A vueltas con el “nuevo ciclo inversor” de la defensa.

posado+de+los+protas+de+la+mano

airborneshodan

 

Fuente: Infodefensa

Durante estos meses el MInisterio de Defensa y su aparato de propaganda nos ha venido preparando para asumir un “nuevo ciclo inversor” en armas, porque estamos casi al borde de la disolución del ejército por falta de cañones.

Es, obviamente, una trampa plagada de alarmismos y que tiene varios destinatarios:

  • Uno, los desinformados, despreocupados y extractivos diputados que aprueban y desaprueban los presupuestos sin levantar el dedo ni hacer preguntas.
  • Dos, las voraces industrias militares que se intranquilizan porque no reciben las prebendas prometidas en la proporción que esperan.
  • Tres, los medios de comunicación pro militares que se dedican al sensacionalismo superficial pero bien interesado
  • Cuatro, los militares a los que se ningunea, se les mantiene en malas condiciones de trabajo y les convencen de que si no ganan todo lo que aspiran a ganar es porque hay poca inversión militar y poco gasto (y no, como ocurre, en que éste se invierte para lucrar a unos pocos y sus intereses)
  • Y cinco, la población levantisca, que una tras otra, va opinando en todo tipo de encuesta que se les hace que no quiere gasto militar y que, de darles a elegir, sería uno de los que recortaría o suprimiría.

Ahora que han conseguido hacer creer a casi todos que es casi una necesidad para que no nos sobrevenga el fin del mundo invertir más en lo militar, anuncia el Secretario de Estado de Defensa en su comparecencia en la Comisión de Defensa el pasado 6 de diciembre, como de pasada, que por fin se va a iniciar un segundo ciclo inversor en armas, con los programas de compra de los 8×8  y los de construcción de nuevas fragatas F110.

Para una primera fase, el programa de adquisición de vehículos 8×8 supone el encargo de la nada despreciable cifra de 350 aparatos de estos, lo que supone un pastizal de no menos de 1.500 millones de euros.

en cuanto a las fragatas F110, se pretenden comprar inicialmente (ojo con lo de inicialmente, porque por lo general este lenguaje militar quiere decir algo así que “como poco”) 5 de estas fragatas, con coste unitario inicial (idem) de 800 millones de euros por fragata, total, 400 millones de euros.

Además, se tiene previsto destinar de rondón otros 205 millones de euros a hacer viables los submarinos S-80 que en la primera fase de rearme español se fabricaron con sobrepeso y no aptos para sumergirlos, junto con otros 62 milloncetes más para los “yaques”  (ya que estamos, ponme esto mejor, tunéame por acá, etcétera) de los NH90, y otros 16,5 millones más para las mejoras de los buques de acción marítima que recientemente han encarecido su factura.

Parece el cuento de nunca acabar, pero es que hace unos días informamos que el MInisterio preveía al menos una inversión militar en armas de otros 10.000 millones de euros a sumar a la deuda ilegítima por compra de armas (por cierto adquiridas no para responder a las necesidades de defensa de España, para los que no son el medio idóneo según los propios militares, sino a otros intereses) que incluían además drones, más aviones de combate, misiles y lanzaderas, etcétera.

Si las proyecciones del propio MInisterio son válidas, la actual política de austeridad emprendida al dictado de la Europa rica implicará que cuando Morenés deje el MInisterio, los compromisos de pagos a las industrias militares serán de más de 40.000 millones de euros, 10.000 más que cuando lo tomó.

Es el famoso milagro de la reducción al alza de la deuda.

 

Share

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto:
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookCheck Our Feed