha enmarcado las prospecciones petroleras en Canarias como una cuestión de fortaleza geoestratégica europea, durante su participación en el XXX Encuentro del Círculo de Economía que se celebra en Sitges.

Lo que realmente interesa a Brufau es el negocio y los beneficios que va a obtener.  Y ante las protestas ciudadanas se esconde detrás de la geoestrategia, europea, además.  Es decir, su negocio y sus beneficios los hemos de respaldar todos con nuestros impuestos y nuestra política exterior y de defensa.  Hemos llegado ya a una especie de esclavitud indirecta hacia los empresarios.

El hecho es gravísimo porque ahora los empresarios intentan convencer a la ciudadanía de que es nuestro deber defender sus empresas.  La razón que alegan es que sus empresas son las nuestras a pesar de que sus beneficios nunca nos llegarán.

¿Debe la política de exteriores y, sobre todo, la de defensa, estar al servicio de los intereses empresariales?  ¿No es bastante con la defensa de los atuneros que hacen nuestras tropas en las costas de Somalia?  ¿Vamos a expandir esta política a todos los continentes y a todas la exigencias de cualquier empresa española?

También es de reseñar la intervención de Brufau en lo que concierne a la energía que necesitamos.  Lo primero que hay que analizar es si necesitamos más energía para crecer industrialmente.  Quizá la huella ecológica española ya sea más que suficiente y lo que habría que hacer es consumir menos.  Lo segundo a analizar es qué fuente de energía necesitamos, si el petróleo canario o la solar o cualquier renovable de todo el territorio. Parece que las renovables se desprecian porque se habían democratizado y muchos ciudadanos podían hacer negocio con la energía además de fomentar su propio autoabastecimiento.  El egoísmo de las empresas les lleva a preferir la opción que supone un posible conflicto fronterizo con Marruecos (como informábamos en el artículo «el coste militar del petróleo canario«) y la militarización de nuestras relaciones internacionales.

Pero Brufau ha querido completar sus elevadísimos razonamientos geoestratégicos y redondear la actuación con la siguiente brillantez:

Brufau también ha defendido que Europa debe reducir su dependencia energética del exterior. En este sentido, ha lamentado esta tarde la ventaja estratégica que le llevan Estados Unidos y China aplicando tecnologías como el frackingAntoni Brufau ha abogado por estas fuentes de energías no convencionales y ha defendido que en el caso del fracking, estas políticas no se dejen en manos de cada estado, sino que se encuadren en una normativa europea común.

Aquí sólo hacemos un razonamiento:  ¿Tiene REPSOL algún interés económico en el fracking?

En nuestra opinión, habría que establecer un código ético para hacer política exterior y de defensa.  Sin él nos vemos gobernados por élites egoístas que sólo buscan su beneficio.

Brufau fomenta la guerra y el militarismo.  Y lo hace tan alegremente.

Imaginemos la alternativa:  que se diese más peso a la cooperación al desarrollo, a las energía limpias y alternativas, al codesarrollo con nuestros vecinos, a una vida menos consumista, …  En este mundo alternativo Brufau y sus ideas no tendrían sitio y sí otras empresas (ECOOO, por ejemplo) que nos hacen posible una soberanía energética y limplia aquí y ahora.

Share

Nueva empresa militar del Estado: Indra se estataliza al 20’1 %

Fuente:  El País y SEPI.

La noticia que os proponemos hoy tiene muchos frentes de análisis.

1.-  Las empresas se privatizan, pero luego se pueden estatalizar nuevamente, cuando conviene. 

Es el caso de Indra

Las privatizaciones también tiene marcha atrás, al menos parcialmente. Banco Financiero y de Ahorros (BFA), matriz de Bankia, ha vendido la totalidad de su participación en Indra, que ascendía al 20,14%, al Estado, a través de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI). Se da la circunstancia de que la SEPI fue en la década de los 90 el máximo accionista de Indra, cuya privatización total se completó en 1999 con la salida a Bolsa del 66% de su capital.

La operación se ha realizado por 337 millones de euros y permite al grupo BFA-Bankia obtener unas plusvalías netas de unos 43 millones de euros. La venta de algo más de 33 millones de acciones de Indra se ha realizado a un precio de 10,194 euros por título, que implica una rebaja del 2,45% respecto a la cotización de cierre de hoy  en Bolsa de la compañía tecnológica.

La sociedad estatal ha justificado la operación para “preservar la estabilidad accionarial en una compañía que constituye uno de los pilares de nuestra base tecnológica y nuestra presencia internacional”

Parece que la cuestión de estatalizar o privatizar una empresa no es un dogma inamovible para el Partido Popular, sino que es algo que depende de las circunstancia del mercado, de su necesidad de recursos y del instinto por los pelotazos para propios o amiguetes.

Parece ser que el procedimiento de venta de Indra ha sido, por lo menos peculiar, si nos atenemos a lo que la sección de CGT de Indra comentaba previamente a la venta de acciones:

Reciente, están apareciendo en los medios reseñas sobre la venta de empresas participadas impuestas por la Troika (BCE, FMI, CE) a BANKIA, antes del final de 2014, como consecuencia del rescate bancario, del que BANKIA ha recibido 22.000 millones de euros.  Las condiciones impuestas para esta venta son:  que se vendan al mejor postor, que no se hagan consideraciones respecto a la posición estratégica (ni siquiera en Defensa) y que el gobierno español no intervenga ni busque compradores específicos.  En consecuencia, Bankia ha encargado a ROTHSCHILD la venta de su cartera de participadas (IBERDROLA, MAPFRE, IAG e INDRA).  Ya se han vendido otras participadas y no todas la ventas están generando plusvalías;  lo que viene a ser hacer un pan con unas tortas

Según elboletin.com, preocupaba la necesidad desinversora de las Cajas intervenidas.  Ello ha forzado la venta de sus acciones.

Por otro lado, parece que Bankia se beneficia, claramente, con una plusvalía de 43 millones de euros, lo que le viene muy bien ante sus poco saneadas cuentas.  Arreglar el agujero de Bankia es un proyecto a largo plazo:

De Guindos ha recordado que este proceso de desinversión, que también deben cumplir las otras dos entidades nacionalizadas, debe continuar durante los próximos cinco años y que se buscará «el mejor momento para ir desprendiéndose de esas participaciones». «Las entidades nacionalizadas se tienen que centrar en el negocio estrictamente bancario. Y ese negocio bancario es dar créditos a pymes, a familias e incluso no meterse en ningún tipo de préstamo de crédito promotor (inmobiliario)», ha recalcado.

Por otro lado, Indra, que sí tiene beneficios en los últimos años (154’8 millones de € en 2007, 186’1 millones de € en 2008, 198 millones de € en 2009, 187’9 millones de € en 2010, 181’1 millones de € en 2011, 127’6 millones de € en 2012, y 48’3 millones de € en el primer semestre de 2013) dejará de rendir la mayor parte de sus beneficios a Bankia para rendirlos directamente al Estado.

Según eleconomista.es, anuncian que el Estado, con esta operación, está haciendo su agosto:

El Estado se frota las manos con la entrada en el capital de Indra. Se cumplen tres semanas desde que la Sepi (la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales) compró a BFA la participación del 20,14% que tenía en la tecnológica.  Adquirió los títulos a 10,194 euros y desde entonces se han revalorizado un 16%, hasta los 11,82 euros, con lo que el paquete de acciones del Estado ya vale 53,6 millones de euros más.

El resto de las acciones de Indra las poseen tres fondos de  inversión estadounidenses: Fidelity Investment (10 %), Fid Low (5’67 %) e Invesco (3’13 %).  Además, se ha incorporado al accionariado el Banco Central de Noruega (3 %).

Además, eleconomista.es informa de que:

También ha sentado bien al título la llegada del banco central noruego a su capital, el Norges Bank. La entidad entró días más tarde en Indra y ahora controla el 3,017% de la compañía.

2.-  Ahora Indra pasa a engrosar el complejo entramado de industrias militares que son del Estado o de las que éste tiene una amplia participación mayoritaria.

Es decir, ahora todos los españoles y españolas pasamos a ser socios mayoritarios de una empresa con decidida inversión en tecnología de la Defensa, que potencia la investigación, desarrollo e innovación en Defensa y que tiene una buena parte de sus ventas y beneficios en Defensa. En cierto modo, financiamos la industria militar y la venta de armas.

¿Es esto lo que queremos los españoles y españolas?

3.-  ¿Qué ocurre cuando el Estado compra la mayoría de una empresa cuyo principal cliente es la propia Administración?

No obstante, la operación puede plantear problemas ya que el Estado se convierte en el máximo accionista de la tecnológica que, además, tiene como a uno de sus principales clientes a la Administración, lo que puede causar un grave conflicto de intereses en los concursos.

La pregunta es lógica y coherente.  No debería llamarnos la atención, sin embargo, nos la llama porque este mismo razonamiento no se suele utilizar con las industrias militares en general, cuyo principal cliente es el propio Estado.  Por ejemplo Navantia.

4.-  La participación de algunos de los principales bancos y grupos financieros españoles en empresas con una fuerte inversión en Defensa.  En el caso de Indra:

  • Bankia (ahora SEPI)
  • Liberbank -Grupo CajAstur, Caja Extremadura, Caja Cantabria y Caja Castilla La Mancha- que acaba de vender el 5 % que poseía de Indra;
  • el Grupo Financiero Alba de la Banca March que es el segundo inversor con el 11’32 % de Indra;
  • y la familia del Pino – Ferrovial – con el 5 % de Indra)

En nuestra opinión a todo este entramado inversor se le debería exigir un comportamiento ético en sus inversiones y sus inversores y clientes deberían conocer la realidad de sus inversiones, de dudosa ética, en Defensa.

5.-  El negocio en Defensa y Seguridad de Indra:

En 2012 contaba con unos 42.000 empleados, oficinas en 45 países y clientes en 128.

Desde el año 2008, Indra ha pasado de ser una empresa cuyo principal negocio era el destinado a Defensa y Seguridad a un equilibrio mayor, sobre todo en comparación a Energía e Industria, y a Transporte y Tráfico, con los cuales ahora tiene el mismo volumen de negocio.

  • En 2008 el porcentaje de ingresos en Defensa y Seguridad fue del 29 % con un aumento del 8% con respecto al año anterio.
  • En 2009 el porcentaje de ingresos fue del 27 % y el aumento con respecto al año anterior fue del 0 %.
  • En 2010 el porcentaje de ingresos fue del 23 % y hubo una disminución del – 13 %.
  • En 2011 se mantuvo el 23 % se volvió a bajar un – 13 %.
  • En 2012 el porcentaje fue un 19 % y se bajó un – 14 %.
  • En 2013, primer semestre el porcentaje sobre el total se ha situado en un 18 % y se ha bajado un – 7% con respecto al mismo semestre del año anterior.

Los aspectos de Defensa y Seguridad que trabaja Indra son los siguientes, según su Presentación Corporativa de 2011, como se puede observar la gama es completísima, es decir, la opción de Indra por el trabajo y la inversión en Defensa no es parcial o eventual, sino una opción intencionada, de gran calibre y a largo plazo:

  •  Inteligencia, vigilancia, detección, mando y control
  •  Sistemas logísticos integrados
  •  Comunicaciones y control de Satélites
  •  Simuladores
  •  Sistemas Automáticos de Mantenimiento
  •  Sistemas y equipos de aviónica
  •  Sostenimiento: Mantenimiento y Modernizaciones
  •  Ciberseguridad
  •  Protección de infraestructuras críticas
  •  Identificación y biometría
  •  Seguridad Ciudadana y Gestión de Emergencias
  •  UAVs
  • Vigilancia de fronteras
  • Identificación de personas
  • Sistemas de inteligencia
  • Centros de gestión de seguridad y emergencias
  • Dispositivos especiales para seguridad
  • Comunicaciones móviles seguras
  • Protección de infraestructuras críticas
  • Defensa aérea
  • Autoprotección y defensa electrónica
  • C3I (Mando y control, comunicaciones e inteligencia)
  • Simulación
  • Externalización

Y sus principales clientes, una lista completísima de todo lo importante en Defensa, son:

  • Ministerio de Defensa de España
  • Ejercito de Tierra
  • Armada Española
  • Ejercito del Aire
  • OTAN
  • Eurofighter
  • Hispasat
  • US Navy
  • Marina Alemana
  • Força Aérea Portuguesa
  • Gobierno de México
  • BBVA
  • Fuerza Aérea de Chile
  • Guardia Nacional de Venezuela
  • Autoridad Portuaria de Barcelona
  • Ministerio de Defensa de Nueva Zelanda
  • Ministerio del Interior de España
  • Guardia Civil
  • Banco de España
  • AENA
  • ADIF
  • Raytheon
  • Airbus
  • EADS
  • MBDA
  • General Dynamics
  • Lockheed Martin
  • Policía Marítima de Hong Kong
  • Ministerio de Interior de Rumania
  • Ministerio de Defensa de Letonia
  • Autoridad Marítima Panamá

Además, entre sus principales logros figuran:

  • Más de 3.400 kms de frontera terrestre y marítima vigilados
  •  Más de 500 plataformas aéreas protegidas con tecnología Indra
  •  Los simuladores de vuelo de Indra están entre los mejores del mundo y poseen la máxima categoría de excelencia
  • Nueva generación de comunicaciones militares (SDR)
  • Sistema de comunicaciones por satélites para la Armada de Alemania.
  • Sistema de Vigilancia para la frontera marítima del Mar Negro en Rumanía.
  • Tecnología de identificación de amenazas nucleares, radiológicas, biológicas y químicas en Turquía.

En estas mismas páginas ya denunciábamos que para Indra el negocio es lo importante:  ¿Indra vigilará a los refugiados?

6.-  ¿Qué opinan los sindicatos sobre Indra?

También nos hemos interesado sobre lo que opinan la sección sindical de CCOO en Indra:

En Indra, es obvio que no ocupamos una de las posiciones de liderazgo en asuntos de RSE, como muestra el último informe del observatorio de RSC que evalúa la responsabilidad social en las empresas del IBEX35. Indra obtiene una valoración “anecdótica” de los contenidos, ocupando el puesto número 28 de 35. (http://www.observatoriorsc.org).

En consonancia con la deficiente clasificación que nos concede el Observatorio, Indra sigue torpedeando un convenio que proporcionaría estabilidad y seguridad en materia salarial y laboral a sus trabajadores. En Indra existe un departamento de Marca y Responsabilidad Corporativa, pero parece subordinado, al menos, a la Dirección de Relaciones Laborales, y no posee la autonomía que sería necesaria para implementar la transversalidad de las políticas de Responsabilidad Social que la empresa dice tener. Este hecho muestra la falta de compromiso de la alta dirección en esta materia, y que la RSE en Indra se concibe más como marketing empresarial, que como verdadera política de Responsabilidad Social.

  • Sobre el código ético de la empresa en el trato a los trabajadores, parece que también hay quejas.
Share

La economía del bien común.

Recomendamos ver el vídeo por las siguientes razones, entre otras:

  1. Hay alternativa teórica y práctica al capitalismo y a la especulación, por un lado, y a la economía planificada, por otro.
  2. Hay medidas concretas que se pueden tomar ya.
  3. Hay empresas que están dispuestas a que sus negocios vayan en otra línea
  4. Por los valores insertos en la propuesta de la «economía del bien común»:  confianza, honestidad, responsabilidad, cooperación, solidaridad, generosidad, compasión, …
  5. Porque propone una economía más ecológica, más social, más justa, más democrática, con el ser humano y su dignidad en el centro.
  6. Porque es la única forma de que la responsabilidad social corporativa sea real
  7. Porque es la única forma de conseguir cumplir los Objetivos del Milenio
  8. Etc.

Nuevamente, gracias a los esfuerzos e ideas de ATTAC.

Share

Los mapuches y la política de responsabilidad social corporativa de Endesa.

Fuente:  Mapuexpres  y Paismapuche.org

Recomendamos los dos enlaces anteriores para informarnos de qué es lo que está pasando con el pueblo indígena mapuche en Chile y Argentina.

En Mapuche-nation.org encontramos información sobre la construcción (detalles técnicos aquí)  de la gran presa en Ralco para conseguir energía que comercializará la empresa española Endesa.  Para dichos fines ha anegado 3.500 hectáreas y ha expulsado a 500 integrantes de las comunidades mapuches de sus tierras.

«Resistido desde temprano por las dos comunidades directamente afectadas por Ralco (Quepuca Ralco y Ralco Lepoy), las que manifestaron en 1996 su oposición unánime a su construcción en el marco del proceso de evaluación de impacto ambiental, así como por importantes sectores de la ciudadanía nacional, el proyecto se fue imponiendo a través de la acción concertada del Estado y de la empresa, acción que no se caracterizó por la transparencia ni por la consideración de los derechos ciudadanos.

Así mientras desde el Estado se removía a todo funcionario público que manifestara su cuestionamiento a este proyecto y se toleró la estrategia de hechos consumados utilizada por ENDESA para avanzar en la construcción de una obra que no contaba con las autorizaciones exigidas por la ley, esta ultima utilizó la maquinación y el dinero para debilitar la oposición pehuenche, para comprar la voluntad de las familias cuyas tierras serían inundadas por Ralco. Se trata de hechos que han sido documentados a lo largo del último decenio, y que ni los sucesivos gobiernos ni ENDESA, para su vergüenza, han podido desmentir«.

Con esta represa se pretende dar un empujón al crecimiento económico de Chile, a pesar de no respetar los derechos de los pueblos indígenas a vivir en sus tierras y con su forma de vida tradicional.

¿Qué hay de la responsabilidad social corporativa de Endesa?  ¿Qué hay de que compartan sus beneficios con las poblaciones en las que se desarrollan sus actividades?  Un poco de publicidad de su labor social nos hace ver que si bien los trastornos causados son muy graves, los programas implementados para colaborar con la población local incluyen profusión de charlas sobre las actividades de la empresa (publicidad) y las cuestiones de la energía (publicidad).  También se trabajan otros temas, pero nos parece que no en la suficiente medida como para realmente compensar los altos impactos negativos que ha provocado Endesa.

¿Qué es la responsabilidad social corporativa?  Las principales responsabilidades éticas de la empresa con los trabajadores y la comunidad son, entre otros:

  • Servir a la sociedad con productos útiles y en condiciones justas.
  • Crear riqueza de la manera más eficaz posible.
  • Respetar los derechos humanos con unas condiciones de trabajo dignas que favorezcan la seguridad y salud laboral y el desarrollo humano y profesional de los trabajadores.
  • Procurar la continuidad de la empresa y, si es posible, lograr un crecimiento razonable.
  • Respetar el medio ambiente evitando en lo posible cualquier tipo de contaminación minimizando la generación de residuos y racionalizando el uso de los recursos naturales y energéticos.
  • Cumplir con rigor las leyes, reglamentos, normas y costumbres, respetando los legítimos contratos y compromisos adquiridos.
  • Procurar la distribución equitativa de la riqueza generada.
  • Seguimiento del cumplimiento de la legislación por parte de la empresa.
  • Mantenimiento de la ética empresarial y lucha contra la corrupción.
  • Supervisión de las condiciones laborales y de salud de los/as trabajadores.
  • Seguimiento de la gestión de los recursos y los residuos.
  • Revisión de la eficiencia energética de la empresa.
  • Correcto uso del agua.
  • Lucha contra el cambio climático.
  • Evaluación de riesgos ambientales y sociales.

¿Cuántos de ellos incumple Endesa, a pesar de que en sus páginas web tiene muy desarrollada toda la política de responsabilidad social corporativa?  Parece que todo lo que tiene que ver con el respeto al medio ambiente es muy cuestionable en esta empresa, también la ética empresaria y el respeto a los derechos de los pueblos indígenas.

Es importante que si queremos defender una mundo diverso en lo cultural se respete a los pueblos indígenas y sus formas de vida.  Es importante que si queremos defender un mundo en el que no haya violencia estructural y las empresas se vean obligadas a ser socialmente responsables les obliguemos a respetar los puntos anteriores y no sólo nos preocupemos por si rinden o no beneficios.  Es importante que se denuncien estas situaciones para que podamos colaborar desde el primer mundo a que no se den en el futuro.  Porque, pensamos, la solidaridad con el pueblo mapuche o con cualquier otro pueblo indígena atacado por las mult

Share
A %d blogueros les gusta esto:
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookCheck Our Feed