El despropósito de la operación Campamento

The+Hole+of+Shame

Fuente: ABC

A un mes de las últimas elecciones generales, se firmó un convenio entre el Ministerio de Defensa, el Ayuntamiento de Madrid, la Comunidad de Madrid y el SEPES (Entidad Pública Estatal del Suelo) por el cual se pretendía urbanizar más de un millón de metros cuadrados de suelo del Ministerio de Defensa en el sur de Madrid, en la llamada “operación Campamento”. Defensa recibió a la firma de este convenio 37.6 millones de euros y debía recibir otros 113 del SEPES en plazos sucesivos.

El Ministerio de Defensa ya había vendido al SEPES con antelación otros lotes de este proyecto junto con terrenos en Valencia, Melilla y Sevilla y por más de 260 millones de euros en conjunto y había dado en “aportación” otra importante cantidad de los terrenos donde estuvieron los cuarteles de “Campamento” con la finalidad de conseguir importantes beneficios de su urbanización.

Dado que se calculaba en unos 550 millones de euros el coste de urbanizar y construir todas las infraestructuras y viviendas de la famosa “operación Campamento”, el SEPES, que no tenía tal cantidad cuando firmó el convenio con Defensa, se vio obligado a pedir créditos por importe de  360 millones de euros; créditos que le dio el ICO cuando ya, en plena crisis, no se prestaba a nadie.

Por casualidades de la vida, son protagonistas de todo este embrollo José Bono, Carmen Chacón, Esperanza Aguirre, Alberto Ruiz Gallardón, y algunos nombres más de nuestro afanado militarismo rampante.

Pues bien, cuando se suscribió la firma de los convenios de la operación Campamento todos miraron para otro lado y nadie quiso ver la inviabilidad del proyecto por el pequeño inconveniente de que existían diversas sentencias judiciales de nuestras más altas instancias que convertían en nulos de pleno derecho los proyectos urbanísticos de la Comunidad de Madrid; sentencias que en el pasado mes de septiembre han sido definitivamente confirmadas por el Tribunal Supremo, dando al traste con toda la operación, que se ha venido abajo dejando en la ruina el dinero público pero pasando de rositas todos los responsables del desaguisado.

La situación actual es: SEPES tiene compromisos de pagos de más de 500 millones de euros, tanto a Defensa como a los bancos y otros y pérdidas de más de 120 millones de euros en sus balances. Junto a ello, el precio de los terrenos ha disminuido considerablemente y los planes urbanísticos son inviables, con lo que los terrenos en cuestión no valen para nada.

El Consejo de Ministros del 17 de mayo ha acordado, en vista de todo ello, rescindir el convenio, devolver los terrenos al INVIED y comerse con patatas la deuda generada, que se pagará con los impuestos de todos nosotros.

¿Quien ha ganado en la operación?

– De momento Defensa, que se ha quedado tanto los pagos de los primeros lotes de venta de terrenos, como los 37,6 millones que le dió el SEPES poco antes de las elecciones generales, más la devolución del millón de metros cuadrados, que podrá usar para otros fines o especular con ellos de otro modo.

– También han ganado los bancos que dieron crédito a SEPES.

– También los políticos que llevaron adelante la operación, que a pesar de su evidente responsabilidad en este intento cutre de pelotazo, se han ido de rositas sin que nadie les pida responsabilidad por empobrecernos.

¿Y quién pierde con esto?

– De momento todos nosotros, porque los desmanes de estos tipos suponen gasto público que recae en nuestras costillas.

Es curioso y evidente a la vez comprobar cómo el militarismo nos empobrece, deja indemnes a los políticos que no sempobrecen y acaba fortaleciendo al militarismo y a los privilegios de los ejércitos, que siempre salen ganando, ya sea pegando el pelotazo, ya eludiendo las pérdidas de sus malas políticas.

One comment

  1. […] hacemos memoria, la operación Campamento es un esperpento que solo busca lucrar a Defensa, como denunciamos en 2013. En 2015 se intentó colocar una millonada de metros cuadrados a un grupo empresarial chino para […]

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: