Tropas españolas para Irak y Libia

European+Council+Meeting%2C+28+June+2016

Por European Council

Fuente: Público

Nuestro Presidente en funciones Mariano Rajoy ha mostrado su halconía militar en la cumbre de la OTAN, apostando por más leña al mono y comprometiendo al ejército español en tales lides.

Ha dicho que

«España apoya el traslado de las actividades de formación y desarrollo del sector de la defensa a Irak, donde ya tiene desplegados 300 efectivos formando a las Fuerzas iraquíes»

y

España también apoya el despliegue de los aviones AWACS de la OTAN para la Coalición Internacional contra el EI

apostando por

buscar el valor añadido que la Alianza puede aportar a estos países, y la mejor forma de colaborar con la UE, con la Coalición Global contra el EI y con otras organizaciones regionales, como la Unión Africana y el Consejo de Cooperación del Golfo

Para rematar su alarde guerrero reiterando el mantra de que España es y será por los siglos de los siglos un «aliado fiel y comprometido » con la OTAN, a la que apoyará en su nuevo rumbo

 aportando sus probadas capacidades y experiencia, como ha hecho en todas y cada una de las operaciones que la Alianza ha puesto en marcha

Imaginamos, no es improbable por otra parte, que Rajoy conocerá la aplastante satisfacción de todos los partidos políticos del fragmentado mapa español en este aumento de tropas que ha propugnado Don Mariano en la cumbre de la OTAN. Tal vez ya se ve presidente aplastante, por activa o pasiva, y promete lo que puede prometer, con el permiso del gallinero. Tal vez conoce de buena mano el consenso de los demás, incluidos los «radicales» de Podemos, ya sea por entusiasmo o resignación, en que las cosas sean así. … De lo contrario no sería serio prometer lo que no tiene en su mano conceder.

De modo que tras la cumbre de la OTAN nos vamos haciendo idea de las prioridades del nuevo gobierno «activo-pasivo» del PP y sus rémoras para la próxima legislatura en materia de defensa:

  • Privilegiar y despachar los créditos a la industria militar que están esperando en una carpeta a ser aprobados inmediatamente después de la constitución del nuevo gobierno, como ya informamos hace unos dias.
  • Amistarse más aún con el amigo americano y dejar que las bases españolas y quién sabe qué más instalaciones sean un «patio trasero» adecuado al expansionismo militar agresivo de los yankies, como se ha mostrado en las declaraciones de Obama y el servilismo del resto en su viaje relámpago a las bases americanas y a Torrejón de Ardoz..
  • Aumentar todo lo posible y un poquito más el gasto militar español, tal como vienen prometiendo nuestros políticos con más trampa y mentira que otra cosa
  • Conseguir recomponer el consenso militar que, se temía, podía verse alterado por la aparición de nuevas fuerzas políticas que, no obstante, han demostrado su vasallaje al amigo americano y sus designios y su admiración por los uniformes y los generalatos.
  • Y trufar de nuevas tropas África y oriente medio en su salto hacia una política de exteriores de mamporreros mundiales, tal como se promete.

Total, que las promesas de Rajoy destapan a su vez ocultos y malísimos augurios y nos alertan de la necesidad, cada vez mayor, de poner freno a la expansión del militarismo que se viene produciendo en el Estado español.

Y eso, gobierno quien gobierne.

Share

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto:
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookCheck Our Feed