Reparto mafioso del petróleo iraki entre los amigos de Bush.

Taladro-H104-OilDriller

Fuente:  Público.

Más de seis años han pasado desde que Bush promoviera la invasión de Irak, teóricamente para evitar que Irak usara armamento químico y nuclear (que se probó que no tenía) contra el resto del mundo  y para llevar la democracia y la prosperidad a ese país dominado por un tirano.

Ahora ejecutivos del sector petrolero con base en Texas (Exxon, Hunt, Hillwood), políticos (el republicano Bob Schaffer), diplomáticos (el neocon Zalmay Khalilzad, el demócrata halcón Peter Gailbraith) y ex militares (Jay Garner), todos ellos pertenecientes al clan que apoyó la aventura militar de Bush, han conseguido las más jugosas concesiones en las áreas de Kurdistán y Bagdad para la explotación del petróleo de ese país. Según estimaciones recientes, con la explotación a pleno rendimiento de estos pozos Irak pasará a ser el tercer exportador mundial de crudo.

El sistema de adjudicaciones de los derechos de explotación de estos pozos es curioso: Subastas donde licitan (de forma por cierto bastante amañada) los grandes tiburones del petróleo.

Después de esta especie de reparto del botín, ¿alguien tiene duda de para qué se hizo la guerra en Irak y por qué ahora se mantiene la ocupación en este lugar?. Al premio nobel de la paz se le  olvidó, en su elogio cínico a las guerras justas, hablar de las razones inmorales por las que mantiene su injusta ocupación. Nada sorprendente pues se trata del jefe actual de esta banda de malhechores.

Share

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto:
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookCheck Our Feed