Archive for armas nucleares

La guerra duplica el cáncer en Gaza

Imagen de Zeroincondott★

Fuente:  Nueva Tribuna.

Los tumores cerebrales se multiplican en Gaza por los gases y el uranio lanzados por Israel.

En estos momentos el cáncer es la segunda causa de muerte en la Franja de Gaza. Los expertos opinan que en los próximos años las cifras se pueden duplicar

La guerra es un desastre ecológico que contamina el agua, los suelos, el aire:

Jean François Fechino, consultor en temas de Medio Ambiente de Naciones Unidas, ha llegado a la conclusión, tras numerosos estudios, que decenas de toneladas de uranio empobrecido se encuentran en el subsuelo y en las aguas de Gaza. Las muestras de tierra que analizaron tras su última visita a Gaza demuestran la presencia no sólo de uranio sino también de cesio, amianto polvo, tungsteno u oxido de aluminio.

La asistencia sanitaria de cierta calidad en Gaza es inexistente y los afectados dependen de que Israel les conceda (contados) permisos para tratarse en un centro médico luterano de Jerusalen.

«Nuestro principal hospital en la Franja  sólo funciona al 50% por falta de personal y material” explica a El Confidencial Usama Said Aklouk, director del Hospital de Al Shifa, formado en España, con impotencia ante las dificultades con las que trabajan.

En un recorrido por el Centro podemos ver como de seis quirófanos, sólo funcionan  tres. Los restantes no tienen camas de operaciones y en cuanto a las habitaciones tan sólo están ocupadas la mitad, mientras en el despacho de Usama S. Aklouk no paran de entrar ciudadanos quejándose de las listas de espera que pueden llegar en algunos casos a los dos años. El resumen es que la sanidad gazatí está al borde del colapso.

Como en toda la Franja de Gaza, el Hospital vive condicionado por los cortes de luz que pueden suponer seis horas de duración o más. El suministro  la controla Israel que da una cantidad diaria para la Franja y debe ser el Gobierno de Hamas  quien la suministre. Como es escasa debe ir cortándola para dar servicio al millón ochocientas mil personas que viven en la Franja.

Parece que Israel está innovando continuamente en su forma de masacrar a los palestinos y:

El profesor de la Universidad de Oslo, Erik Fosse, que lleva años trabajando en Gaza, mantiene que Israel estaría empleando armas que provocan cáncer. En concreto los médicos apuntan que podría tratarse de los denominados explosivos de metal inerte denso (DIME, por sus siglas en inglés), un arma de tipo experimental cuyo radio de acción es relativamente pequeño, pero cuya explosión resulta extremadamente potente. Segín Fosse y su compañero Mads Gilbert dichas armas ya se utilizaron en los ataques de 2009.

Pero los ecosistemas muchas veces devuelven a los humanos los impactos que estos les causan.  Se conoce como «efecto bumerang» y acabará perjudicando, a través del agua, de los suelos y sus cultivos, del aire, a … los israelíes.

Share

Bancos españoles que financian armas nucleares

Enola+Gay

Franco Folini

Que la banca española es parte de la banca armada y, por tanto, uno de los actores del complejo militar industrial necesita poca demostración. La voraz banca española tiene una idea de la ética algo peculiar y basada en la especulación y el beneficio para unos pocos.

Ahora un informe de la organización Pax, llamado Don’t Bank on the Bomb  señaña con el dedo la participación de Acciona, Banco Santrander, Banco Sabadell y BBVA como financieros de la asquerosa fabricación de armamento nuclear.

Los bancos españoles aportaron a 26 empresas la friolera de 4.651 millones de euros para este tipo de armamento.

Ya lo ven. La banca española no solo es nociva por su trato a la sociedad y la generación de la crisis. También es tóxica porque sus negocios no pasan la frontera de un mínimo ético. Debería darles vergüenza.

Y mientras tanto, a la gente, debería darle el arrojo ético de retirarles todo tipo de colaboración, incluidos los ahorros.

Share

En el siglo XX se arrojaron 2.500 bombas nucleares

Imagen de Ainhoa I.

Fuente:  eldiario.es

Posiblemente si nos preguntasen y tuviésemos que contestar rápidamente sólo citaríamos dos bombazos nucleares:  Hiroshima y Nagasaki.

Sin embargo, han sido 2.500 bombas las que se han lanzado a lo largo de menos de 100 años.  Lugares como:

  • las islas Bikini
  • o las islas Marshall en el Pacífico,
  • Semipalatinsk en Kazajistán,
  • en las islas de Trimouille, al noroeste de Australia (el estallido tuvo lugar sobre un buque de guerra para comprobar qué consecuencias tendría la detonación de un arma enemiga escondida en un navío amigo),
  • el atolón Jonhston, cerca de Hawaii sufrió pruebas subterráneas,
  • Reggane en mitad de Argelia sirvió para probar la primera bomba nuclear francesa,
  • Xinjiang en China, Rajastán en India,
  • Chagai en el noroeste de Pakistán,
  • Kiritimati, cerca de Hawaii,
  • el atolón de Fangatoufa en la Polinesia francesa,

Curiosamente, qué casualidad, casi todas las explosiones ocurren en el Tercer Mundo.

Actualmente, la importancia de lo nuclear, concretamente del uranio, se manifiesta en África, porque

Un hecho de suma importancia que no se nombra en los informativos occidentales es que en las zonas tuareg de Malí, Níger y Libia existen importantes reservas de uranio.

En el norte de Níger, país vecino de Malí, transnacionales francesas operan en dos grandes minas de uranio (Arlit y Akouta) situadas a los alrededores de la ciudad industrial de Arlit, situada en la región de Agadez.

Los yacimientos estratégicos de uranio en Malí son un elemento importante en el conflicto y explican en parte el interés de las fuerzas occidentales en la región.

Estados Unidos está preocupado por la posibilidad de que los tuareg accedan a este metal radiactivo.

Si los rebeldes establecen su control sobre los yacimientos, empezarán a buscar maneras de vender uranio, en primer lugar a Irán. Esa evolución de la situación no le gustaría a EEUU ni a sus socios de la OTAN.

Por ello, los próximos pasos que dará occidente será el despliegue, a través de Naciones Unidas, de tropas de la OTAN para un supuesto mantenimiento de la paz.

Share

Actualmente es difícil avanzar en la desnuclearización militar

Imagen de Friekoop

Fuente:  El Orden Mundial.

El militarismo se basa, en parte, en el ocultamiento de los temas que le son propios.  ¿Quién se preocupa por las armas nucleares en estos momentos?  ¿Existen muchas, pocas, algunas?  ¿Son necesarias?  ¿Son útiles?  ¿Son un peligro?

En el blog El Orden Mundial nos hacen un muy buen repaso por el camino de la desnuclearización armamentística internacional desde 1987 y el tratado INF.  Como se verá, a lo largo de su lectura, se ha avanzado mucho en el camino de la desnuclearización armamentística, en algunos aspectos, pero en otros hemos empeorado considerablemente.

Los avances:

  • Cada vez hay menos ojivas nucleares
  • Cada vez hay menos medios para lanzar los misiles nucleares.
  • Cada vez los mecanismos de control mutuo son mayores:  «inspecciones in situ por ambas partes, sino también chequeos de instalaciones en desuso, supervisiones en la destrucción de los sistemas de armamento e inspecciones con escaso margen de aviso previo. También se estableció un sistema de monitoreo permanente sobre fábricas de misiles en cada país para comprobar el cese definitivo de la producción de sistemas y de misiles ya prohibidos»

Los retrocesos:

  • Cada vez hay más países en posesión de armamento nuclear.
  • Ha aumentado el descontrol del material militar nuclear.
  • Cada vez hay más peligro de tráfico ilegal de material nuclear militar.

Si hacemos un balance del tema ¿es para ser optimista?,¿es para echarse a temblar?

Uno de los problemas con los que se lidió fue que el Tratado START pasó de ser un acuerdo entre las dos superpotencias a tener que incluir a Kazajistán, Ucrania y Bielorrusia, tras la desmembración de la Unión Soviética.  Esto se solucionó con el Protocolo de Lisboa, concluido en mayo de 1992 y que acordaba la devolución de todo el armamento nuclear kazajo, ucraniano y bielorruso a Rusia. Más de 3,000 cabezas nucleares estratégicas y 3,000 tácticas fueron transferidas a lo largo de cuatro años, finalizando en noviembre de 1996.

El tratado START fijó en 6.000 el número máximo de misiles de cada potencia y en 1.600 los sistemas de lanzamiento, tanto terrestres como submarinos.  Su fecha tope era 2009, pero ya en 2001 ambas partes lo habían superado.

El siguiente tratado, el START-2, fracasó.  Buscaban acabar «por completo los MIRV (sistemas de reentrada múltiple independiente) en la categoría de los ICBM. Los MIRV, debido a su capacidad para portar múltiples cabezas nucleares en un solo misil, representaban la piedra angular del poderío nuclear de ambas superpotencias tanto en los años 80 como en los 90, reforzando de esta forma el concepto de la destrucción mutua asegurada (MAD, en sus siglas en inglés).  Este tratado, que entró en vigor en el año 2000, tuvo sin embargo una vida corta; dos años después, en junio de 2002, Rusia se retiraba del Tratado como respuesta a la retirada unilateral por parte de Estados Unidos del Tratado ABM (Anti-Ballistic Missile Treaty) con el objetivo de desarrollar un escudo antimisiles. De esta forma, y hasta el día de hoy, ambos países siguen manteniendo o bien sistemas MIRV plenamente operativos, caso de los ya en fase de retirada SS-18 y SS-19, basados en silos o de los recién introducidos RS-24 móviles rusos, o bien sistemas con capacidad potencial MIRV como los Minuteman III estadounidenses.».

Este fracaso, por tanto, ha supuesto el mantenimiento y refuerzo de las políticas de defensa basadas en la potencia nuclear.  Y, por lo tanto, la delirante política de Destrucción Mutua Asegurad, sigue en vigor.

Actualmente nos hallamos bajo la vigencia del acuerdo START-3, que abarca desde 2011 a 2018 y que limita a 1.550 los misiles nucleares y a 700 los sistemas de lanzamiento efectivos, más 100 en la reserva.

Imagen de El Nuevo Orden Mundial

 

Actualmente son varios los problemas, y cada vez más graves, que están imposibilitando el avance en la desnuclearización militar:

  • las diversas expansiones de la OTAN hacia el este,
  • los planes para el establecimiento de un escudo antimisiles en Europa por parte de Estados Unidos
  • y de la modernización del armamento nuclear estratégico ruso – consecuencia en parte, de lo anterior –
  • la desconfianza mutua surgida por las crisis de Georgia y, luego, de Ucrania.
  • Acusaciones mutuas de violar el tratado INF (que prohíbe misiles de crucero con alcance superior a 500 km de alcance), los yankis con sus sistemas de lanzamiento vertical VLS, y los rusos con sus misiles Iskander-K.
  • China actualmente desarrolla y despliega misiles balísticos de alcance intermedio como por ejemplo el DF-21 y misiles de crucero estratégicos y tácticos que suponen un potencial peligro tanto para Rusia en sus fronteras orientales, como para los norteamericanos – y sus respectivos aliados regionales – en el Pacífico Occidental.
  • Otros países emergentes como Pakistán o la India también han desarrollado y puesto en servicio sistemas similares

Mal panorama se nos presenta, nuclearmente hablando.

Share

Seguridad Ecológica: 17.000 armas nucleares en el mundo

Imagen de Pierre J.

Fuente:  Público.

Kuniko Kimura y Mashasi Leshima recorren Europa recordando el horror de Hiroshima y Nagasaki, protestando por la presencia, aún, 70 años después, de 17.000 bombas nucleares en el mundo.

Es como si en plena locura (después de 120.000 muertos en el acto y 120.000 muertos en los días posteriores) cada año tras las tragedias no hubiésemos aprendido nada y hubiésemos fabricado 243 bombas atómicas.

la visita de la delegación japonesa ha servido para volver a traer a colación los riesgos que trae consigo la presencia de bases militares en territorio español de países que utilizan la tecnología atómica con fines bélicos: EEUU y Reino Unido.

Además,

el Convenio de cooperación de Defensa con EEUU no prevé ningún mecanismo para garantizar que los buques y los aviones que pasan por las bases no portan armamento nuclear y además también existe la práctica administrativa de no preguntar qué tipo de armamento llevan los buques y aviones que pasan por las bases

Actualmente se tiene seguro que hay armas nucleares en 9 países:

  1. Estados Unidos.  Durante la Guerra Fría, llegó a poseer unas 35.000 armas atómicas. En la actualidad (2012) los Estados Unidos disponen de unas 2.150 ojivas nucleares activas (1.950 estratégicas y 200 tácticas) más otras 2.800 en reserva y unas 3.000 almacenadas para desmantelamiento, para un total de aproximadamente 8.000
  2. Rusia.   Actualmente (2012) dispone de unas 4.430 ojivas nucleares activas (2.430 estratégicas y 2.000 tácticas) más unas 5.500 almacenadas para desmantelamiento, lo que totaliza unas 16.000
  3. Gran Bretaña.  Mantiene la flota Trident de submarinos nucleares equipada con algo menos de 160 ojivas nucleares activas, sobre un total de 225.
  4. Francia.   El Charles de Gaule es actualmente el último portaaviones con armas nucleares desplegado en un país. En 2008, el presidenteNicolás Sarkozy anunció que Francia disponía de 300 armas nucleares en total, de las que 240 serían estratégicas y 60 tácticas.
  5. China.   Se estima que en 2011 disponían de unas 240 ojivas nucleares, de las que aproximadamente 178 se encontrarían activas.
  6. India.  En 2010 se estimaba que India disponía de entre 60 y 80 armas nucleares.
  7. Pakistán.  En 2011 se estimó que Pakistán posee entre 90 y 110 armas nucleares.
  8. Corea del Norte.  se le estimaron un máximo de 10 ojivas atómicas disponibles.
  9. Israel.  Posee alrededor de 200 a 500 armas nucleares

En cuanto al listado de ensayos nucleares, las cifras también son colosales:

1054 realizados por USA hasta 1992 en Nevada, Alaska, Colorado, Missisipi y Nuevo Méjico.  Desde 1963 todos los ensayos han sido subterráneos.

La Unión Soviética ha realizado 715 pruebas nucleares entre 1949 y 1990.

Francia ha realizado 210 pruebas nucleares entre 1960 y 1996.

China 45 ensayos nucleares.  De Gran Bretaña y los demás países no hay datos.

Es decir, al menos, 2024 ensayos nucleares han liberado radiactividad a atmósfera, hidrosfera y geosfera.

En cuanto a los daños que causó, causa o causará una bomba atómica podemos destacar:

  • Muerte inmediata en la zona cero.
  • Pulso de radiación ionizante.  Una bomba de 1 megatón alcanzaría hasta los 15 km alrededor
  • Pulso electromagnético.  Parece que no afecta a los seres vivos, pero sí a las infraestructuras, aparatos y vehículos que utilicen componentes electrónicos.
  • Destello luminoso.  Cegará temporalmente a toda persona que se encuentre mirando hacia la dirección de la explosión en un radio de 500 km.
  • Pulso térmico.  Para una bomba de 20 megatones cualquier persona en 45 km a la redonda sufrirá quemaduras de 2º grado.
  • Onda de choque.  Corre a 1.224 km / h.
  • Lluvia radiactiva local que se propaga por el viento
  • Oscurecimiento radioeléctrico.

Efectos retardados:

  • Incendios
  • Contaminación radiactiva
  • Invierno nuclear
  • Destrucción de la sociedad

Y aún así seguimos cuidando que estén a pleno estado de producir una catástrofe nada más y nada menos que 17.000 bombas nucleares.

Nuestra cultura es militarista y violenta, propia de seres dementes. Nuestros gobiernos que apoyan y fomentan las armas nucleares son culpables de todos y cada uno de los accidentes y muertos.  El gobierno español debería emprender una política internacional activa contra las armas nucleares.

¿Cuántos millones de € habrá malgastado la humanidad en esta locura?

Share

Trident Juncture: invasión total

 

Imagen de www.castelvetranoselinunte.it

Todos los medios se lanzan, con entusiasmo, a anunciar que entre el 3 de octubre y el 6 de noviembre de 2015 se realizará en España el ejercicio de la OTAN Trident Juncture (Coyuntura Tridente).

Los medios afines al militarismo titulan que seremos anfitriones, que se confía en nosotros, que qué ilusión.

El proceso de planificación ha sido largo, comienza en enero de 2013, son 34 meses de preparativos, como se ve en este gráfico:

No es, en contra de lo afirmado, una reacción a la crisis ucrania, sino algo que previamente se había decidido ya.  Es decir, la crisis ucrania y todo lo que ocurre en los países árabes no son más que meras excusas para desarrollar el militarismo OTAN.

Ya se informaba de ello en la Revista Española de Defensa en septiembre de 2014:

En el otoño de 2015, España y Portugal, con el apoyo aéreo de Italia, acogerán el ejercicio Trident Juncture, el primero de una serie de maniobras con las que la OTAN pretende mantenerse en forma para afrontar los retos del futuro. Dirigido por el Mando de Transformación, será un ejercicio de «alta intensidad y alta visibilidad» que permitirá a los aliados materializar en acciones concretas la Iniciativa de las Fuerzas Conectadas, cuyo objetivo es que las tropas de la OTAN sigan preparadas para reaccionar frente a una crisis tras el fin de las operaciones en Afganistán a finales de este año.

Es decir, como ahora no entrenamos tanto a nuestras tropas en Afganistán, hay que hacerlo en algún país que se le parezca:  España.

En el ejercicio se pondrán en práctica las capacidades de la Fuerza de Respuesta de la OTAN (Nato Response Force, NRF) de cara a 2016, año en el que España tendrá a su cargo el componente terrestre. Además, podría servir de banco de pruebas a la nueva fuerza de intervención rápida definida en la cumbre de Gales como Punta de Lanza de la OTAN, una fuerza compuesta por hasta 5.000 efectivos capaz de desplegarse en 48 horas para atender situaciones de crisis en el Este y en el flanco sur de la Alianza. El ejercicio Trident Juncture se desarrollará en la zona del Estrecho y estará ambientado en un escenario adaptado a las nuevas amenazas, como la ciberdefensa, incorporando al mismo las lecciones aprendidas en dos décadas de operaciones en Afganistán, Kosovo y otros escenarios. A las fuerzas sobre el terreno se sumarán capacidades aéreas, marítimas y de operaciones especiales, así como elementos de inteligencia y de vigilancia y reconocimiento. En total, podrían participar más de 20.000 militares, cifra que aún pueden variar en función de las aportaciones de los países. En cualquier caso, será el mayor ejercicio llevado a cabo por la OTAN desde el fin de la Guerra Fría.

Como se ve, tras un año de preparativos la cosa va a ser aún peor de lo que pintaba:

El macroejercicio constará de dos fases: una de ejercicio de puesto de mando, del 3 al 16 de octubre, y otra «real», del 24 de octubre al 6 de noviembre. En esta segunda fase, según ha explicado Morenés, se desarrollarán diferentes operaciones terrestres, marítimas y aéreas: operación ofensiva terrestre, desembarcos anfibios, lanzamientos paracaidistas, acciones en ambiente urbano, actuación de fuerzas de operaciones especiales e intervención en ambiente NRBQ, entre otras.

Se llevará a cabo en 16 escenarios distribuidos en España, Italia, Portugal y aguas del Océano Atlántico y el Mar Mediterráneo. Ello supondrá el despliegue en suelo español de unos 20.000 militares que se repartirán en ocho ubicaciones, entre ellas San Gregorio (Zaragoza), Chinchilla (Albacete), Sotomayor (Almería), Sierra del Retín (Cádiz), Base Aérea de Albacete, Base Aérea de Son San Joan (Palma de Mallorca), Base Aérea de Torrejón (Madrid) y Base Aérea de Zaragoza.

España aportará unos 8.000 efectivos, de los que más de 4.702 son de Tierra, que contarán con 23 carros de combate, 93 blindados y seis helicópteros. Otros 2.650 efectivos son de la Armada y contarán con 13 buques, cuatro helicópteros y dos aviones.

Y otros 516 del Ejército del Aire, que llevarán 29 aviones (12 Eurofighter, 12 F-18, dos C-295, un C-235, un C-130 y un Falcon 20/EW) y dos helicópteros. El ejercicio servirá para evaluar y certificar la Fuerza de Respuesta de la OTAN que liderará España en el primer semestre del próximo año.

Con sede en Bétera (Valencia), España asumirá el mando del componente terrestre, con una fuerza de reacción de tres brigadas multinacionales, que podrá actuar como «punta de lanza» de la OTAN.

A pesar de que todo es destacable, queremos hacer hincapié en algunos aspectos:

  • Nada se informa de dónde serán los desembarcos anfibios, la operación ofensiva terrestre, los lanzamientos de paracaidistas, las acciones en ambiente urbano, (sí, sí, leen bien, en ambiente urbano, hemos de interpretar que alguna ciudad española habrá sido elegida para ser intervenida militarmente, suponemos que será alguna con alcalde nuevo no demasiado afecto al militarismo), etc.  Este detalle informativo es importante porque, suponemos, algo tendrán que decir ante el avasallamiento militarista de la OTAN aquellas personas que estén tomando el sol en la playa desembarcable, los ciudadanos cuyas actividades se vean interferidas por tan bestial despliegue.
  • ¿Dónde estarán los 16 escenarios militares?  ¿Por qué se han elegido estos sitios?  ¿A quién han consultado o pedido permiso?  Habrá poblaciones, sitios naturales, etc., que pasarán a ser «escenario militar».  ¿Con qué compensaciones?  ¿Con qué controles?  ¿Con qué cortapisas para no perjudicar la normal vida de los civiles y la naturaleza?  ¿Quién se hará cargo de los impactos medioambientales que provoquen?  ¿Cuál será la huella ecológica?  ¿Quién se hará cargo de las interferencias que se hagan con la aviación civil?

La aportación española será bestial:

  • España aportará unos 8.000 efectivos,
  • de los que más de 4.702 son de Tierra,
  • que contarán con 23 carros de combate,
  • 93 blindados y
  • seis helicópteros.
  • Otros 2.650 efectivos son de la Armada y contarán con
  • 13 buques,
  • cuatro helicópteros y
  • dos aviones.
  • Y otros 516 del Ejército del Aire, que llevarán
  • 29 aviones (12 Eurofighter, 12 F-18, dos C-295, un C-235, un C-130 y un Falcon 20/EW) y
  • dos helicópteros.

Casi 8.000 efectivos y 172 aparatos de guerra.  Pero, además, habrá que sumar las aportaciones de los demás países.  Durante más de 1 mes, aunque lo peor tendrá lugar entre el 21 de octubre y el 6 de noviembre.

La primera fase, fase de puesto de mando, tendrá lugar entre el 3 y el 16 de octubre

y tiene por finalidad la evaluación y certificación de la estructura de mando de la Fuerza de Respuesta de la OTAN para 2016. Los lugares en los que se desarrollará será en varias unidades militares de Alemania, Bélgica, Canadá, España, Holanda, Italia, Portugal, Reino Unido, y en aguas del Atlántico y Mediterráneo.

La segunda fase, fase real,

del 24 de octubre al 6 de noviembre, tendrá lugar diversas operaciones terrestres, marítimas y aéreas, y se ubicará en 16 lugares distribuidos en España, Italia, Portugal, y aguas del Atlántico y Mediterráneo.

También nos parece curioso lo siguiente:

Debido a la entidad de la fuerza que desplegará en el territorio nacional, se prevé la asistencia de observadores internacionales. Además, como consecuencia de las responsabilidades adquiridas por España como Estado firmante del documento de Viena de 2011 sobre Medidas de Fomento de la Confianza y Seguridad de la Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa (OSCE), España invitará a todos los países de la organización.  (…)  Este ejercicio contará también con la participación de observadores de la Unión Africana y de naciones amigas, entre las que se encuentran -a petición de España- Brasiol, Colombia, Marruecos y Túnez.

¿Se supone que, también, hemos de correr con sus gastos de desplazamiento y estancia, ya que somos anfitriones?  ¿Cuál es la partida presupuestaria en la que figuran estos gastos y todos los de la Trident Juncture?

¿Quién pagará esto?  ¿Quién lo controlará y auditará?

Sólo sabemos que:

ha sido programado por el Mando Aliado de Transformación, con sede en Norfolk (Virginia), y será dirigido por el Mando Aliado Conjunto, con sede en Brunssum (Holanda)

Lo cual no nos deja mucho más tranquilos.

Además, por si todo esto fuera poco, habrá otros 10.000 efectivos fuera de España, en Portugal e Italia.  En total participarán soldados de 30 naciones.

Los objetivos serían:

  1. Mostrar fuerza ante los riesgos que nos pueden llegar tanto del Este como del Sur.
  2. certificar la plena capacidad operativa de la Fuerza de Respuesta Rápida (NRF) de la OTAN, cuya “punta de lanza”, la Fuerza de Muy Alta Disponibilidad (VJTF) liderará España el próximo año 2016. Esta punta de lanza (compuesta por hasta 6.000 militares, de ellos unos 3.500 españoles) tendrá la capacidad de desplegarse en cualquier rincón del mundo en un máximo de 72 horas.

¿Qué deuda nos generarán estos entrenamientos militares?

Suponemos que Rajoy no convocará las próximas elecciones nacionales en estas fechas, con un país multiintervenido, pero, nunca se sabe.

Share

Los peligros del arsenal nuclear de los EE.UU.

James Vaugham

Fuente:  One Magazine.

El arsenal e infraestructuras nucleares de Estados Unidos no han parado de deteriorarse desde el final de la Guerra Fría. Al menos, esa es la conclusión de dos estudios que el secretario de Defensa estadounidense, Chuck Hagel, va a anunciar, después de haber entrevistado a 1.500 miembros de las Fuerzas Armadas para su realización.

El diario ‘The New York Times’ se ha adelantado y ha revelado los «problemas sistémicos en las reservas nucleares» sobre los que se advierte en los informes. «Estas reparaciones de emergencia costarán miles de millones en los próximos cinco años»

Entre los problemas detectados, se encuentra el mal sellado de las puertas de los silos donde se almacenan las armas nucleares. No hay que olvidar que estas instalaciones tienen en muchos casos hasta 60 años de antigüedad a sus espaldas. Tampoco es tranquilizador saber que los responsables de los 450 misiles balísticos intercontinentales disponen de una sola llave inglesa para fijar las cabezas. Cuando en alguna base se necesita llevar a cabo esta operación, tienen que enviar por mensajería la única herramienta con la que cuentan.

La administración Obama ya ha invertido miles de millones de dólares en la actualización de los laboratorios nucleares y la prolongación de la vida de las armas de más antigüedad de este tipo. Un oficial ha facilitado un cálculo a ‘The New York Times’ sobre lo que costarán las reparaciones: “Supondrán miles de millones de dólares, pero no tanto como 20.000 o 30.000 millones”.

Pero otra fuente, más oficial (aunque tal vez le interese hacer estimaciones a la baja), el Pentágono, estima que:

La implementación de las recomendaciones costará alrededor de 7.500 millones de dólares (unos 6.000 millones de euros) en los próximos cinco años, según los cálculos del Pentágono.

Es decir, la mayor potencia nuclear del mundo no ha cuidado sus arsenales porque se ha dedicado a atacar a muchas otros países del planeta con armamento convencional.

Siguiendo el conocido argumento militar de que lo suyo va lo primero y es indiscutible, nos anuncian que el gasto militar en la cuestión nuclear se va a disparar en decenas de miles de millones.  Nos resulta asombroso que no opten por una disminución drástica de un arsenal nuclear que es, a todas luces, excesivo e inútil en el mundo actual.

EE UU cuenta, según los últimos datos, de septiembre de 2013, con un arsenal de alrededor de 4.800 armas nucleares de las Fuerzas Aéreas y la Marina. Más de la mitad están listas para ser empleadas en cualquier momento desde varias bases en el país y submarinos. La cifra queda muy lejos de las 31.200 que había en su pico en 1967, en plena tensión con la URSS.

Y eso que Obama es Premio Nobel de la Paz gracias, sobre todo, a la apuesta por un mundo libre de armas nucleares.  Parece que esta promesa, como la de cerrar Guantánamo y fomentar un mundo multipolar se le ha olvidado al injustísimo Nobel.

Share

Datos a favor del concepto de Seguridad Humana

Imagen de Landahlauts

Fuente:  Europapress.

La encuesta se hizo en 44 países.

¿Cuál cree usted que es el principal riesgo que amenaza el mundo?

Para España (54 %), Europa (32) y Estados Unidos (27), Chile (27 %), Argentina (32 %), Francia (32 %), Italia (32 %), Alemania (34 %) :  la desigualdad.

Para África (32 %): el SIDA y otras enfermedades. También para Nicaragua (25 %),

Para Inglaterra (39 %), Alemania y Francia (32 %), Líbano (58 %), Túnez (39 %), Israel (30 %), Nigeria (38 %), (34 %), Grecia (32 %), Turquía (29 %), Jordania (25 %), Rusia 27 %), India (25 %) :  el extremismo religioso.

La polución y el medio ambiente:  México (26 %), Nicaragua (29 %), Colombia (36 %), Perú (35 %), Argentina (25 %), Italia (25 %), Tailandia (36 %), Vietnam (32 %), Filipinas (34 %), China (33 %), Corea del Sur (29 %).

Por último, las armas nucleares son el principal riesgo para:  Japón (49 %), Ucrania (36 %), Turquía (34 %), China (26 %), Venezuela (29 %), Israel (27 %).

Con estos datos se pueden hacer muchos análisis. Nosotros os proponemos uno. La gente tiene un concepto moderno y noviolento de la seguridad: Seguridad Humana. Y se alejan de conceptos caducos y militaristas.

Un dato más, a nivel mundial, de la inutilidad y perversión de los ejércitos. Antes bien, los ejércitos colaboran a generar la violencia estructural y cultural que tanto preocupa a la mayoría de las sociedades, pero no tanto para librarnos de ellas

Share

Sobre el tratado de Comercio de Armas: Una aclaración para el debate

control_arms

Recientemente publicamos una entrada en este mismo blog criticando la ambiguedad de argumentos e intenciones que esconde el Tratado de Comercio de Armas aprobado últimamente.

Es evidente que no criticábamos el esfuerzo de tantas organizaciones interesadas en la promoción por la paz por conseguir al menos un tratado que regule este opaco sector, sino el uso torticero y los intereses en juego de empresas militares y estados, que han hecho que el desarme pase de ser una propuesta a favor de una construcción alternativa de la paz, a una propuesta asimilable y a favor de un status quo militarista.

Veníamos a indicar, por eso, la mezcla de intereses más o menos favorables a la paz con otros oscuros y favorables a consolidar una dominación más evidente en el mercado de la venta de armas por parte de las grandes superpotencias. Proponíamos que, dentro de la amplia gama de aspiraciones pacifistas y antimilitaristas, no podría considerarse el tratado de armas un fin en sí mismo, sino un paso mínimo y necesitado de otros muchos avances en infinidad de aspectos para que no acabase convirtiéndose en un elemento más de consolidación del status quo militarista imperante.

Nos contesta a esta entrada el amigo Jordi Armadans, por otra parte un destacado pacifista catalán, afirmando

«Amigos de Utopía Contagiosa,

Como el militarismo y la hipocresía de estados y empresas están más que presentes en todos sitios, haya o no tratado, la existencia de una normativa de regulación del comercio de armas es, por definición, un avance, por pequeñísimo que sea.

Las limitaciones e insuficiencias del Tratado son evidentes. Me permito destacar, entre otras de posibles, 3 razones que justifican que el Tratado de Comercio de Armas (TCA) sea visto como un avance:

. en primer lugar, un avance en términos de mayor control de lo que sucede en un ámbito, el comercio de armas, que como sabéis es extremadamente opaco.

. en segundo lugar, un mecanismo para poner en dificultad las transferencias de armas -no solo a ‘terroristas’- sino principalmente a dictadores y criminales de guerra. Que eso va a ser difícil de concretar y que no siempre va a suceder? sin duda. Pero es mucho mejor que ahora, sin duda también.

. en tercer lugar, el TCA va a contribuir, y ya ha contribuido, a estigmatizar el comercio de armas, señalándolo como un factor generador de violencia y vulneraciones de los derechos humanos. Para todos nosotros, eso es bastante obvio. Pero muchos diplomáticos, periodistas, políticos, etc. antes nunca lo hubieran admitido y, ahora, lo afirman en público.

Finalmente, si el TCA fuera tan inocuo se habría aprobado sin más. En cambio, han sido necesarias casi dos décadas de campaña ante las fuertes resistencias de estados, potencias armamentísticas y empresas militares.

Gracias por el trabajo y el blog.

Abrazos»

Sin dejar de reconocer la parte de razón del argumento (de hecho comenzábamos nuestro alegato diciendo que es preferible que se controle la venta de armas a no se haga y que es preferible reducir el militarismo a aumentarlo), seguimos afirmando la necesidad de que las agendas pacifistas vayan más allá de la institucionalización de tratados de control de armas, precisamente por las razones que tanto Armadans como nosotros hemos explicitado en repetidas ocasiones: la hipocresía y el militarismo de empresas y estados y las evidentes limitaciones de la vía de regulación legal para promover una paz que vaya más allá de la mera paz negativa, entendida como ausencia de guerras y negación de los conflictos y no tanto como lucha contra la violencia estructural y cultural y como lucha por una paz con verdaderos contenidos.

Pero en el presente queremos destacar la oportunidad, en este preciso momento, de reafirmar que la vía del «desarme» no es la vía más pacifista, sino una mera vía coyuntural y oportunista, y por tanto insuficiente para construir una alternativa de defensa a la defensa militar y ello por varias razones suplementarias:

  • El mero desarme, como se ha explicado ya, no equivale a la construcción de una paz positiva, sino sencillamente a un control más o menos limitado del uso de la guerra como argumento de la política internacional. El desarme lleva a una paz negativa, pero no a una paz positiva.
  • Hay una tendencia en los partidos políticos que se proclaman alternativos a divagar en materia de defensa (podemos ver los programas electorales para las pasadas elecciones nacionales o europeas para comprobarlo), y sería ofrecerles una excusa inmerecida para no profundizar más en su propuesta, alentar la idea de que apoyar el tratado de comercio de armas, sin más, es alternativo y goza del apoyo pacifista. En nuestro criterio es imprescindible provocar que las agendas de propuestas políticas en materia de paz y seguridad vayan más allá del conformismo con el status quo y promuevan políticas de reducción gradual y progresiva del militarismo y de construcción gradual y alternativa de poder y autoorganización desde la base en materia de paz.
  • Es más inclusivo, completo y sobre todo, ofrece un horizonte claro y coherente, el hablar de transarme (que no excluye el desarme como estrategia de quitar y no solo regular el poder militar) que de desarme.
  • Conviene que afirmemos con rotundidad la globalidad de la agenda antimilitarista y pacifista: ¿promueve el pacifismo que lucha por la aplicación de los tratados de paz la aspiración concreta de políticas de transarme, que pasan por
    1. quitar gradualmente gasto militar y transferirlo a necesidades sociales,
    2. quitar armamento,
    3. quitar efectivos militares,
    4. quitar infraestructuras militares,
    5. Reconvertir la producción militar a finalidades socialmente necesarias y sostenibles,
    6. Abolir el armamentismo,
    7. Provocar cambios de política entre pueblos basados en la abolición de la guerra y en la cooperación entre los pueblos,
    8. Abandonar las alianzas militares y la actual geoestrategia,
    9. defender la seguridad humana,
    10. generar mediante la lucha social y la desobediencia el desbordamiento y la deslegitimación del militarismo,
    11. abogar por la desmilitarización gradual de la defensa hasta la completa abolición de la defensa militar,
    12. trabajar por el abordaje noviolento de los conflictos,
    13. Impulsar el apoderamiento por el común de la sociedad de una cultura de paz,
    14. Luchar contra la violencia estructural y cultural, etc.,

o quiere legitimar las medias tintas que, hasta la fecha, se ven en las propuestas de los partidos políticos en política de defensa?

  • ¿Basta con un pacifismo institucionalizado y que dialoga con las élites o es preciso un pacifismo alternativo, que construye con las bases sociales y que aspira a la defensa de las sociedades y de sus necesidades políticas, sociales y de seguridad humana?

Es por eso que mucho nos gustaría que en estos precisos momentos se enfatizara la estrategia de la desmilitarización de la defensa y no sólo la de la institucionalización del control militar, más manipulable por parte de los intereses militaristas.

En definitiva, si algo nos une es el acuerdo en que la paz negativa no es en realidad paz, sino violencia, y que la lucha por la paz debe centrarse en conseguir objetivos de paz global, centrados en la lucha por ir más allá del mero desarme militar, hacia el desarme de las conciencias y la desmilitarización de la política.

Sin dejar de reconocer el esfuerzo de personas y grupos en conseguir mínimos de control en el exagerado armamentismo actual, esperamos continuar la lucha juntos abogando por llevar el ideal de la paz mucho más allá de lo que pretenden permitir las grandes potencias.

Share

El ejército indio prueba un nuevo misil nuclear

URO+VAMTAC

Fuente: Europa Press

El pasado 12 de agosto, el ejército de la India ha probado un nuevo misil nuclear con capacidad para impactar a 350 kilómetros de distancia de su punto de lanzamiento.

Según un portavoz del ejército indio

  «El misil ha sido elegido al azar entre las existencias existentes. Las labores de lanzamiento han sido llevadas a cabo por el Mando de las Fuerzas Estratégicas (SFC) y han sido controladas por los científicos de la Organización para el Desarrollo y la Investigación en Defensa, como parte de un ejercicio práctico

Para ponernos en el contexto adecuado, India es uno de los pocos estados del mundo que reconocen poseer armamento nuclear y uno de los estados emergentes más importantes y pujantes del planeta. Por casualidad, uno de sus países vecinos, Pakistán, mantiene un contencioso territorial con la India por una zona disputada entre ambos estados (Cachemira) y con un alto grado de polarización del conflicto. Además, Pakistán también mantiene armamento nuclear bajo la supuesta justificación de que lo hacen por defenderse de la India. Ambos estados ya han protagonizado enfrentamientos militares desde su independencia en 1947 y a lo largo de todo el siglo XX (en 1998 estuvo a punto de desencadenarse un conflicto nuclear entre ambos) y lo que llevamos del XXI.

A inicios de agosto, el ejército pakistaní mató a varios soldados indios, y como respuesta el lunes 12 de agosto, junto con el lanzamiento del misil, el ejército indio se ha cargado a un civil pakistaní en Cachemira, en lo que parece una creciente y nueva escalada del conflicto.

El ejemplo del lanzamiento del misil nuclear por India no augura nada bueno, hasta el punto de que el día 13 de agosto, el Primer Ministro Pakistaní, Nawaz sharif ha hecho declaraciones pidiendo a la India que se sienten a negociar los asuntos pendientes entre ambos estados, añadiendo

Hagamos un nuevo inicio. Sentémonos y resolvamos todos los asuntos pendientes de forma amistosa y en una atmósfera pacífica  (…) Debemos ser buenos amigos, darnos la mano. Sentarnos juntos con el corazón abierto y limpio. Tenemos amor y aprecio por el pueblo de India y debemos ser buenos amigos»

En esta región parece estarse fraguando una situación bien alarmante y de la que nuestros medios de comunicación no informan, perdidos como están en cortinas de humo más apropiadas para los intereses occidentales.

Share
A %d blogueros les gusta esto:
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookCheck Our Feed