El inaugurador

El diputado de Amaiur Jon Iñárritu difundía este montaje con la foto original

Por Jon Iñárritu

Fuente: Vozpópuli

Toros, misa, lunch, …  Por todo lo alto, que se trataba nada menos que de inaugurar la casa cuartel de la Guardia Civil en el pueblo donde vive la madre del Ministro del Interior y no había que parar en gastos.

Su excelencia ministerial acudía a cumplir un sueño:  inaugurar un cuartel guardiacivil en su pueblo de adopción, porque el tal ministro es allí donde tiene a bien veranear, y hacerlo justo coincidiendo con las fiestas patronales del mismo. Que se note, que se note. Que se sepa lo rebién que hace las cosas Don Jorge, que con tanto ademán populista y prepotente bien harían en callarse los de su recua cuando censuran al mandatario de Caracas por hacer exactamente el mismo tipo de exhibiciones.

Y el caso es que la inauguración ha sido como el suflé, que parece bien enhiesto y decoroso y al final es hueco y huero y se acaba bajando estrepitosamente su ínfula.

Y el caso es que los guardiaciviles de Fitero están allá, plantados, como quien dice, compuestos y sin novia. Que aún no les llegó el wifi (cosa que en la mente de un ministro del interior no debe servir para nada), ni la corriente eléctrica en las viviendas guardiacivilescas, que tal vez con un cirio de misa por barba tiene de sobra, si lo saben administrar.

El ayuntamiento de Fitero les ha tenido que prestar de momento a los “civiles” un local para que los vecinos puedan tramitar en él las denuncias pertinentes, si es que estos no prefieren irse a otros cuartelillos de poblaciones cercanas donde los guardias ya cuentan con más antigüedad y menos penurias.

Y, como no puede ser menos, algunos hay cabreados en el cuerpo por las torpezas del tal Don Jorge

Se ha hecho todo deprisa y corriendo porque al ministro se empeñó en inaugurarla coincidiendo con las fiestas del pueblo

El ministro ya apuntaba maneras desde mucho antes, cuando se empecinó en poner la primera piedra en 2013 con un despliegue propagandístico y una estética idéntica a la del NO-DO del anterior régimen. Según la información que explicamos

Para entonces, las críticas a la construcción del inmueble dentro del Instituto armado, incluido entre los altos mandos, eran abundantes, ya que consideraban que el dinero que se iba a invertir era más urgente para otras partidas. En este sentido se destacaba que en dos localidades cercanas, Cintruénigo y Corella, situadas a sólo 3 y 6 kilómetros respectivamente, ya existían instalaciones de la Guardia Civil y que, por tanto, las nuevas eran innecesarias.

Amén de ello, al parecer, un grupo de vecinos denunció la irregularidad de la licencia de obras  concedida al Ministro para sacar adelante su casa cuartel añorado.

Todo muy bonito.

Ya ven lo buenos gestores que son nuestros políticos: grandes proyectos de calado indiscutible, inmejorables actuaciones, uso del dinero público con criterio encomiable … Y todo para hacer una misa cantada y una capea a la vieja usanza.

Menuda tropa.

 

Share

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto:
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookCheck Our Feed